Es noticia
Menú
Wolf ('Financial Times'): “La solución para el cambio climático es la tecnología, no detener el crecimiento”
  1. Medioambiente
  2. Clima
conferencias Energy Prospectives

Wolf ('Financial Times'): “La solución para el cambio climático es la tecnología, no detener el crecimiento”

Varios expertos nacionales e internacionales se reunieron de la mano de la IESE Business School y la Fundación Naturgy para debatir sobre cómo el riesgo climático y la transición energética afectan al entorno financiero

Foto: Martin Wolf, editor adjunto y columnista del Financial Times. (Foto:cortesía)
Martin Wolf, editor adjunto y columnista del Financial Times. (Foto:cortesía)

Economía y ecología van de la mano a todos los foros a los que son llamados. Ambos conceptos, antaño independientes, no salen a colación el uno sin el otro. Desde la COP26 —donde esta relación es el eje de todos los paneles— hasta cualquier conversación doméstica, la cuestión central siempre es cómo alcanzar una fórmula que permita salvar el planeta del calentamiento global, sin que esto implique renunciar al crecimiento y la calidad de vida.

Precisamente, la octava edición del ciclo de conferencias Energy Prospectives, ‘Riesgo climático, transición energética, riesgos financieros y crecimiento económico global’, organizada por Fundación Naturgy y el IESE Business School de la Universidad de Navarra, se focalizó en cómo se debe combinar un uso racional de los recursos con el fomento del desarrollo sostenible. Para ello, los promotores del evento convocaron a figuras de reconocido nivel internacional con el objetivo de realizar un intercambio productivo de conocimientos, valores y experiencias dentro del entorno energético.

Entre los participantes se encontraban invitados como Martin Wolf, editor adjunto y columnista del Financial Times, y Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España, además de los coorganizadores del encuentro Franz Heukamp, director general del IESE, y Rafael Villaseca, presidente de Fundación Naturgy.

placeholder De izquierda a derecha: Martin Wolf, editor adjunto y columnista del Financial Times; Jordi Canals, profesor de la escuela de negocios, Rafael Villaseca; y Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España. (Foto: cortesía)
De izquierda a derecha: Martin Wolf, editor adjunto y columnista del Financial Times; Jordi Canals, profesor de la escuela de negocios, Rafael Villaseca; y Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España. (Foto: cortesía)

En consonancia con el tema central de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático que se celebra estos días en Glasgow (Reino Unido), el editor del Financial Times evidenció la necesidad de “reducir en un 40% las emisiones de gases de efecto invernadero para el año 2030”, ya que “si no hacemos nada, nos arriesgamos a un Armagedón climático”, subrayó el experto británico. Desde su punto de vista, existen verdaderos “riesgos derivados de la inactividad ante esta cuestión”.

Sin embargo, combatir este problema no pasa por “detener el crecimiento económico como solución”. Bajo su perspectiva, es ineludible emprender una compleja “transformación tecnológica como única salida. De momento, esto es lo que está permitiendo minimizar considerablemente los costes de las energías limpias y alternativas”. Wolf aclaró que “la transición hacia una economía descarbonizada tiene que seguir contando todavía con los combustibles fósiles” y estos “deberán tener unos precios estables para que el tránsito sea posible”, señaló.

"Los beneficios de la adopción temprana de políticas que impulsen la transición compensa su coste a corto plazo" (Hernández de Cos)

Respecto a la Administración Pública, confirmó que tiene “un papel relevante a nivel mundial”, puesto que “debe garantizar una regulación certera, impulsando incentivos” y puso un ejemplo en esta dirección: “Sería interesante ofrecer subsidios temporales para las nuevas tecnologías o establecer plazos para la sustitución gradual de los vehículos más contaminantes. Es fundamental colaborar mediante inversiones con las empresas que impulsarán esta transformación”, concluyó. Una transición temprana compensará el sobrecoste.

Por su parte, el gobernador del Banco de España apuntó que “el impacto del cambio climático en la economía puede ocurrir a través de canales diferentes que afectan a compañías y hogares y, por lo tanto, también a los bancos”. Pese a que el financiero es un sector que normalmente se engloba dentro de los considerados como respetuosos con el medioambiente, “está asociado al riesgo” y de su actividad “dependen otras muchas industrias”. Pablo Hernández de Cos admitió que “el golpe podría darse igualmente sobre la capacidad de los bancos centrales para estabilizar la inflación”. “Es probable que las políticas destinadas a promover la economía neutra en carbono, como los impuestos, afecten a la volatilidad de la inflación general, que incluye los precios de la energía”, matizó. En este sentido, tras realizar una prueba de resistencia climática, el Banco de España ha extraído la conclusión de que “los beneficios de la adopción temprana de políticas que impulsen la transición hacia la descarbonización compensa con creces el coste a corto plazo de la misma”, recalcó.

"Las pérdidas vinculadas a las catástrofes climáticas de los últimos años ascienden a más de 1.000 trillones de dólares" (Wolf)

En consonancia con lo anotado por Martin Wolf, el gobernador destacó que “es necesario un enfoque holístico que involucre todas las políticas y actores”. El responsable del Banco de España quiso evidenciar la diferencia entre los riesgos del cambio climático y los de la transición ecológica. Respecto a estos últimos, explicó que son aquellos “derivados de la imprescindible transformación de la economía” hacia otros modelos productivos más verdes, mientras que los peligros del calentamiento global proceden de “las pérdidas vinculadas a las catástrofes climáticas de los últimos años. Este asciende a más de 1.000 trillones de dólares”. Asimismo, el gobernador coincidió con el editor en la importancia que debe tener la tecnología: “Las empresas que apuesten por la sostenibilidad van a reducir sus costes de energía, aunque van a precisar una gran inversión, ya que tendrán que sustituir sus equipos y sistemas”.

Durante la apertura de la mesa, moderada por Jordi Canals, profesor de la escuela de negocios, Rafael Villaseca, expuso a los asistentes la interrelación existente entre la amenaza climática y el sector, pero también el lazo que liga a ambos con el mundo financiero y económico. “A través de jornadas como esta, la Fundación Naturgy, con la colaboración del IESE, pretende contribuir a una mejor comprensión de la industria energética y de los diferentes desafíos y retos que presentan en el futuro desde diferentes perspectivas”, declaró.

Economía y ecología van de la mano a todos los foros a los que son llamados. Ambos conceptos, antaño independientes, no salen a colación el uno sin el otro. Desde la COP26 —donde esta relación es el eje de todos los paneles— hasta cualquier conversación doméstica, la cuestión central siempre es cómo alcanzar una fórmula que permita salvar el planeta del calentamiento global, sin que esto implique renunciar al crecimiento y la calidad de vida.

ECBrands BrandsEnergíayAgua