El caso de Asier Niebla, a juicio: ¿asesinato, homicidio o ninguna de las dos cosas?
  1. España
  2. País Vasco
ocurrió el 12 de agosto de 2018

El caso de Asier Niebla, a juicio: ¿asesinato, homicidio o ninguna de las dos cosas?

El procesado se enfrenta a penas de 12 años de cárcel por parte de la Fiscalía, que lo considera autor de un homicidio, y a 20 años por asesinato, que pide la acusación particular

Foto: El acusado (I), durante la primera jornada del juicio. (EFE)
El acusado (I), durante la primera jornada del juicio. (EFE)

El joven Asier Niebla murió en 2018 en San Sebastián tras ser golpeado por la expareja de una chica con la que conversaba, un hecho que juzga desde este miércoles un tribunal del jurado, que deberá decidir si el agresor cometió un asesinato, un homicidio o, como sostiene la defensa, ninguno de los dos delitos. La vista por este caso se inició este miércoles en la Sección Primera de la Audiencia de Gipuzkoa con las alegaciones de las partes, dos años y casi cuatro meses después del suceso, ocurrido a las cinco de la mañana del 12 de agosto, primera noche de la Semana Grande donostiarra, cuando el acusado golpeó a Niebla, de 28 años, que cayó al suelo y después permaneció dos meses en coma hasta su fallecimiento.

El procesado se enfrenta a penas de 12 años de cárcel por parte de la Fiscalía, que lo considera autor de un homicidio, y a 20 años por asesinato, que le imputa la acusación particular, que ejerce el abogado Yosu Agote en nombre de la familia de la víctima, y la acción popular, en representación del Ayuntamiento de Urnieta, el pueblo donde Niebla vivía con sus padres. Para el letrado defensor, no fue ni lo uno ni lo otro, y "ni tan siquiera" un delito de lesiones porque, según ha asegurado en esta primera sesión, los informes médicos que constan en el sumario apuntan a que la muerte se produjo al golpearse Niebla en la cabeza contra el suelo.

Foto: Concentración silenciosa para condenar el asesinato de una mujer en Moraira víctima de la violencia machista, en febrero. (EFE)

El Ministerio Público sostiene que "hay elementos indiciarios probatorios" de que el encausado cometió un homicidio cuando el día de los hechos, al ver a Niebla con su excompañera sentimental, con la que había mantenido una relación de siete años, "emprendió una veloz carrera" y propinó a Asier "un violento puñetazo en la cabeza". Esto hizo que la víctima "cayera inconsciente a suelo", tras lo cual el inculpado se puso sobre el joven e intentó seguir golpeándole, pero se lo impidieron varias personas.

La acusación particular y la acción popular están de acuerdo con este relato, pero reclaman la pena más alta por el delito de asesinato al entender que hubo premeditación, que Niebla no se pudo defender al ser un ataque sorpresivo por la espalda y que además existe la agravante de violencia machista, "lo que hace especialmente sangrante la muerte de Asier", ha remarcado Agote.

"Si Asier hubiese estado hablando con un chico, hoy estaría vivo. La muerte de Asier fue buscada", ha recalcado este letrado para apoyar su argumentación de un crimen por violencia de género La defensa ha afirmado, por su parte, que "a nadie se le ocurre que alguien haya planeado matar a una persona propinándole un puñetazo" y que "no parece lógico que lo haga en plena Semana Grande, a las cinco de la mañana y rodeado de gente".

"Fue un arrebato. Vio a su expareja, se le cruza el cable y le da un puñetazo", ha destacado el abogado defensor, que ha dicho asimismo que tanto víctima como agresor estaban bajo la influencia de bebidas alcohólicas y sustancias estupefacientes. El Ayuntamiento de Urnieta acordó el pasado 19 de noviembre, con el respaldo de todos los grupos municipales, impulsar sendas iniciativas para que Niebla pueda ser considerado víctima de la violencia machista con modificaciones de las leyes correspondientes.

Homicidios Jurado San Sebastián
El redactor recomienda