Viscofan: de sufrir en bolsa con la gripe porcina a prosperar con el coronavirus
  1. Mercados
SUBE UN 16% EN 2020

Viscofan: de sufrir en bolsa con la gripe porcina a prosperar con el coronavirus

Las subidas llegan después varios trimestres ácidos marcados por la gripe porcina, que golpeó el negocio en China. La navarra se beneficia ahora de ser líder en un sector defensivo

Foto: .
.

Tras dos años de altibajos en bolsa, Viscofan ha encontrado en el coronavirus un viento de cola. La cotizada de embalajes cárnicos pertenece al selecto grupo de valores que siguen cotizando en verde en 2020, habiéndose visto golpeada también en las sesiones fatídicas de marzo pero subiendo más de un 24% desde los mínimos del ‘jueves negro’ del Ibex 35. En lo que va de año, gana un 16%, mientras el Ibex 35 se ha dejado un 31%.

Las subidas llegan después varios trimestres ácidos marcados por la gripe porcina, que golpeó el negocio de Viscofan en China. Pese al buen progreso de Norteamérica y Latinoamérica, en Asia, la cotizada navarra no levantaba cabeza. La gripe porcina (que obliga a sacrificar a los cerdos) hizo caer la oferta de esta carne en la región, así como su encarecimiento. Entre el verano de 2018 (cuando se empezaron a registrar los primeros casos) y el verano de 2019, Viscofán lanzó dos ‘profit warning’, así como una mala racha de resultados.

Sin embargo, ya en los resultados del tercer trimestre del año pasado llegaron buenas noticias. La situación se empezó a estabilizar y Viscofan pudo volver a sacar provecho de la oportunidad estratégica en la región: la sustitución de envoltorios naturales por los suyos, los artificiales. Los ingresos en Europa y Asia (mayoría de la cifra de negocio de Viscofan) crecieron un 6,7% frente al año pasado, "impulsados por los mayores volúmenes en China y otros países de Asia, especialmente de los nuevos productos diseñados para reemplazar la tripa animal de porcino".

Foto: José Domingo de Ampuero y Osma, presidente de Viscofan. (Foto: Viscofan)

“Es cierto que la gripe porcina subrayó esa oportunidad”, explica César Sánchez-Grande, director del departamento de análisis de Ahorro Corporación. “La sustitución de la tripa natural por envolturas artificiales como las de Viscofan para evitar cualquier tipo de transmisión o contagio es la mayor oportunidad y fuerza de crecimiento de Viscofan en Asia ahora mismo”.

Este viernes, la compañía presentó resultados a cierre del primer trimestre del año. Mientras otras cotizadas del Ibex 35 empiezan a provisionar el impacto del covid-19, Viscofan registró en los primeros tres meses del año un incremento del 20% del beneficio y del 10% de las ventas, mientras reducía la deuda en un 30%. La navarra también anunció que mantenía el dividendo y su plan de inversión.

Las ventas en Asia y Europa (un 53% del total) subieron un 6,9% respecto al mismo periodo de 2019, mientras que en Norteamérica y Latinoamérica crecieron un 31,8% y 14,8%, respectivamente, manteniendo el ritmo del cuarto trimestre 2019.

Foto: Foto: EFE.

“Desde enero de 2020, la actividad del grupo se ha visto influenciada por la evolución del covid-19”, subrayó la compañía en la presentación. “En este contexto, el grupo ha mantenido una intensa actividad comercial y operativa que ha permitido que todas las plantas del grupo sigan produciendo a la vez que se han aplicado los protocolos de lucha contra el covid-19”. Viscofan reveló que había incrementado el uso de líneas de crédito ampliando a 86,4 millones el efectivo disponible con el objetivo de contar con mayores garantías ante “contingencias que se puedan dar en un entorno de tanta incertidumbre como la actual”.

En el trimestre, Viscofan se ha beneficiado en bolsa de pertenecer a un sector defensivo: el de la alimentación. “Viscofan está teniendo un buen comportamiento durante la crisis del coronavirus porque, al pertenecer a una industria considerada esencial (al ser productor de envolturas cárnicas) no ha visto alterada su actividad (dentro obviamente de los planes de contingencia, prevención y seguridad que han implantado)”, explica Ana Gómez Fernandez, analista de Renta4. “También sus clientes están operando con normalidad, o incluso con más intensidad para poder abastecer a toda la red de supermercados y puntos de ventas, fenómeno que se notará sobretodo el segundo trimestre”, matiza la experta, argumentando que se trata “de un valor defensivo, sin apenas deuda y con una sólida generación de caja”.

“El sector de alimentación en general se ha visto fortalecido de la tendencia de consumo en casa como resultado del confinamiento”, argumenta Manuel Lorente, analista de Mirabaud Securities en España. Otros ejemplos de empresas del sector que están aguantando en plena pandemia son Ebro Foods (cae un 4% en 2020) o la que tantas veces ha sido foco de pesimismo, DIA (sube un 9%), mientras que a nivel mundial uno de los casos más clave es Walmart, que alcanzó máximos históricos en bolsa en plena pandemia.

El sector de alimentación en general se ha visto fortalecido por su cualidad defensiva y por la tendencia de consumo en casa por el confinamiento

“Puede ser una oportunidad en cuanto a que el covid-19, en muchos sentidos, es un catalizador que puede acelerar tendencias que ya se estaban intuyendo en los trimestres anteriores”, matiza Lorente. A parte de la inclinación del mercado de la alimentación hacia envoltorios más higiénicos que impida enfermedades, Sánchez-Grande subraya que en este momento el covid-19 también incentiva a la gente a comer en casa y a organizar quedadas en casa, como barbacoas, en vez de comer fuera. Viscofan recibe de lleno esa demanda al encontrarse enfocado en una de las fuentes de proteínas cárnicas más baratas: la salchicha. En ese sentido, el analista cree que el mercado está descontando que Viscofan mejore sus perspectivas para el año, aunque no ve que el coronavirus vaya a suponer un cambio estratégico para la navarra ya que, al pensar en un periodo de tiempo a largo plazo (cinco, diez años) considera que la pandemia es un factor coyuntural, no estructural, para el sector de la alimentación.

“Más que una oportunidad, diría que va a estar menos afectada que otras industrias o compañías”, defiende por su parte Ana Gómez Fernández, analista de Renta4. “La recesión que está en camino no es positiva para nadie tanto por las implicaciones directas que tiene como por las indirectas, pero sí diría que Viscofan afronta esta crisis en una mejor posición”.

Lorente, a su vez, considera que la disrupción económica del virus podría ser una oportunidad de crecer a costa de la competencia. “Viscofan es mucho más fuerte que el de sus competidores, por lo que podría verse beneficiado en cuanto a ganancia de cuota de mercado si alguna de ellos desfallece ante las restricciones al capital circulante de los próximos trimestres”, apunta.

Foto: (iStock)

Entonces ¿está Viscofan libre de riesgos? No. “Existe no solamente un riesgo de precio por el ajuste de la camada porcina en china (-40%) que tardará varios años en normalizarse (dado que los animales no se hacen adultos por generación espontánea) sino también un riesgo de desabastecimiento, agravado por las restricciones impuestas por el covid-19”, subraya el analista de Mirabaud. También Gómez Fernández cree que hay que seguir monitoreando el riesgo de la gripe porcina. De todas formas, apunta a que “también es verdad que en 2019 Viscofan logró un sólido crecimiento en ventas, ganando cuota de mercado y sin que se resintiera su solidez financiera por lo que, de nuevo, está capeando ese shock también desde una mejor posición”.

A su vez, la pandemia puede traer algunos focos de incertidumbre para la materia prima de Viscofan. Según Lorente, “el más evidente es la ruptura de la cadena de producción de colágeno (principal materia prima de la que se nutren las envolturas de Viscofan), que se extrae básicamente de los tendones del ganado bovino”. Según explica, este tejido es también utilizado en la industria del automóvil para la confección de asientos y, habiéndose reducido drásticamente la demanda y ajuste de producción de estos productos, “generando la escasez de colágeno en los próximos trimestres (repercutiendo por lo tanto en su precio y los márgenes de la compañía)”.

Más allá de los vaivenes de las dinámicas del mercado de carne, Sánchez-Grande urge a no olvidar el riesgo de la divisa, sobre todo en Latinoamérica, donde Viscofan tiene especial exposición a Brasil. De todas formas, el analista no cree que sea suficiente para contrarrestar los vientos de cola de la cotizada.

Al final, desde Ahorro Corporación, Sánchez-Grande cree que Viscofan está en el centro de la búsqueda del inversor por compañías defensivas porque es un valor de calidad. “Prácticamente no tiene deuda y es una compañía que en esta crisis en financiero no va a tener problemas - de hecho no va a modificar el dividendo, no le va a hacer falta”, zaja el especialista. “Es líder mundial, es la única que produce todas las categorías de envolturas, y está excelentemente gestionada: cumple todos los requisitos para que haya tenido este comportamiento”.

Viscofan Coronavirus
El redactor recomienda