La confianza empresarial alemana sube pese al alza del crudo
  1. Mercados

La confianza empresarial alemana sube pese al alza del crudo

La confianza empresarial subió en septiembre, en Alemania, contra todos los pronósticos, hasta el nivel más alto desde enero, pese al encarecimiento del petróleo y la

La confianza empresarial subió en septiembre, en Alemania, contra todos los pronósticos, hasta el nivel más alto desde enero, pese al encarecimiento del petróleo y la incertidumbre política tras las elecciones generales.

El Instituto de Investigación Económica alemán (Ifo) informó este martes de que el índice de confianza empresarial en el conjunto de Alemania ascendió en septiembre hasta los 96,0 puntos, frente a los 94,6 puntos revisados de agosto.

El presidente del instituto de investigación muniqués, Hans-Werner Sinn, dijo que este avance de la confianza empresarial se produjo, sobre todo, por la mejora de la situación de la industria y del comercio minorista.

Sinn explicó que las perspectivas económicas fueron peor valoradas tras las elecciones generales celebradas en Alemania el 18 de septiembre.

El práctico empate logrado por los conservadores cristianodemócratas y el Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD) en las elecciones han dificultado la formación de una coalición conservadora, como habían previsto los inversores, que temen un retraso en la aplicación de las reformas económicas para impulsar el crecimiento y reducir el desempleo.

La mayor parte de los analistas había previsto un retroceso de la confianza empresarial en Alemania, en septiembre, por la fuerte subida del precio del petróleo, que puede incrementar los costes de las empresas y reducir el poder adquisitivo de los consumidores.

El precio del barril de Brent, de referencia en Europa, costaba hoy 62,85 dólares en el mercado de Londres. El encarecimiento generalizado del petróleo ha incrementado este año el precio de la gasolina un 13% en Alemania.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo sus pronósticos de crecimiento para Alemania para 2005 hasta 0,8% y para el próximo hasta el 1,2%, por debajo del 1,8 por ciento previsto para la zona euro, y el 3,3% de EEUU.

Sinn destacó que las empresas consultadas valoraron mejor que en agosto la situación actual de la economía, si bien las perspectivas económicas para los próximos seis meses se mantuvieron invariables.

La confianza subió en el sector manufacturero, tras el ligero retroceso del mes anterior, debido a que las empresas calificaron su situación actual notablemente más positiva, aunque fueron menos optimistas en la valoración de las perspectivas.

En el sector del comercio minorista también mejoró la confianza pero aquí fue por la subida de los pronósticos para los próximos meses y no por la valoración actual, que se mantuvo invariable.

Además, la confianza mejoró en el sector del comercio mayorista, donde ascendieron los dos componentes del índice, el del análisis de la situación presente y el de las perspectivas para el futuro próximo. En el sector de la construcción, el clima de confianza también se mantuvo invariable, afirmó el presidente del Ifo.

El instituto Ifo, que calcula este indicador de confianza mediante encuestas mensuales sobre producción, inventarios, pedidos, precios y empleos a 7.000 empresas, toma como base el año 2000 (al que asigna el valor de 100).

Ifo