TRAS LOS RESULTADOS DE CITI

Goldman, JP Morgan y Wells Fargo baten expectativas en sus cuentas de resultados

Mientras que Goldman Sachs y JP Morgan subián con fuerza en bolsa, Wells Fargo cerró en rojo. Los tres han batido las previsiones de ingresos y beneficios de los analistas

Foto: .
.
Autor
Tiempo de lectura3'

Después de que Citigroup diese el pistoletazo el lunes, el martes son tres grandes bancos los que publican resultados en Wall Street. Goldman Sachs, JP Morgan y Wells Fargo han superado expectativas en tanto ingresos como beneficios. Tras presentar sus cuentas, los dos primeros subían con fuerza en bolsa, mientras que Wells Fargo cerró en rojo.

Goldman Sachs

Por un lado, Goldman Sachs ha registrado unos ingresos netos de 9.461 millones de dólares, por encima de los 8.891 millones que se esperaba el consenso de los analistas recogidos por Bloomberg. Y otro tanto para el beneficio neto ajustado: 2.198 millones de dólares (en comparación con los 1.925 millones de dólares que esperaban los analistas). Sus acciones han subido un 1,87% tras presentar cuentas.

Su mayor unidad, la de servicios a clientes institucionales (un 37% de los ingresos) ha sufrido una caída del 4% de los ingresos netos y un recorte interanual del 3%. La unidad de renta variable subió un 6% interanual, "en un contexto caracterizado por una mayor actividad de la clientela en comparación con el primer trimestre de 2019". Sin embargo, esto no ha podido contrarrestar las caídas interanuales del 13% en la unidad de renta fija, divisas y 'commodities', donde Goldman Sachs matiza en el comunicado que hubo "poca volatilidad y poca actividad por parte del cliente".

No obstante, la división que mejor ha rendido es la de inversión y préstamos (27% del pastel), que ha aumentado en un 16% interanual sus ingresos, su mejor rendimiento en ocho años. "Dada la solidez de nuestra franquicia de clientes, estamos bien posicionados para beneficiarnos de una economía global en crecimiento", asegura el consejero delegado de Goldman, David Solomon, en el comunicado. El CEO también ha resaltado el impacto positivo de estos resultados en el dividendo de los accionistas, que ha subido un desde los 85 céntimos hasta los 1,25 dólares.


JP Morgan

Por otro lado, JP Morgan tambien ha tenido un trimestre sólido, sumando unos ingresos netos de 29.566 millones de dólares (en comparación con los 28.875 millones estimados) y unos beneficios netos ajustados de 8.371 millones (respecto a los 8.169 millones de los analistas). Por segmentos de negocio, la división de banca minorista facturó un 11% más, hasta 13.833 millones de dólares (12.324,3 millones de euros), compensando el descenso del 3% en el negocio de banca de inversión, hasta 9.641 millones de dólares (8.589,5 millones de euros).

"Hemos tenido un buen segundo trimestre y un sólido primer semestre, que se han beneficiado de nuestro modelo de negocio global diversificado", ha indicado el presidente y consejero delegado de JPMorgan Chase, Jamie Dimon, quien ha explicado que la creación de empleo y el alza de salarios en Estados Unidos han impulsado su negocio de banca minorista y compensado los descensos en las divisiones de banca de inversión y corporativa. Tras presentar sus cuentas, la empresa subió un 1,10% en Wall Street.

Wells Fargo

Y ya para terminar, Wells Fargo ha registrado la entrada de 21.589 millones de dólares en ingresos netos (respecto a los 20.912 millones que esperaban los analistas) mientras que también ha ganado 5.278 millones (en comparación con los 5.196 millones previstos por el consenso. "En el segundo trimestre de 2019, registramos fuertes ganancias y un continuo progreso en nuestras prioridades: centrarnos en nuestros consumidores, cumplir las expectativas de los reguladores y continuar con la importante transformación de nuestra compañía", ha subrayado el consejero delegado en funciones, Allen Parker.

No obstante, sus resultados no convencieron a los mercados, y Wells Fargo cerró con una caída del 2,98%. Sus ingresos por el margen de intereses han decepcionado tras quedarse en los 12.100 millones de dólares (un 3,6% menos que el mismo periodo del año pasado y su peor dato desde 2016). El banco explica en el informe que esta caída se debe a "reestructuraciones en el balance de cuentas" y el impacto "de unos costes de depósito más alto y un contexto de tipos de interés más bajos".

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios