Es noticia
Menú
El fotógrafo donostiarra Kote Cabezudo, condenado a 28 años por abuso y pornografía
  1. España
  2. País Vasco
a varias de sus modelos

El fotógrafo donostiarra Kote Cabezudo, condenado a 28 años por abuso y pornografía

La Fiscalía reclamó más de 250 años de prisión para el procesado, mientras que la acusación particular, que representa a 14 víctimas, elevó su petición hasta los 2.627 años

Foto: Un periodista observa en una pantalla la entrada de Kote Cabezudo en la sala de la Audiencia de Gipuzkoa. (EFE/Juan Herrero)
Un periodista observa en una pantalla la entrada de Kote Cabezudo en la sala de la Audiencia de Gipuzkoa. (EFE/Juan Herrero)

El fotógrafo donostiarra Kote Cabezudo ha sido condenado a 28 años y dos meses de cárcel por distintos delitos de abusos sexuales, violación, pornografía infantil y estafa a varias de sus modelos, según han informado fuentes del caso.

Durante el juicio contra Cabezudo, celebrado en San Sebastián entre los pasados 7 de marzo y 13 de abril, la Fiscalía reclamó más de 250 años de prisión para el procesado, mientras que la acusación particular, que representa a 14 de las 17 víctimas, elevó su petición hasta los 2.627 años de cárcel.

Foto: Protestas durante la celebración del primer juicio contra el fotógrafo Kote Cabezudo. (Efe)

En un auto dictado el pasado 2 de mayo para pronunciarse sobre el fin del periodo de prisión provisional del fotógrafo, que actualmente se encuentra internado en el centro donostiarra de Martutene, la Sección Primera de la Audiencia de Gipuzkoa, encargada del caso, ya avanzó su intención de condenar a Cabezudo y que la pena a imponer sería superior a los ocho años de prisión.

Aunque la pena impuesta es de 28 años y dos meses, según las citadas fuentes, el fotógrafo no cumplirá más de 20 años efectivos de cárcel.

El fotógrafo donostiarra Kote Cabezudo ha sido condenado a 28 años y dos meses de cárcel por distintos delitos de abusos sexuales, violación, pornografía infantil y estafa a varias de sus modelos, según han informado fuentes del caso.

Pornografía infantil
El redactor recomienda