el brote de ordizia se eleva a 69 contagios

200 vascos no podrán votar el 12-J por covid mientras Bildu insinúa que se ocultan datos

El Gobierno vasco impone condiciones a 500 personas que han dado negativo en la PCR pero que están en aislamiento por ser "contactos estrechos" de positivos, como llevar el voto desde casa

Foto: Una sanitaria realiza la PCR a un vecino de Ordizia en las carpas instaladas en el municipio. (EFE)
Una sanitaria realiza la PCR a un vecino de Ordizia en las carpas instaladas en el municipio. (EFE)

El coronavirus va a imposibilitar que 200 personas puedan ejercer el derecho al voto presencial en las elecciones vascas de este domingo al estar diagnosticadas con covid activo y mantiene en duda a otros 500 electores que han dado negativo en la prueba PCR pero que se encuentran en aislamiento preventivo y vigilancia en su condición de “contactos estrechos” de infectados a la espera de ver cuál es su evolución. Estos últimos podrán acudir a los colegios electorales si no hay cambios en su situación, si bien el Gobierno vasco les impondrá una serie de condiciones de "seguridad", entre ellas llevar el voto desde casa.

La consejera de Salud, Nekane Murga, ha dado a conocer este viernes la repercusión que el Gobierno vasco estima va tener el covid en el electorado a nivel presencial en la jornada del domingo, que va a llegar con el brote de Ordizia en ascenso, ya que los contagios se elevan en la actualidad a 69, once más que ayer. Además, existe preocupación por los positivos vinculados al foco que se han registrado fuera de esta localidad guipuzcoana –la mitad de los infectados no residen en ella–, con varios contagios detectados en municipios del entorno que han obligado a intensificar el control sanitario de cara a actuar de forma precoz y evitar la transmisión comunitaria. A este respecto, el foco se ha extendido ya a los tres territorios, si bien de momento los positivos en Vizcaya y Álava asociados al brote se limitan a uno en cada provincia, según ha informado Murga.

En este escenario, de cara al 12-J, el Gobierno vasco prohibirá ejercer el derecho al voto de forma presencial a aquellas personas con "covid activo", y que cuantifica en unas 200 personas en el conjunto del País Vasco. En concreto, en el "procedimiento para el proceso de elecciones" facilitado a los medios de comunicación, el Departamento de Salud establece que "las personas con infección activa por coronavirus (PCR positiva en 14 días previos o con síntomas) no pueden participar ni en las mesas electorales, ni acudir a votar, ni mantener cualquier otra actividad presencial", ya que "deben permanecer en aislamiento, sin excepción, durante el periodo de tiempo indicado". El veto a acudir a las urnas también afecta a aquellas "personas a las que se les ha indicado la realización de PCR y el 12 de julio estuvieran pendientes de resultado".

Estas prohibiciones expresas se recogen en la comunicación con la que el Departamento de Salud "quiere trasladar a la ciudadanía vasca, de cara a la celebración de las elecciones al Parlamento Vasco el próximo domingo 12 de julio, las siguientes recomendaciones e instrucciones para que la participación de los electores en los citados comicios pueda realizarse en las condiciones que aseguren la protección a la salud". Con la comunicación, Salud quiere, además, "trasladar a la población vasca su convencimiento de que las medidas adoptadas por esta administración son suficientes para garantizar el derecho a la salud y el derecho al ejercicio al voto".

"Las personas con infección activa por coronavirus (PCR positiva en 14 días previos o con síntomas) no pueden participar ni en las mesas ni acudir a votar"

De las instrucciones y del impacto previsto por la pandemia de cara a la cita con las urnas ha dado cuenta la consejera de Salud poco después de que la candidata a lehendakari de EH Bildu, Maddalen Iriarte, haya dejado entrever que el Ejecutivo de Vitoria está ocultando datos sobre la incidencia del coronavirus ante la inminencia de la jornada electoral. “No nos gustaría pensar que se están ocultando datos a las puertas de unas elecciones”, ha aseverado en un acto electoral en San Sebastián, amparada en la denuncia del alcalde de Ordizia, el ‘abertzale’ Adur Ezenarro, de que “no le están dando todos los datos y está trabajando a ciegas” ante el brote. "El baile de cifras y la inexactitud de datos genera más preocupación que certidumbres en la ciudadanía", ha censurado el último día de campaña.

En esta línea, el alcalde de Ordizia ha insistido en la mañana de este viernes en su denuncia de que a día de hoy no se dan "las garantías suficientes de salud y democráticas" para poder ejercer el derecho al voto el domingo en esta localidad. Sin embargo, la consejera de Salud ha replicado que se han adoptado medidas de "extrema seguridad" para garantizar que se pueda acudir a los colegios electorales con plenas garantías, como –según ha recordado– ha determinado la Junta Electoral del País Vasco, que ha avalado que se celebren las elecciones en este municipio del Goierri de algo más de 10.000 habitantes sin que se establezcan nuevas medidas adicionales sanitarias preventivas.

Las 500 personas con PCR negativa identificadas como contactos estrechos de infectados deberán "llevar el voto desde casa" para poder ir a las urnas

A priori, sí podrán acudir al colegio electoral el medio millar de personas que están identificadas como contactos estrechos de infectados y que tienen una prueba PCR negativa –"si se confirma que siguen sin síntomas no hay impedimento", ha afirmado Murga–, pero deberán cumplir una serie de instrucciones que se les remitirá "vía SMS". Entre ellas, deberán "llevar el voto desde casa", según ha explicado la consejera de Sanidad en su rueda de prensa –no obstante, en la comunicación informativa facilitada a los medios de comunicación se refleja que estas personas "llevarán, preferiblemente, el voto ya preparado desde su domicilio–. Asimismo, solo podrán salir de su domicilio para acudir al colegio, deberán llevar en todo momento la mascarilla al salir de casa y acudir a votar en una franja horaria de menor afluencia dentro de las "medidas de seguridad" establecidas para poder ejercer el derecho al voto –el Gobierno vasco les impone "el compromiso de cumplimiento" de estas normas–.

Precisamente, el tener que llevar la papeleta desde casa para poder acudir a los colegios en estos casos refuerza a Ezenarro en su denuncia de que "no está garantizado" el derecho a voto de todos los vecinos de Ordizia, donde 6.996 personas están llamadas a acudir a las urnas. "El derecho a voto significa que puedas votar y que tengas garantizado el acceso a todas las papeletas de todas las candidaturas", ha aseverado el alcalde, quien considera que esto no está garantizado "porque no creo que tengan todas las papeletas en casa" aquellas personas que en la actualidad están confinadas de forma preventiva con PCR negativo a la espera de ver la evolución que experimentan –en función de "las características del contacto y la actividad" se les suele repetir la prueba a los diez días–.

El alcalde también ha puesto de relieve la incógnita que se cierne sobre aquellas personas que se están sometiendo en las últimas horas a pruebas PCR en el municipio por su posible vinculación por el brote, al haber estado en la calle Etxezarreta donde se originó el brote –concentra varios establecimientos hosteleros que fueron clausurados– o en contacto con infectados, ya que no podrán acudir a votar ni, en su caso, ser miembros de las mesas electorales hasta conocer el resultado de la prueba. A este respecto, Murga ha respondido que el "tiempo medio de comunicar el resultado de la prueba es en torno a ocho horas", por lo que ha garantizado su participación en la jornada electoral del domingo en caso de no dar positivo.

Desde el lunes, una vez detectado el brote en Ordizia, se han realizado 2.573 test en las carpas instaladas en este municipio por el Servicio vasco de Salud Osakidetza, de los que 44 han resultado positivo –el resto de contagios hasta sumar los 69 actuales corresponden a los siete casos de origen detectados y a aquellos positivos que en un principio no se habían vinculado al foco pero que investigaciones posteriores han determinado su asociación al mismo–. En relación a este brote, cuya edad media de los contagiados es de 32 años –una cifra "claramente menor a lo que se ha identificado en otros focos y situaciones"–, Murga ha resaltado que ninguna persona vinculada al mismo "ha acudido a los servicios sanitarios de urgencia ni ha sido ingresado en los hospitales". No obstante, sí preocupa el hecho de que la edad media de los contagiados es de 32 años, una cifra "claramente menor a lo que se ha identificado en otros focos y situaciones".

"No sé cuantas personas hay en este país con tuberculosis, fractura de cadera, infarto, disección de aorta, ictus o hemorragia cerebral que no van a podir ir a votar", dice Murga

De cara al 12-J, la consejera ha rechazado que las 200 personas que no van a poder acudir presencialmente a los colegios electorales el domingo por covid activo puedan ejercer su derecho al voto en los días posteriores al ser interpelada por si el Gobierno vasco se ha planteado alguna fórmula en este sentido. Para ello, ha apuntado a que hay otros votantes con enfermedades que también les impedirá acudir a las urnas. "No sé cuantas personas hay en este país con tuberculosis que no van a poder ir. Hay personas que igual tienen una fractura de cadera, o un infarto, o una disección de aorta, o un ictus o una hemorragia cerebral. Existen enfermedades que en estos momentos impiden ejercer el derecho al voto", ha esgrimido.

Tras su intervención, ha tomado la palabra la consejera vasca de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia, presente también en la comparecencia informativa, para dejar constancia de que "la Ley Electoral no contempla esa derivación del voto a días posteriores". Según ha precisado, hay fórmulas de votación previa a la jornada electoral, como el voto por correo o el delegado por medio de notario, y más allá de la presencial "la Ley Electoral no contempla, de momento, otras posibilidades". De este modo –ha zanjado–, "estas personas que, no habiendo ejercido el derecho al voto previamente y que no lo pueden ejercer el 12 de julio, no tienen posibilidades de hacerlo a posteriori".

En relación a la evolución del coronavirus en el conjunto del País Vasco, en las últimas 24 horas se han detectado un total de 31 nuevos positivos por PCR, de los que 18 se han registrado en Guipúzcoa, ocho en Vizcaya y cinco en Álava, según ha detallado Murga. De este modo, el número de positivos en Euskadi desde que se inició la pandemia se sitúa en 21.502, mientras que la cifra de fallecimientos se mantiene en 1.621 tras una nueva jornada sin decesos con covid. Tampoco experimenta cambios la cifra de pacientes ingresados en la UCI con coronavirus, que es de seis.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios