crónica de bolsa

El Ibex 35 cierra el semestre más negro de su historia con una caída del 24%

Hasta la fecha este puesto había estado ocupado por la segunda mitad de 2008, cuando el índice había sufrido un desplome del 23,66%

Foto: (EFE)
(EFE)

El Ibex 35 ha vivido una sesión cotidiana este martes, sin embargo, marca un hito histórico: cierra el peor semestre de su historia con una caída acumulada del 24,27% (aun pese al rebote del 6,76% del segundo trimestre). Hasta la fecha este puesto había estado ocupado por la segunda mitad de 2008, cuando el índice había sufrido un desplome del 23,66%, en plena caída de Lehman Brothers.

Han sido seis meses marcados casi en su totalidad por la pandemia del coronavirus. Aunque ya a principios de año la enfermedad golpeaba los países asiáticos, en los mercados occidentales no se empezó a tomar conciencia del problema hasta finales de febrero, alrededor del lunes día 24, tras un fin de semana de brotes en Italia.

Desde entonces, los mercados han estado marcados casi a diario por la pandemia: pasando por las primeras respuestas (y algunos errores) de política monetaria, los anuncios de medidas de confinamiento de cada país (en España el estado de alarma empezó el 14 de marzo), la batería económica de planes de choque contra el frenazo de la actividad o los intentos de acuerdo para la recuperación pos covid (en Europa todavía no hay consenso).

Todo esto con la pandemia desarrollándose de fondo. De hecho, los rebrotes que se están dando en el intento de desescalada de este verano siguen asolando a los mercados. En España, son varios los focos calientes del virus, con zonas del país llegando a tener que retroceder de fase. A nivel mundial, uno de los casos más preocupantes es el de EEUU, hasta el punto de que Europa ha decidido vetarlo en su reapertura de las fronteras.

Un goteo que datos que preocupa a los mercados, con el Ibex 35 cayendo un 8,42% desde el pico alcanzado el 8 de junio tras un 'rally' generalizado que había dejado a muchos analistas extrañados.

Pero no solo las bolsas han vivido un semestre convulso. La prima de riesgo sigue por encima de sus niveles pre covid, en los 93 puntos, aunque lejos de los máximos de 2017 que alcanzó en marzo. Es el bono alemán, como activo refugio de referencia, el que ha sufrido mayor hundimiento de la rentabilidad ya que, de hecho, el español (tras meses de fuertes altibajos) ha terminado el semestre a la par de como lo empezó, en una rentabilidad del 0,48%. Eso sí, antes de que estallase el covid-19 en Europa, el activo había estado cayendo en tipo hasta alcanzar un mínimo en el 0,14%.

Todo esto sin hablar de algunas anomalías en el mercado que han llegado a ver los inversores en este semestre, como los futuros del petróleo en negativo en pleno desplome de la demanda a nivel mundial. Este martes, los futuros de crudo cotizan en 30 dólares por barril.

A nivel económico, ha habido algunos brotes verdes recientes (como el dato de paro en EEUU), pero el futuro sigue siendo incierto – de hecho, este mismo jueves verán la luz más datos de empleo tanto en el país estadounidense (hegemónico también en su influencia en los mercados) y España. Este martes, el Instituto Nacional de Estadística (INE) ha revelado una caída histórica del PIB en el segundo trimestre (-5,2%), mientras que el Ministerio de Hacienda ha revelado que el déficit se ha duplicado hasta alcanzar un 2,88% en mayo.

Mientras tanto, el peso de la deuda sigue creciendo. El Banco de España ha recordado este martes que, mientras que ahora es el momento de gastar y engordar la deuda, habrá que tener muy presente que no se desboque. El supervisor ha reclamado una reforma fiscal de calado tras esta crisis para romper con la dinámica al alza del endeudamiento de las administraciones públicas.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios