SONDEO ELECTORAL DE EITB

El PNV crece y logra amplia mayoría con el PSE, mientras el PP y Cs se dan un batacazo

La encuesta refleja un crecimiento de dos-cuatro escaños al PNV, que obtendría 30-32 asientos, Bildu lograría dos más (20), Podemos sufre una fuerte caída y Vox podría entrar en el Parlamento

Foto: Urkullu ejerce el derecho al voto este domingo en Durango. (EFE)
Urkullu ejerce el derecho al voto este domingo en Durango. (EFE)

El sondeo electoral de EiTB pronostica un holgado triunfo electoral al PNV, que obtendría entre 30 y 32 escaños, frente a los 28 que obtuvo en los anteriores comicios. La encuesta, que se basa en entrevistas telefónicas realizadas en los últimos días –no a partir de los resultados obtenidos a pie de urna este domingo–, refleja que el lehendakari y aspirante a la reelección por la formación nacionalista, Iñigo Urkullu, podría gobernar con mayoría absoluta en el Parlamento Vasco en caso de reeditar su acuerdo de gobierno con el PSE-EE, que también sube al lograr entre diez y doce escaños –en 2016 obtuvo nueve representantes–. Estos resultados permitirían a los socialistas desbancar como tercera fuerza en Euskadi a Podemos, que sufre un importante retroceso.

EH Bildu, por su parte, crece dos escaños y obtendría 20 escaños, pero no recortaría distancias con el PNV. La formación de Pablo Iglesias saldría muy tocada del 12-J al perder entre tres y cuatro escaños a tenor de los resultados del sondeo de EiTB, realizado a partir de 3.000 encuestas telefónicas realizadas entre el miércoles y la mañana de este domingo –1.000 en cada uno de los tres territorios vascos– y que la radiotelevisión pública vasca acaba de dar a conocer con el cierre de los colegios electorales. Podemos, que acudía a las urnas con el liderazgo de Miren Gorrotxategi, que contaba con el apoyo de Iglesias y se impuso por sorpresa en las primarias para designar el candidato a lehendakari frente a la aspirante oficial del partido en Euskadi, bajaría de once escaños a siete-ocho representantes.

El gran derrotado de la noche sería el PP, que no rentabiliza su coalición electoral con Ciudadanos y se pega un batacazo histórico al caer de nueve representantes a cuatro-seis asientos en la Cámara de Vitoria. Los populares, liderados por Carlos Iturgaiz después de que el presidente del partido, Pablo Casado, cortara a Alfonso Alonso por su desacuerdo con los términos del acuerdo alcanzado con la formación naranja, podrían perder la mitad de su representación en el hemiciclo, pasando a jugar un papel irrelevante en la política vasca.

Por su parte, Vox podría entrar en el Parlamento Vasco por Álava, donde el sondeo le abre la puerta a obtener un representante. La formación de Santiago Abascal acaricia así su objetivo de acceder por primera vez a la Cámara de Vitoria. En cambio, no obtendría presencia en el hemiciclo Equo-Berdeak, que concurre en solitario tras integrar en las anteriores elecciones vascas la coalición que suma a Podemos e Izquierda Unida en el País Vasco.

La encuesta determina que la formación 'jeltzale' podría incluso llegar a igualar el récord de 34 asientos en el Parlamento Vasco que obtuvo con Carlos Garaikoetxea en 1984 antes de la escisión del partido. En todo caso, el sondeo de Gizaker para EiTB estaría "mediatizado", según ha alertado el ente público vasco, por la alta abstención que se está dando en el País Vasco, que a las 17.00 horas se había desplomado en 8,4 puntos. En todo caso, hay que tener en cuenta que el voto por correo se ha incrementado más del doble de cara a las elecciones. Este voto anticipado se computa al cierre de los colegios electorales, por lo que será entonces cuando se conozca la cifra exacta de participación que dé cuenta del efecto real del coronavirus en la cita con las urnas.

En el peor de los casos, el PNV y el PSE sumarían 40 de los 75 escaños en el Parlamento Vasco –44 si se atiende a la cifra de la horquilla más elevada– en caso de reeditar su acuerdo de Gobierno, lo que les permitiría gozar de una legislatura plácida en la Cámara sin tener que depender de la oposición, como ha ocurrido en los últimos cuatro años, de cara a legislar las medidas económicas y sociales para hacer frente a los duros efectos del coronavirus. Los números podrían dar la mayoría al tripartito de izquierdas que anhela Podemos junto a EH Bildu y PSE –obtendrían entre 37 y 40 escaños (la mayoría está en 38 asientos)–, pero la líder socialista, Idoia Mendia, ya ha dejado claro en campaña que no formará parte de un Ejecutivo con la coalición 'abertzale'.

El batacazo del PP de la mano del que ha sido la apuesta personal de Casado, que recuperó para la política a Iturgaiz tras apartar de las elecciones a Alonso, se sustenta en Álava, el feudo tradicional de los populares, donde el partido pasaría de segunda a quinta fuerza. De los cinco escaños logrados por este territorio en 2016 pasaría a dos-tres a pesar, además, de juntar fuerzas con Ciudadanos. De confirmarse estos resultados, el 12-J ahondaría en la crisis de un partido fracturado y cuya dirección, afín al expresidente vasco, está enfrentada a Génova por desatender el criterio de los populares en Euskadi e imponer sus decisiones en las últimas elecciones celebradas en la comunidad.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios