promoción de la lengua vasca en la comunidad foral

Navarra presionará a los padres de menores de 12 años para que utilicen el euskera

El Gobierno se reunirá con las familias para “estimularlas” a que “eduquen y socialicen” a los menores en la lengua vasca

Foto: Celebración del Día Internacional del Euskera. (EFE)
Celebración del Día Internacional del Euskera. (EFE)

El Gobierno de Navarra va a presionar a los padres que tienen hijos de hasta 12 años para que “eduquen y socialicen” a sus menores en euskera, con sesiones informativas de “sensibilización” y “concienciación” encaminadas a que la utilización de la lengua vasca se extienda entre la población infantil. Con este objetivo, contempla la creación de “espacios” para las familias que contribuyan a “estimularlas” para que el euskera “comience a utilizarse con normalidad” en el hogar y en la calle.

Apremiar a los padres para que el euskera sea la lengua de sus hijos es una de las medidas que se recogen en el Primer Plan Estratégico del Euskera (2016-2019) aprobado por el Gobierno de Navarra, que nace con la vocación de promover esta lengua como “valor de convivencia”. Entre las propuestas que contiene, se apuesta por incidir en los padres, tanto los que saben euskera como quienes lo desconocen, como elemento “motivador” para el uso de este idioma. Para ello, al margen de los encuentros directos, el Ejecutivo de Uxue Barkos (Geroa Bai) incrementará la oferta de “materiales comunicativos que propicien el uso del euskera en las familias” y que serán ofrecidos a los padres de “manera eficaz” para reforzar el peso de la lengua vasca entre los menores.

Contempla garantizar la enseñanza íntegramente en euskera y reforzar la “formación permanente” del profesorado en este idioma para su uso en el aula

El plan, aprobado este miércoles por el Ejecutivo navarro integrado por Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e IU, sostiene que la transmisión del euskera a través de la familia es la principal vía para “ganar nuevos hablantes” en esta lengua junto a su adquisición a través de la enseñanza en los colegios. En materia educativa, el plan contempla garantizar la enseñanza en el modelo D, íntegramente en euskera, en toda la Comunidad Foral, tanto en la zona vascófona como en la no vascófona, desde la Educación Infantil hasta los niveles superiores de enseñanza. De este modo, se reforzará la “formación permanente” del profesorado en euskera para su uso en el aula y se asegurará la “creación o adaptación” de recursos didácticos en lengua vasca para todas las etapas educativas, “garantizándose su puesta a disposición de manera práctica”. Igualmente, se establecerán ayudas para el transporte y comedor para “todo el alumnado” que se matricule en euskera en las zonas mixta y no vascófona cuando el modelo D no esté ofertado en su localidad, así como para aquellos estudiantes que “tengan que desplazarse forzosamente de su zona por falta de oferta pública en euskera”.

La pretensión de fortalecer la escolarización en euskera desde el primer ciclo, de cero a tres años, se llevará a cabo a través de una “estrategia duradera de comunicación” que implicará a los agentes sociales, tanto públicos como “de iniciativa social”. Fuera de la enseñanza obligatoria, el Gobierno de Navarra se compromete a ampliar la oferta de ciclos formativos de Formación Profesional en euskera y a aumentar el número de créditos que se puedan cursar en lengua vasca en las universidades de la Comunidad Foral.

Ahora son mayoría los ciudadanos que rechazan el impulso de este idioma desde las instituciones

Las medidas recogidas para fortalecer el peso del euskera en la comunidad se producen justo en un momento en el que ha caído el porcentaje de población que se muestra favorable al fomento público de la lengua vasca, según se refleja en el propio plan, que aborda la situación actual del euskera en Navarra. Si en 2011 los ciudadanos que respaldaban que se favoreciera al euskera superaban a quienes se oponían (un 37,7% frente a un 34,5%), ahora la situación se ha revertido y son mayoría las personas que rechazan el impulso de este idioma desde las instituciones, con un 39,1% frente a un 33,3% (el 27,6% no está “a favor ni en contra”). En cualquier caso, la actitud favorable al euskera ha aumentado casi 12 puntos en los últimos 25 años, ya que en 1991 era del 21,6%.

Según los datos recogidos en la 'Encuesta sociolingüística' de 2016, tres de cada cuatro ciudadanos de Navarra mayores de 16 años (el 76,7%) no saben euskera. Quienes dominan el idioma representan el 12,9% mientras que los vascoparlantes pasivos, considerados aquellos que “saben algo de euskera pero no llegan a hablarlo con soltura", suponen el 10,3%. La encuesta refleja que, si bien el conocimiento del euskera ha aumentado en todas las zonas de la Comunidad Foral en los últimos 25 años, especialmente entre los más jóvenes,“el uso general del euskera apenas ha variado” durante este tiempo, al pasar del 6 al 6,6%. A este respecto, ha sido en el último quinquenio cuando se ha registrado el crecimiento más significativo.

La 'Encuesta sociolingüística' de 2016 refleja que el uso general del euskera "apenas ha variado” en los últimos 25 años, al pasar del 6 al 6,6%

Ante este estancamiento en cuanto al uso del euskera, el Primer Plan Estratégico del Euskera propone “un nuevo paradigma” sobre este idioma para llevarlo a “otra situación cualitativa” con un conjunto de medidas que este año conllevarán un gasto público de 3,16 millones de euros. En total, el documento de actuaciones para el presente ejercicio contempla 173 acciones agrupadas en seis ejes estratégicos: uso social, nuevos hablantes, servicios públicos, prestigio y atractivo, motor económico y marco lingüístico. Las tres primeras áreas reciben la mayoría del desembolso económico, con 800.000, 700.000 y 763.000 euros respectivamente.

Para potenciar el “uso social” del euskera, el plan aboga por incorporar en los pliegos de condiciones medidas para “asegurar la presencia suficiente” de la lengua vasca en las actividades subvencionadas en el ámbito del ocio, el tiempo libre, la cultura y el deporte, así como implantar criterios lingüísticos en las contrataciones del personal monitor, educador, entrenador o dinamizador. Asimismo, contempla “mejorar” el dinero público a dar a los medios de comunicación en euskera. En este apartado, el Gobierno de Navarra analizará “fórmulas para garantizar una oferta adecuada y de calidad” de los medios que trabajan en euskera, “regulará” que los medios que reciben financiación pública “realicen parte de su producción” en la lengua vasca, e impulsará la captación en Navarra del canal ETB-3, que emite una oferta temática para la población infantil y juvenil en euskera, si bien sus audiencias son irrisorias.

“Mejorará” el dinero a dar a los medios en euskera y “regulará” que aquellos que reciben financiación "realicen parte de su producción” en el idioma vasco

Dentro de los servicios públicos, el Ejecutivo navarro acometerá una “planificación lingüística” en la Administración con “criterios que permitan definir un puesto de trabajo como bilingüe” dentro de la pretensión de incrementar el número de empleos que dominen el euskera y el castellano, para ofrecer “la mayor atención posible” a la ciudadanía en el idioma vasco. Para impulsar la capacitación del personal, se "elaborarán criterios para la formación en euskera" de la plantilla.

Todas las medidas recogidas en el plan tienen el objetivo estratégico de “vincular el euskera con valores positivos de la sociedad de forma irreversible y para siempre”. Con esta vocación de “fortalecer una imagen positiva” de la lengua vasca, se buscará el apoyo de “personalidades de prestigio” en los diferentes ámbitos, se ofrecerán “instrumentos para empoderar a los vascoparlantes navarros” y se elaborará una estrategia de comunicación “innovadora e integradora” que prestigie el uso de este idioma y su sensibilización social.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
35 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios