cae un 5% en lo que va de año

Los fondos desafían a los bajistas y aumentan su apuesta por Inditex

Pese a que los bajistas están en máximos históricos y ya rozan los 1.000 millones de euros en la multinacional, los fondos que se quedan en Inditex aumentan su exposición al valor

Foto: El logo de la tienda de Zara, propiedad de Inditex. (Reuters)
El logo de la tienda de Zara, propiedad de Inditex. (Reuters)

Inditex está de moda... para bien y para mal. Por un lado, las posiciones cortas se sitúan en niveles récord en el gigante del 'retail', manteniéndose cerca de alcanzar los 1.000 millones de euros en agosto. Sin embargo, el número de fondos que ha incrementado su exposición a la multinacional ha crecido en el segundo trimestre, atrayendo a carteras tanto de bancos como de gestoras independientes.

Los bajistas siguen ocupando en agosto el 1,1% del capital del grupo presidido por Pablo Isla, según los últimos datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Las posiciones cortas llevaban subiendo moderadamente los últimos ocho años, pero ha sido a principios de 2018 cuando los bajistas han puesto definitivamente a Inditex en su punto de mira, aumentando desde una cifra que se había mantenido estable en los 0,2 puntos en los últimos meses de 2017 a los 0,4 puntos de repente en enero. Para finales de julio, los bajistas habían alcanzado una apuesta de 998.327 millones de euros contra Inditex.

De hecho, uno de los 'hedge fund' más agresivos, AQR Capital Management, que en mayo había bajado su presencia en las posiciones cortas por debajo del 0,5% del capital (a partir del cual la CNMV obliga a declarar a los bajistas individuales) ha vuelto a alcanzar el medio punto porcentual en agosto. AQR es el único fondo de cobertura que en la historia bursátil de Inditex que ha llegado a superar el umbral del 0,5% del capital.

La negatividad de los que apuestan contra el valor se hace notar y el gigante fundado por Amancio Ortega ya acumula una caída de más del 5% en lo que va de año. Desde los máximos anuales alcanzados el pasado 9 de julio, Inditex ha perdido fuelle y lleva cayendo más de un 9% en poco más de dos meses.

Pero los fondos no se dan por aludidos. La cantidad de carteras que tienen parte de su dinero invertido en el grupo téxtil se ha reducido en el segundo trimestre desde los 259 hasta los 247 - sin embargo, de los que se han quedado, 185 han decidido aumentar el importe y apostado sobre Inditex, en comparación con los 44 que han decidido reducir su exposición en el segundo trimestre. Entre los fondos que más invierten están los de los bancos, como Santander o Caixabank, pero también hay fondos de gestoras independientes, como EDM Inversión o Magallanes Iberian Equity.

Por ejemplo, el fondo 'value' Magallanes Iberian Equity (fondo que en junio cerró la entrada a nuevos participes al alcanzar los 500 millones de euros de patrimonio) tiene invertido en Inditex un 4,77% de su cartera de activos, es decir, 12,4 millones de euros. El fondo de Iván Martín ya apostaba por Inditex en el primer trimestre, cuando invirtió 8,8 millones de euros, que entonces suponía un 4,11% de su cartera.

En el segundo trimestre ha decidido aumentar levemente su inversión en el valor tras, según explica en los últimos registros remitidos a la CNMV, "los diversos acontecimientos de ámbito político vividos en España durante el periodo, como son el mantenimiento de las tensiones entre el Gobierno central y las fuerzas secesionistas de Cataluña, o la reciente moción de censura llevada a cabo en el país que ha motivado un cambio inesperado de Gobierno" hayan actuado "como detonantes para que la volatilidad se haya mantenido presente en estos últimos meses en el universo de inversión sobre el que actúa la estrategia Ibérica".

"Estos hechos, unidos al castigo que han sufrido ciertos sectores a causa de la guerra arancelaria de ámbito global, han puesto a precios atractivos a varías compañías que estaban en el punto de mira del fondo", añade Magallanes. Por tanto, el fondo ha aprovechado esta coyuntura para incorporar en cartera a Inditex y así incrementar su exposición al "sector de distribución", detalla la gestora.

También EDM habla maravillas de Inditex. La gestora especifica a Inditex como uno de los principales contribuidores del fondo, matizando que EDM se caracteriza "por un estilo de inversión 'bottom up', con un especial énfasis sobre la calidad y fiabilidad de las empresas y sus equipos directivos". Así, el fondo aumentó hasta los 62 millones de euros su apuesta sobre la multinacional, un 9% de su cartera, desde los 48,8 que tenía anteriormente.

Inditex, en buen momento de compra

Los resultados publicados en junio por Inditex siembran dudas respecto al agotamiento de su modelo de negocio: la compañía de Arteixo registró un beneficio neto de 668 millones de euros entre el 1 de febrero y el 30 de abril, lo que supone un aumento de apenas el 2% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. No obstante, la multinacional sigue siendo líder en el sector del 'retail' y es bien valorada por los analistas, con un 66% de recomendación en Bloomberg.

"Mirando al futuro, pensamos que según avance 2018, los vientos de proa que han impactado negativamente a la empresa en los últimos trimestres, y notablemente el cambio de divisas, se anualizarán, llevando a un crecimiento de dos dígitos a partir del segundo trimestre de 2018", explicaban los analistas de JP Morgan en marzo. "Por tanto, mantenemos una perspectiva positiva respecto a Inditex y vemos la reciente debilidad de su cotización como una atractiva oportunidad de compra".

El presidente de Inditex, Pablo Isla. (EFE)
El presidente de Inditex, Pablo Isla. (EFE)

Uno de los desafíos a los que se enfrenta la empresa es el auge del comercio por internet. Ya en marzo, en la presentación de sus resultados del año fiscal de 2017, la empresa reveló por primera vez en su historia el volumen de su negocio por Internet. "La venta 'online' creció un 41% hasta alcanzar el 10% de las ventas netas del grupo en 2017. La venta 'online' supone un 12% del total en los mercados con venta 'online'", detalló la empresa en la presentación.

Para finales de año, la multinacional planea integrar el almazanamiento de las tiendas físicas y 'online' a nivel global, enviando pedidos directamente desde ciertas tiendas. El gigante textil ya ha probado esta táctica con alrededor de 70 tiendas, según informó en sus últimos resultados trimestrales en junio, especialmente en España, y ahora está preparando expandir esta táctica a otros mercados en los que tiene presencia. "Esto es algo muy estratégico para nosotros, esta idea de integración total entre almacenes y almacenes en línea", afirmó a los analistas Isla en la última sesión con estos.

Se espera que los beneficios de este nuevo sistema sean tres: los clientes tendrán más probabilidades de recibir artículos más rápidamente si viven cerca de la tienda, las tiendas podrán seguir siendo relevantes en la era de las compras 'online' y Zara puede administrar mejor sus niveles de inventario. "Lo más relevante de esta integración total es que ponemos a la disposición de nuestros clientes 'online' el inventario de las tiendas físicas, porque a veces hay piezas que están fuera de 'stock' en internet pero continuamos teniendo el mismo modelo en las tiendas", explicó el presidente. "Es un factor relevante para nosotros, pero en términos de coste es neutral".

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios