EL S&P 500 CAE UN 2,41%

China sube los aranceles a EEEU y Wall Street sufre su peor caída desde enero

China ha aumentado los aranceles a 60.000 millones de dólares en bienes estadounidenses después de que, el viernes, EEUU incrementase hasta el 25% los impuestos sobre bienes chinos

Foto: Las banderas de EEUU y China. (EFE)
Las banderas de EEUU y China. (EFE)

Si bien el viernes el Eurostoxx y el SSE Composite cerraron en verde pese a la imposición de aranceles por parte de EEUU, el lunes, las bolsas retoman la tendencia a la baja que llevaban acusando varias sesiones. En un contexto de crecientes tensiones comerciales, China ha respondido con planes de imponer más aranceles por valor de 60.000 millones de dólares a bienes estadounidenses. El S&P 500 ha sufrido su peor caída desde enero y la curva de las rentabilidades de los bonos ha vuelto a invertirse.

El Ministerio de Economía en Shanghai ha anunciado en un comunicado enviado a última hora de la jornada china que aumentará los aranceles a 60.000 millones de dólares en bienes estadounidenses después de que la administración del presidente de EEUU, Donald Trump, subiese hasta el 25% los aranceles 200.000 millones de dólares en bienes importados desde el gigante asiático —cumpliendo así con su amenaza del fin de semana anterior—. La subida se implementará a partir del 1 de junio.

"Esta medida de aumento de aranceles por parte de China es una respuesta al unilaterismo y proteccionismo comercial de EEUU", avisó China en el comunicado. "Para defender el sistema multilateral de comercio y defender sus intereses y derechos legítimos, China ha ajustado sus aranceles sobre los bienes importados desde EEUU".

Asimismo, el S&P ha perdido un 2,41%, su peor caída diaria desde que el 3 de enero perdió un 2,48%. El Dow Jones ha caído un 2,38% y el Nasdaq ha cerrado con una pérdida del 3,41%. La curva de las rentabilidades de los bonos vuelve a invertirse entre los activos a diez años (2,407%) y los de tres meses (2,414%), con el bono a dos años cotizando una rentabilidad del 2,184%.

Al otro lado del Océano Pacífico, la bolsa de Shanghai ha cerrado con un retroceso del 1,2%, mientras que en Europa, el Eurostoxx 50 ha terminado la sesión con un sesgo negativo del 1,16%. En España, las caídas han sido más moderadas, con el Ibex 35 habiendo perdido un 0,8% y las energéticas salvando el terreno positivo. Entre los valores que más han perdido esta jornada, destacan Ence (-7%), Indra (-6%) y ArcelorMittal (-5%).

Las bolsas comenzaron el año al alza —con el S&P 500 llegando a retomar sus máximos históricos— en un contexto de optimismo por el avance de las negociaciones comerciales entre las potencias mundiales. Sin embargo, después de que el fin de semana pasado Trump avanzase sus intenciones de aumentar la presión arancelaria, el S&P 500 ya acumula una caída de casi el 4%, cerrando casi todas las sesiones en rojo.

En otro plano de activos, el West Texas Intermediate, barril de petróleo de referencia en EEUU cae hasta perder los 61 dólares en un contexto de tensión en el Estrecho de Ormuz, el embudo del petróleo mundial. Este fin de semana los Emiratos Árabes anunciaron que cuatro barcos de carga habían sido objeto de "operaciones de sabotaje" (entre el grupo figuraban dos buques saudís). El incidente se produce en un momento de máxima tensión con Irán, distanciado de EEUU por la imposición de las sanciones. Teherán amenaza con cerrar el estrecho por el que pasa casi un 20% del petróleo mundial.

Impacto económico

Ante el panorama de tensiones comerciales, los analistas y economistas hacen sus apuestas. Desde Legg Mason, Kim Catechis, pide cautela. "Con el ojo puesto sobre las elecciones de 2020, Trump parece preparado para arriesgar mermar aun más su base de votantes a cambio de aparecer como la figura fuerte de las negociaciones comerciales, lo que significa que continuará pidiendo lo imposible desde China", explica la gestora y responsable de mercados emergentes de Martin Currie.

Sin embargo, Catechis cree que China mantendrá la mente fría, ya que para el país asiático EEUU supone un 19% de las exportaciones (pero solo un 8,4% de las importaciones), citando datos de la propia gestora y del Banco Mundial. Asimismo, la analista cree que "la reacción de los mercados cambiará la idea de Washington" a la vez que considera que "para el resto de las bolsas del mundo, esto es una inyección no bienvenida de más incertidumbre, cuando las perspectivas de crecimiento a nivel global ya son débiles". "Si las tensiones se alargan, el perjuicio a la confianza tendrá consecuencias serias para las decisiones de inversión de capital".

La mesa de negociaciones comerciales la semana pasada en Washington (EEUU). (Reuters)
La mesa de negociaciones comerciales la semana pasada en Washington (EEUU). (Reuters)

No obstante, si la guerra comercial golpea la economía de China, esta situación puede llegar a tener un impacto negativo en el panorama macro del resto del mundo. China ha estado presentando ciertos índicios de desaceleración de la economía, golpeando así a los resultados de empresas como Apple (que justo es una de las que más cae el lunes, perdiendo un 5% en bolsa).

Sin embargo, Philipp Vorndran, estratega de Flossbach von Storch, se muestra optimista. "Esperamos que la economía global se ralentice, pero no que entre en una recesión severa", explica. "De todas las principales economías, China es la que más espacio tiene para maniobrar, con un banco central y un gobierno que pueden tomar muchas contramedidas". Sin embargo, el analista avisa de los efectos que esto pueda tener en algunos de los países, como Alemania y su sector de exportaciones: "el impacto sobre Alemania está por encima de la media, ya que Alemania es una economía basada en las exportaciones y depende del crecimiento de los mercados emergentes y China".

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios