SEGÚN BANK OF AMERICA MERRILL LYNCH

Ocaso de la globalización, cambio climático y carrera espacial: así será la próxima década

La decadencia de la globalización, la fragilidad y volatilidad económica, un cambio demográfico radical y avances tecnológicos sin precedentes marcarán el rumbo del mundo

Foto: .
.
Adelantado en

Se acerca un cambio de década y, con él, nuevos desafíos para el mundo. Los coletazos finales de la última apuntan, según algunos analistas, a un cambio de ciclo. Desde Bank Of America Merry Lynch (BofAML) afirman que 2020 "es un punto de inflexión" a partir del cual los mercados de todo el mundo no serán los mismos. Los temas que ahora mismo los vertebran cambiarán y, toda la población, aunque en especial los inversores, van a tener que adaptarse a un nuevo entorno.

Los principales temas de la decada de 2020 frente a la de 2010, para Bank of America Merrill Lynch
Los principales temas de la decada de 2020 frente a la de 2010, para Bank of America Merrill Lynch

Cosas como la decadencia de la globalización, la fragilidad y volatilidad económica, un cambio demográfico radical y avances tecnológicos sin precedentes marcarán el rumbo del mundo. Estos son los principales temas que influirán la economía del mundo en la próxima década, según explican en su último informe.

El ocaso de la Globalización

El libre tránsito de capitales y personas más allá de las fronteras nacionales ha sido una de las tendencias más importantes del nuevo milenio. Sin embargo, en su primer punto, los analistas creen que los próximos años estará puesta en entredicho. "El libre flujo de personas, materiales y capitales no está garantizado".

Los países tenderían a cerrarse en sí mismos y favorecer el comercio local castigando los productos extranjeros. Esto se traducirá en menor crecimiento de la economía mundial. Y, poco a poco, en el olvido de los tratados de libre comercio multinacionales en pos de enfrentamientos arancelarios para renegociar acuerdos bilaterales.

Estos últimos se traducirían en batallas entre todo tipo de países para renegociar su posición en la economía mundial. Algunas ya se están sucediendo (Corea contra Japón, EEUU/ Reino Unido, EEUU/China…).

Trump y Xijing Ping durante la reunión del G20. (EFE)
Trump y Xijing Ping durante la reunión del G20. (EFE)

Estas dos nuevas amenazas a la globalización "se acelerarán a medida que otros líderes como Donald Trump, Matteo Salvini, Viktor Orban o Jair Bolsonaro lleguen al poder o eventos como el Brexit sucedan". Estos lograrían afianzar en las sociedades ideas políticas más proteccionistas a mayor velocidad.

En el informe apuntan que eso tendrá "un reflejo inmediato en la volatilidad de las economía mundial, que será mucho mayor". Además, apuestan porque esto provocará un auge en la inversión local y, con el distanciamiento entre las naciones, un mayor gasto en el sector militar.

Burbuja de bonos, recesión y Bancos Centrales

"Estamos ante una recesión mundial inminente por las guerras comerciales, los 'defaults' y la decadencia manufacturera. Por ello, creemos que los mercados a partir de 2020 serán muy vulnerables", afirman los analistas.

Creen que esta situación alimenta también una burbuja en los bonos y la respuesta a esta por parte de los Bancos Centrales serán nuevas medidas que, a medio-largo plazo "provocarán un auge de la inflación". Por ello apuestan porque los tipos de interés bajos (y, eventualmente, negativos) han venido para quedarse.

También defienden que la apuesta por políticas expansivas, los famosos estímulos, dejarán a estas instituciones "impotentes" y, sus políticas económicas "no van a ser determinantes para cambiar el rumbo de las tendencias mundiales".

Revolución china y cambio climático

La demografía también sufrirá fuertes cambios para los analistas. Por un lado prevén un gran aumento de la población mundial. Para el año 2030 esperan que el número de personas que habitan en la Tierra suba en 1.000 millones más. Aunque el verdadero problema no sería la superpoblación, sino que la consolidación de la clase media en países emergentes y la mejora de las condiciones de vida de las mismas, provocaría un "rápido envejecimiento de la edad media mundial".

Esto plantearía problemas para los Gobiernos pero, especialmente, supondría un cambio en el consumidor. Las preferencias de mercado de una población envejecida cambiarán los hábitos de consumo en todo el planeta, según el informe.

.
.

Otro de los temas, muy relacionado con este último, es el del cambio climático, cuyo debate influirá de forma decisiva la economía internacional según BofAML, en el cual afirman que "make the Earth green again" (hagamos la Tierra verde de nuevo) será un lema que resonará en las empresas y gobiernos.

"Los niveles del mar pueden aumentar, las temperaturas pueden cambiar más. Por ello, el daño que puede producir esta situación se podría traducir en movimientos migratorios masivos, desigualdad y desempleo". Afirman en el estudio.

Guerra digital y alzamiento de las máquinas

La tecnología y, especialmente, cómo será todo su entorno, sería el catalizador principal del próximo conflicto China-EEUU que ya es tema de conversión en 2019. Después de la guerra comercial, le toca el turno a la guerra de internet, donde las dos superpotencias "liderarán una competición hacia la computación cuántica, el 5G y los nuevos avances en ciberseguridad o Inteligencia Artificial".

En concreto, las tecnologías de conectividad e internet como el 5G o el 'internet de las cosas' protagonizarían un crecimiento sin precedentes. Su valor de mercado está actualmente en 30.000 millones de dólares y al término esta época se situaría en 500.000 millones.

Esta rivalidad impulsará la apuesta de los gobiernos, pero "provocará que ambos mercados se separen; en parte, tal y como se está viendo en incidentes como la situación de Huawei".

Y, respecto al gran negocio que son los datos de los usuarios. FAANG (Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google) tienen el control a día de hoy. Sin embargo, el informe prevé el ascenso de los actores del mercado asiático (Baldu, Alibaba, Tencent). Esto se produciría gracias a una estimación de aumento espectacular en el número de usuarios asiáticos que se irán incorporando a través de estas empresas, y estas adquirirían una posición de ventaja.

"Actualmente, en China solo la mitad de la población esta conectada pero eso ya es el triple de los usuarios en EEUU. Con nuestras previsiones de que ese número ya amplio de usuarios crecerá un 56% frente al 35% de EEUU, y si China elabora políticas favorables, sus empresas podrían lograr una posición dominante".

Robots y automatización

"El 50% de los trabajos del mundo están en riesgo de ser reemplazados por robots en 2030". Por ello, explican que el debate sobre qué fórmulas se usarán para ir haciendo más productiva la economía sin causar mucho daño en el empleo será uno de los avances tecnológicos que marque esta nueva etapa.

Crecimiento de la fuerza humana de trabajo frente la industria global de robots
Crecimiento de la fuerza humana de trabajo frente la industria global de robots

Desde ahora hasta 2023, estiman que la industria pasará de estar valorada en 38.000 millones de dólares a 71.000 millones, solo gracias a las innovaciones como el RPA (automatización de procesos robóticos).

La frontera final: el espacio

"Empezamos los 2020 con los primeros viajes al espacio financiados por empresas privadas. Esta década será una nueva era espacial, con más misiones gubernamentales y con las empresas entrando y participando en esta actividad en una auténtica privatización del espacio".

El turismo espacial será una realidad. La salida a bolsa este mes de octubre de Virgin Galactic, compañía que se dedicará a este sector o proyectos como Space X, lo atestiguan. Pero para los analistas esto solo será el comercio de "la conquista del espacio por parte de millonarios como Jeff Bezos o Elon Musk".

El fundador de Virgin Galactic Holdings, Richard Branson, celebra la salida a bolsa
El fundador de Virgin Galactic Holdings, Richard Branson, celebra la salida a bolsa

Con una reducción de costes acelerada, los gobiernos aumentarán sus presupuestos aeroespaciales para llegar a límites donde nunca se ha llegado y todas estas empresas podrán encontrar un nuevo negocio en la aventura espacial.

En resumen, ¿dónde será mejor invertir?

Teniendo todo esto en cuenta, ¿qué clase de activos consideran más apetecibles estos analistas para una cartera durante la próxima década?

Valores que se beneficien de la inflación: la mayor subida de los precios premiaría a valores refugio como 'commodities', bienes inmuebles, o materias primas como el oro o la plata.

Empresas nacionales vs. internacionales: la mayor protección de los mercados locales permitirá competir contra grandes multinacionales a empresas locales. Por ello este tipo de empresas podrían tener un crecimiento importante en la próxima década.

[Los mejores fondos de inversión por rentabilidad y riesgo]

Bonos: la "burbuja" de la deuda de los países "no parece que vaya a estallar pronto", por lo que ofrecerán peores rentabilidades de los valores refugio.

Peligro en la banca: con unos tipos de interés bajos, "y puede que en negativo", durante mucho tiempo, la banca sería un sector a la baja en los próximos años.

Defensa y aeroespacial: no solo con la "carrera espacial" antes mencionada, sino el distanciamiento entre los países por el auge del proteccionismo, "provocará un aumento de gasto militar". Esta situación puede beneficiar a empresas aeroespaciales y relacionadas con la defensa (Boeing, Airbus… etc.).

Empresas tecnológicas de conectividad y robótica: estos dos sectores como tal, crecerán con fuerza a lo largo de la década para BofAML.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios