Es noticia
Menú
EY y Samaniego renegocian su integración y la sustituyen por una colaboración exclusiva
  1. Jurídico
El nuevo pacto es un "traje a medida"

EY y Samaniego renegocian su integración y la sustituyen por una colaboración exclusiva

Las incompatibilidades para el arbitraje que la unión con la 'big four' conllevaba para Fernández-Samaniego empuja a buscar una nueva fórmula para que el letrado lidere los LMS de EY

Foto: Ramón Palacín, socio director de EY Abogados, y Javier Fernández Samaniego, socio director de Samaniego Law. (Cedida)
Ramón Palacín, socio director de EY Abogados, y Javier Fernández Samaniego, socio director de Samaniego Law. (Cedida)

EY Abogados y Samaniego Law redefinen los términos del acuerdo de integración que anunciaron el pasado mes de enero —y cuya fecha de efectividad, según comunicaron ambas partes, era el 1 de febrero—. Tal y como ha podido saber El Confidencial, la 'big four' y el despacho que lidera Javier Fernández-Samaniego han modificado su pacto de unión por un acuerdo de colaboración en exclusiva en materia de servicios legales gestionados (LMS, por sus siglas en inglés). De este modo, la firma española de servicios legales alternativos (ALSP) mantendrá una entidad propia e independiente respecto de EY Abogados, aunque seguirán trabajando de la mano en dicha especialidad.

* Si no ves correctamente el módulo de suscripción, haz clic aquí

De este modo, en las nuevas condiciones que rigen el nuevo acuerdo entre las organizaciones, Fernández-Samaniego se sigue colaborando con el área de los LMS de EY Abogados. Este departamento incluye una serie de servicios dirigidos a las asesorías jurídicas de las empresas, entre los que se incluyen la externalización total o parcial de la función legal; la revisión y mejora de los procesos de trabajo; la implantación de desarrollos tecnológicos, o la revisión automática de documentación y contratos.

Desde EY Abogados y Samaniego Law confirman la reformulación de su acuerdo y explican que la misma se debe a las incompatibilidades que su integración en la 'big four' conllevaban para Fernández-Samaniego. Junto con la dirección de su propia firma (especializada en derecho tecnológico y en el asesoramiento en materia de gestión de asesorías jurídicas) el letrado es, además, árbitro y mediador en diversas instituciones nacionales e internacionales.

Foto: A la izquierda, Lourdes Centeno, en su etapa de vicepresidenta de la CNMV. A la derecha, la presidenta, Elvira Rodríguez. (EFE)

Así, en 2020 fue designado por el Reino de España en la lista de árbitros y conciliadores del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) del Banco Mundial, mandato que se prolonga hasta 2026. Además, ejerce en la sección especializada en TIC de la Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio de Madrid y es asociado del Club Español de Arbitraje. Como mediador, está acreditado por el CEDR de Londres y forma parte del Panel de Distinguidos 'Neutrales' de la CPR en Nueva York.

Una integración de máximos y la asunción por parte de Fernández-Samaniego de la condición de socio en EY Abogados, explican las partes involucradas en la operación, le habría obligado a renunciar a gran parte de sus funciones como árbitro internacional, dado el importante número de incompatibilidades con las que cuenta una organización como la 'big four'. Este coste, continúan, no fue lo suficientemente bien valorado en el momento del anuncio de la unión, por lo que se ha procedido a reajustar los términos del acuerdo. "Un traje a medida", definen, que permite a EY y a Fernández-Samaniego mantener su colaboración en el proyecto de LMS y, a la vez, que el segundo continúe participando en arbitrajes y mediaciones internacionales.

Foto: Vista de las Cuatro Torres de Madrid. (iStock/Marta Fernández)

En todo caso, ambas partes restan importancia a la reformulación de los términos de la alianza y señalan que redefiniciones así son habituales en los procesos de fusiones y adquisiciones. Asimismo, destacan que los nuevos términos del acuerdo entre EY y Samaniego no alteran el servicio que ofrecerán a los departamentos legales de las compañías que busquen mejorar sus procesos y tecnología, o externalizar todo o parte de la función legal.

EY Abogados y Samaniego Law redefinen los términos del acuerdo de integración que anunciaron el pasado mes de enero —y cuya fecha de efectividad, según comunicaron ambas partes, era el 1 de febrero—. Tal y como ha podido saber El Confidencial, la 'big four' y el despacho que lidera Javier Fernández-Samaniego han modificado su pacto de unión por un acuerdo de colaboración en exclusiva en materia de servicios legales gestionados (LMS, por sus siglas en inglés). De este modo, la firma española de servicios legales alternativos (ALSP) mantendrá una entidad propia e independiente respecto de EY Abogados, aunque seguirán trabajando de la mano en dicha especialidad.

Despachos Abogados Ernst & Young
El redactor recomienda