en el pleno de este jueves en el Parlamento

PNV y PSE rechazan fijar una "periodicidad determinada" en la información del covid

Los dos socios del Gobierno vasco van a oponerse a la propuesta de Bildu para comunicar todos los datos al día y aprobarán que se facilite la información más relevante "siempre que sea necesario"

Foto: Urkullu (en la esquina inferior derecha), junto a miembros de su Gobierno y parlamentarios del PNV, en la Cámara vasca. (EFE)
Urkullu (en la esquina inferior derecha), junto a miembros de su Gobierno y parlamentarios del PNV, en la Cámara vasca. (EFE)

El Parlamento vasco celebra este jueves el primer pleno ordinario de la legislatura con un orden del día en el que no faltará el debate sobre las medidas a adoptar para combatir el coronavirus en Euskadi a instancias de EH Bildu, que ha planteado una proposición no de ley con una serie de propuestas a implementar en diversos frentes, incluido el informativo. En este ámbito, la coalición ‘abertzale’ defiende la necesidad de que el Departamento de Salud comunique diariamente “toda la información y los datos para que la sociedad vasca en su conjunto tenga conocimiento de la evolución” del virus de cara a hacer frente con eficacia a la pandemia.

Sin embargo, su planteamiento va a decaer, ya que el PNV y el PSE-EE, socios en el Gobierno vasco, van a hacer valer su mayoría en el Parlamento para rechazar que se tenga que informar del coronavirus con una “periodicidad determinada” de cara a dejar en manos de Salud el criterio temporal a seguir en su política de comunicación de los datos sobre la evolución de la pandemia. Así lo recogen ambos partidos en una enmienda a la totalidad registrada ante la iniciativa de la coalición ‘abertzale’, en la que se insta al departamento que lidera desde hace apenas tres semanas Gotzone Sagardui a que facilite información “sin tener que limitarse a una periodicidad determinada, sino siempre que sea necesario y así venga determinado por la situación de cada momento”.

Los dos socios de gobierno defienden facilitar la información "siempre que sea necesario y así venga determinado por la situación de cada momento"

El Departamento de Salud, con la consejera Nekane Murga entonces al frente, ha ido reduciendo paulatinamente la información que venía facilitando a los medios de comunicación y a la ciudadanía en la web desde el inicio de la pandemia. El gran 'tajo' tuvo lugar a mediados de mayo, cuando decidió reducir de forma sustancial el boletín informativo diario para dejar de informar sobre la situación desglosada de los hospitales vascos, entre otros datos. También se dejó de aportar cifras sobre los positivos por municipios y centros de salud, si bien esta información se retomó con posterioridad dentro de la “continua evolución” del boletín que defiende la Consejería de Salud.

Los cambios en la política comunicativa también afectaron a los fallecimientos por covid-19. En la actualidad, el Gobierno vasco no comunica los datos diarios de muertes registradas a consecuencia del coronavirus, ya que facilita esta información una vez a la semana, cada miércoles —en los últimos siete días se han registrado 62 decesos, la cifra semanal más alta de la segunda ola de la pandemia—. En la información que publica en su boletín diario, Salud incluye la situación genérica de los hospitales vascos, sin desglose por centros, y el número reproductivo básico, la cifra de contagios del día por sexo y franjas de edad y los nuevos positivos por PCR en los municipios y zonas de salud.

El País Vasco registra 62 fallecimientos por covid en los últimos siete días, la cifra semanal más alta desde el inicio de la segunda ola de la pandemia

Se trata de una información que EH Bildu considera escasa dentro de las actuaciones necesarias para “interrumpir la cadena de transmisión” del coronavirus entre la población vasca. “Para adquirir nuevos hábitos, aprender a convivir con el virus y ayudar a que se detenga dicha cadena de transmisión también es clave, por supuesto, la formación y el empoderamiento de la ciudadanía”, defiende en su proposición no de ley, que contempla una serie de medidas tras ser “contrastada con los profesionales que se encuentran en la primera línea” frente al coronavirus.

Por ello, la coalición ‘abertzale’ reclama a Salud que “haga público y comunique diariamente toda la información y los datos para que la sociedad vasca en su conjunto tenga conocimiento de la evolución del virus, así como a comunicar a la sociedad vasca y a difundir en los medios de comunicación al menos dos veces por semana en qué zonas se están produciendo los contagios y a qué nivel en cada zona”.

Este planteamiento es compartido en esencia por Podemos, que ha registrado también una enmienda a la totalidad en la que exige “publicar diariamente toda la información y datos por territorios de los que disponga el Departamento de Salud en relación con la evolución de la pandemia y garantizar su difusión pública y ágil a través de la coordinación entre ayuntamientos y medios de comunicación”.

Sin embargo, PNV y PSE-EE se oponen a imponer por norma la periodicidad diaria para comunicar los datos disponibles por parte del Departamento de Salud, a quien emplazan dentro de un planteamiento genérico a “continuar, atendiendo a criterios de transparencia y rigor, publicando diariamente el boletín epidemiológico, así como otro tipo de informes donde se reflejan los principales datos y la información más relevante de la evolución de la pandemia”. Pero "sin que dicha información" tenga que facilitarse con "una periodicidad determinada".

El PP también ha presentado su enmienda a la totalidad de cara al debate de este jueves, si bien no hace ninguna alusión a la política informativa sobre la evolución de la pandemia entre las medidas propuestas. Entre ellas, pide al Gobierno vasco que “acepte el servicio del Ejército en las labores de rastreo en el caso de que fuera necesario”. A este respecto, la iniciativa registrada por el PNV y el PSE-EE, que suman 41 de los 75 parlamentarios de la Cámara —por primera vez en sus tres mandatos el lendakari, Iñigo Urkullu, goza de mayoría absoluta—, apuesta por “adecuar y seguir formando a los equipos de recogida de muestras de PCR, de rastreadores, de auxiliares de enfermería, Consejo Sanitario y demás personal que está realizando el seguimiento de los contagios y sus contactos a fin de que se pueda realizar la atención de forma adecuada y eficaz”, así como por “avanzar en la estabilización de las plantillas de los servicios de Salud Pública y reforzar la Atención Primaria”.

Los dos socios de gobierno responden, de este modo, a las peticiones que realiza Bildu en la proposición no de ley de incrementar el equipo de rastreadores y el personal de recogida de muestras PCR, reforzar el plantel del Consejo Sanitario para que el 112 y la Atención Primaria desarrollen su trabajo “sin colapsos”, revertir la temporalidad del personal de Salud Pública y a realizar nuevas contrataciones en Atención Primaria, entre otras medidas. Por su parte, Podemos plantea fijar un mínimo de 30 rastreadores por cada 100.000 habitantes o adquirir un compromiso presupuestario de no menos del 25% del total de cada OSI (organizaciones sanitarias integradas) a la Atención Primaria.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios