Los grandes inversores certifican la parálisis de España por la incertidumbre política
  1. Mercados
spanish m&a forum de mergermarket

Los grandes inversores certifican la parálisis de España por la incertidumbre política

Los mayores inversores de capital riesgo e inmobiliarios confirman que las operaciones en España están paradas por la incertidumbre política. Pero hay muchos matices

Foto: Pablo Iglesias y Pablo Echenique, de Podemos, en un mitin en Zaragoza el 20 de mayo. (EFE)
Pablo Iglesias y Pablo Echenique, de Podemos, en un mitin en Zaragoza el 20 de mayo. (EFE)

La parálisis de la inversión en España quedó certificada este martes en el Spanish M&A and Private Equity Forum que organiza Mergermarket. Algunos de los principales fondos de capital riesgo e inversores inmobiliarios coincidieron en que muchas operaciones en marcha se han frenado a la espera de que se resuelva la situación política tras las nuevas elecciones del 26 de junio. Ahora bien, la culpa no es solo de los compradores, sino también de los vendedores. Y más allá, también se mostraron de acuerdo en que hay mucha liquidez y mucho apetito inversor que se manifestará cuando se aclare el panorama.

"En las conversaciones que tenemos con grandes empresas, nos cuentan que están posponiendo o ralentizando las decisiones a la espera de que se despeje la situación", explica Carlos Santana, responsable del fondo Advent para España. Gonzalo Gutiérrez, 'country manager' de la empresa de servicios inmobiliarios FinSolutia, añade que hay una doble incertidumbre: política y regulatoria, ante un posible Gobierno con influencia de Podemos. Pruebas de esta última sería lo ocurrido con la operación Chamartín en Madrid o con la moratoria hotelera en Barcelona. Asimismo, alerta de que la incertidumbre sobre las ejecuciones hipotecarias (los desahucios) está afectando a la venta de carteras de crédito moroso por parte de los bancos.

El 'impasse' político en nuestro país también está generando otro problema: los fondos de capital riesgo no pueden levantar capital para invertir, ya que los potenciales interesados "prefieren esperar dos o tres meses antes de comprometer su dinero durante cinco años", explica Nicolás Jiménez-Ugarte, socio director de Artá Capital. Los fondos de 'private equity' invierten en empresas no cotizadas, por lo que sus inversiones no son líquidas, lo que exige que sus partícipes deben renunciar a rescatar su inversión durante varios años.

Los vendedores también prefieren esperar

Ahora bien, no todo el problema es que los inversores están en modo de 'esperar y ver'. Los potenciales vendedores de empresas y activos también prefieren esperar a que se forme un Gobierno: "Hay mucha presión compradora provocada por el exceso de liquidez disponible para invertir, pero el 'impasse' ha afectado más a los vendedores, que quieren maximizar el precio y esperan a que se despeje la incertidumbre para lograrlo", según Sebastián Ojeda, director de Bankinter.

placeholder Spanish M&A and Private Equity Forum en Madrid (Mergermarket)
Spanish M&A and Private Equity Forum en Madrid (Mergermarket)

Esta liquidez es fruto básicamente de las facilidades de financiación por parte de los bancos y también por la aparición de nuevas fuentes como el MARF o el 'direct lending'. Y, en último extremo, fruto de la inundación de liquidez promovida por Mario Draghi, el presidente del BCE. De esta forma, nos encontramos con mucho dinero que persigue un número pequeño de oportunidades, lo que está disparando los precios a niveles superiores a la media histórica, hasta el punto de que se empieza a hablar de burbuja. Y aun así, los vendedores quieren más.

"Las elecciones no son para tanto"

No obstante, no todo el mundo está de acuerdo en el efecto de la incertidumbre electoral española. Así, Víctor Xercavins, socio de Cuatrecasas, sostiene que "la percepción de España ha cambiado mucho. Hace unos años, si planteabas en Londres invertir aquí, te miraban como a un loco. Ahora, con tantos riesgos, parece que se deberían haber ralentizado las operaciones, pero sigue habiendo apetito y la percepción de los fondos sigue siendo buena". El citado ejecutivo de FinSolutia reconoce que, "pese a todas las incertidumbres, los precios en Cataluña siguen subiendo con fuerza". Y Salvador Pastor, responsable de fusiones y adquisiciones de JLL, apostilla: "Los inversores surgen como setas".

Una posible explicación es la ofrecida por Borja Oria, socio de Arcano: "Nadie te pregunta por las elecciones en España. Estamos en Europa, se ha visto lo que ha pasado en Grecia y los inversores tienen claro que cualquier Gobierno que salga de las urnas no tendrá tanto margen de maniobra: no controla ni el tipo de cambio ni la política monetaria, y la fiscal está supeditada a reducir el déficit y la deuda públicos".

Inversores Capital riesgo Mercado inmobiliario Inversión inmobiliaria Elecciones Generales 2016 Unidas Podemos
El redactor recomienda