renovación del comité autonómico

Ciudadanos elige a un profesor de Derecho Constitucional para crecer en el País Vasco

Otorga el liderazgo a Luis Ignacio Gordillo, un doctor de Deusto que hasta ahora no tenía vinculación con el partido, para ascender en un territorio en el que su presencia es residual

Foto: Luis Ignacio Gordillo Pérez, nuevo portavoz de Ciudadanos en el País Vasco. (EC)
Luis Ignacio Gordillo Pérez, nuevo portavoz de Ciudadanos en el País Vasco. (EC)

Ciudadanos ha renovado su equipo de dirección en el País Vasco y ha otorgado el liderazgo autonómico a Luis Ignacio Gordillo Pérez, un profesor de Derecho Constitucional de la Universidad de Deusto que hasta ahora no tenía vinculación con el partido, en su intento de crecer en un territorio en el que su presencia es residual. Su nombramiento como portavoz del comité autonómico de la formación de Albert Rivera pone fin a la polémica etapa de Nicolás de Miguel al frente del partido a nivel territorial.

Gordillo tendrá ante sí la difícil tarea de rescatar del ostracismo político a una formación cuya única representación institucional en el País Vasco se limita a un único concejal en Getxo (Vizcaya), tras la marcha del partido de sus dos ediles en el Ayuntamiento de Laguardia (Álava) y su representante en el Parlamento alavés debido a fuertes discrepancias con el partido. Este doctor en Derecho por la Universidad de Deusto ha aceptado asumir el liderazgo del partido al sentirse “atraído por el proyecto político” de la formación para esta comunidad y por “el equipo que le acompañará”, según apuntan fuentes de la formación.

El nombramiento de Gordillo como portavoz del comité autonómico de la formación pone fin al polémico liderazgo de Nicolás de Miguel

El País Vasco representa la plaza más complicada para Ciudadanos debido a su discurso de acabar con lo que considera “privilegios” del País Vasco: el concierto económico y el cupo. El mensaje especialmente crítico con el nacionalismo vasco y la permanente denuncia sobre las "concesiones" que recibe por parte del Estado convierten al País Vasco en territorio hostil para Rivera, que ve cómo una vez tras otra la ciudadanía vasca da la espalda en las urnas a una formación que, además, ha estado sumida en el País Vasco en una crisis permanente en los últimos años por disputas y enfrentamientos internos.

Pero la situación, como exponen fuentes del partido, ha cambiado en los últimos meses, ya que se ha registrado un crecimiento en la base social, con más de 3.500 personas inscritas en la actualidad entre afiliados y simpatizantes, lo que supone prácticamente doblar la cifra de hace un año.

Gordillo es el único rostro nuevo de Ciudadanos dentro de un comité autonómico que está conformado por otras cinco personas que, en uno u otro grado, han tenido alguna responsabilidad a nivel territorial en las juntas locales y provinciales. El nuevo secretario de Organización será Javier Gómez, con Manuel Bartolomé como responsable de Comunicación e Iñigo Calderón en Programas y Áreas Sectoriales. El equipo de dirección se completa con Iñaki Mendizábal como secretario de Acción Institucional y María García, la única mujer que forma parte del equipo directivo, al frente de Relaciones Institucionales. La apuesta de la formación de Rivera por este profesor de Derecho Constitucional para liderar el partido en el País Vasco se produce justo cuando el PNV y EH Bildu han elevado la presión soberanista al pactar en el Parlamento vasco una propuesta de reforma estatutaria que, según denuncian el resto de formaciones, sobrepasa el marco legal y no tiene encaje en la Constitución, ya que reconoce el derecho a decidir del pueblo vasco, abre la puerta a la celebración de un referéndum y distingue entre la nacionalidad vasca y la "vecindad administrativa".

Con el nuevo organigrama, Nicolás de Miguel deja de formar parte de la dirección territorial. Fuentes de la formación de Rivera aseguran que él mismo había decidido salir del comité autonómico por “motivos personales”, ya que ha abandonado el País Vasco para residir en otro punto de España, donde espera que el partido le "asigne una nueva responsabilidad". En todo caso, se daba por seguro que De Miguel no iba a continuar en la dirección del partido tras una etapa marcada por los varapalos electorales y la crisis interna. El liderazgo de quien fue candidato a lendakari en las elecciones de septiembre de 2016 tras imponerse en las primarias internas había sido cuestionado tras la pérdida de representación institucional y de respaldo ciudadano después de los comicios, en que Ciudadanos no fue capaz de atraer a los votantes de UPYD, que no presentó candidatura a las elecciones al Parlamento autonómico. Con posterioridad, la dirección nacional le despojó del cargo de delegado del País Vasco, si bien conservó la labor de portavoz del partido.

Ciudadanos confía en convertirse en alternativa constitucionalista al nacionalismo vasco: "Estamos mejor armados y con más experiencia y afiliados"

La formación no oculta que durante su etapa al frente del partido “hubo muchos problemas”, lo que se tradujo en un fracaso tras otro en las urnas, especialmente en las pasadas elecciones autonómicas, cuando apenas logró el 2,03% de los votos. En todo caso, las mismas fuentes precisan que “no sería justo achacarle toda la responsabilidad” a su exlíder, quien antes de acceder a la formación naranja había sido responsable de UPYD en el País Vasco. Durante su liderazgo, Ciudadanos tuvo que lidiar con varias denuncias por espionaje, amenazas y discriminación, si bien los tribunales las archivaron, aunque estos episodios abrieron una importante fractura a nivel interno.

Ahora, de la mano de Gordillo, e impulsado por el “crecimiento interno” experimentado en los últimos meses, Ciudadanos confía en reflotar en el País Vasco para convertirse en el futuro en alternativa constitucionalista al nacionalismo. “Estamos mejor armados, contamos con un equipo más potente y tenemos más experiencia y afilados”, resaltan desde el partido, y ponen de manifiesto que las “diferentes” encuestas vaticinan su entrada en el Parlamento vasco. Por lo pronto, la prioridad va a ser “encauzar mejor el mensaje” que se traslada y “llegar a la gente” de cara a las elecciones municipales y forales del próximo año. Así, se va a incidir en el perfil de Gordillo y en “hacer visibles” a los candidatos municipales a ojos de la ciudadanía.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios