La amenaza judicial de Trea condiciona el proceso de venta de Novo Banco
  1. Mercados
EL PROCESO FORMAL EMPEZARÁ TRAS EL VERANO

La amenaza judicial de Trea condiciona el proceso de venta de Novo Banco

Las dos firmas negocian un acuerdo por la venta pactada de la gestora. Sin él, se verán en los tribunales. Este riesgo distorsiona los tiempos y el interés por el banco

Foto: La amenaza judicial de Trea condiciona el proceso de venta de Novo Banco
La amenaza judicial de Trea condiciona el proceso de venta de Novo Banco

El proceso de venta de Novo Banco se antoja complejo si no hay acuerdo pronto entre el grupo portugués y Trea AM, que pactó la compra de la gestora. Las dos partes negocian una rebaja en el precio, con amenaza de fondo de batalla judicial. Este enfrentamiento condiciona el proceso de venta de Novo Banco. Los plazos ya se están demorando y el reparto de cuadernos de venta se espera para después del verano, mientras que hay dudas entre los potenciales interesados en estudiar y presentar una oferta, según fuentes del mercado.

Novo Banco dio mandato a Deutsche Bank, tal y como avanzó este medio, para buscar un comprador del negocio español, articulado a través de una sucursal del grupo portugués, con un activo de 2.000 millones, principalmente en empresas, y una cartera de 2.000 millones en banca privada, según los datos que facilita al 'ranking' de ‘Funds People’.

Sin embargo, el proceso formal de enviar los cuadernos de venta se está demorando y, en conversaciones informales con entidades que quieren recibirlos, surgen las dudas por el conflicto con Trea. Tanto por la incertidumbre que genera un posible litigio como por los efectos del futuro de la gestora en banca privada, ya que es un negocio que, parcialmente, se solapa en ambos perímetros. Mientras, además, ha perdido a tres banqueros estrella, que ficharon por la banca privada de Deutsche Bank.

Foto: Trea rechaza firmar la compra de la gestora de Novo Banco y amenaza con pleitear

Los asesores de Novo Banco en el proceso de venta están explicando a los posibles interesados que el cuaderno de venta podría estar en julio pero, previsiblemente, será en septiembre cuando arranque el proceso formal. De esta forma, se ha demorado el calendario, que se ve condicionado por el lío con la gestora.

Novo Banco vendió la gestora a Trea AM en diciembre por 16 millones, según fuentes del mercado. La firma liderada por Carlos Tusquets se negó a firmar la compra el 30 de junio, cuando debía concluir el traspaso definitivo, al considerar que Novo Banco ha incumplido las obligaciones asumidas hace medio año al poner a la venta la entidad, incluyendo la red comercial que nutre la gestora. En el último mes, ambas entidades están negociando un acuerdo, con la amenaza de Trea de acudir a los tribunales si no es así.

La idea del banco es vender el negocio completo, aunque también está la opción de separar banca privada, cuya cartera podría tener más atractivo para jugadores que quieren crecer en este segmento, y colocar la cartera crediticia por otro lado, cuya venta por separado se vería condicionada por los efectos de la crisis del covid en los préstamos a empresas.

Foto: Deutsche Bank ficha banqueros estrella de Novo Banco en pleno proceso de venta

Por ahora, Deutsche tantea el mercado para encontrar interesados en el perímetro conjunto. La búsqueda pasa por entidades no cotizadas que puedan tener interés en crecer tanto en crédito de empresas como banca privada. Nombres propios como Banca March o Abanca, que ya estudió la opción en su momento, estarían entre los que podrían estudiar realizar una oferta. También podría ser una opción para entidades extranjeras con presencia en España, pero Deutsche queda fuera como asesor, y las firmas francesas han ido últimamente por otros derroteros. BNP ha lanzado Nickel para aproximarse al público minorista y Crédit Agricole ha buscado crecer con acuerdos.

Trocear el banco implicaría encontrar más interesados en el segmento de banca privada, aunque no tanto en empresas. De hecho, para el primer caso hay varias entidades que han mostrado su deseo de crecer de forma inorgánica, como Andbank o Singular Bank. El banco que lidera Javier Marín, de hecho, ha pedido ver el cuaderno de venta, según fuentes del mercado. También otros nombres propios como March, Renta 4, Beka Finance (Gala Capital), Morabanc, Tressis o Banco Alcalá (Crédit Andorra) han participado en procesos de venta de carteras o unidades de negocio del segmento de asesoramiento de grandes patrimonios.

Fuentes del mercado apuntan que un litigio afectaría de lleno al proceso de venta del banco. Lone Star, dueño del grupo portugués, puso el cartel de ‘se vende’ en España tras las pérdidas registradas por el banco de 179 millones en el primer trimestre, y después de recibir de Portugal una nueva inyección de capital de 1.037 millones, de los que 850 millones proceden de un préstamo del Estado. El presidente de Novo Banco, António Ramalho, ha asegurado que necesitará solicitar nuevas ayudas por la crisis del coronavirus.

Novo Banco Venta Banca Gestoras de fondos Fondos de Inversión
El redactor recomienda