Noticias de País Vasco: El País Vasco diría no en un referéndum por la independencia (incluso el votante PNV)
la mayoría a favor de celebrar una consulta

El País Vasco diría 'no' en un referéndum por la independencia (incluso el votante PNV)

Cae hasta el 47% la población que está de acuerdo con el reconocimiento de Euskadi como nación, cuando hace once años era apoyado por el 55%

Foto: Imagen de archivo de nacionalistas vascos. (EFE)
Imagen de archivo de nacionalistas vascos. (EFE)

La sociedad vasca votaría ‘no’ en un referéndum por la independencia. El último Euskobarómetro refleja que un 39% de los ciudadanos votaría en contra de la soberanía vasca de celebrarse mañana una consulta en el País Vasco, mientras que el 31% daría su respaldo. Además, el rechazo a la independencia sería mayoritario en las bases del PNV, ya que el 40% de su electorado se opondría frente al 32% que avalaría esta medida.

El último informe elaborado por la Universidad del País Vasco refleja un aumento del ‘no’ en un hipotético referéndum por la independencia en los últimos dos años, cuando había un “empate técnico”. Ahora, esta igualdad se ha convertido en una diferencia de ocho puntos en contra de la soberanía, según los resultados dados a conocer este viernes por el responsable del Euskobarómetro, Francisco Llera. Los datos en torno a esta cuestión son significativos: la mayoría está a favor de la celebración de un referéndum (un 59% frente a un 30% en contra) pero el rechazo a la independencia es mayoritario de realizarse esta consulta, incluso en las bases del PNV.

Los miembros del PNV que forman parte del actual Gobierno Vasco. (EFE)
Los miembros del PNV que forman parte del actual Gobierno Vasco. (EFE)

El rechazo a la independencia se incrementaría además en el caso de que la segregación de España supusiera una salida de la UE y, al mismo tiempo, una pérdida de posiciones en el mercado Español, según recoge el informe, realizado en base a 800 entrevistas realizadas entre los días 3 y 27 de octubre.

El Gobierno de Iñigo Urkullu proyecta realizar esta legislatura una consulta ciudadana sobre la reforma del Estatuto de Autonómía de Gernika que persigue en el Parlamento Vasco para que el nuevo texto incluya el reconocimiento de Euskadi como nación. Sin embargo, el Euskobarómetro supone un golpe de realidad para el lendakari ya que el porcentaje de población que está de acuerdo con el reconocimiento del carácter nacional de Euskadi ha caído hasta el 47%, cuando hace once años, una mayoría del 55% de los vascos veía bien una definición de Euskadi como nación en la eventual reforma del autogobierno.

En cuanto a la forma de organización territorial de España, los vascos están divididos entre autonomismo, federalismo e independentismo. La gran mayoría sigue oscilando entre la actual fórmula autonómica (33%) y un posible escenario federal (34%). Frente a estas fórmulas descentralizadoras e integracionistas, el independentismo de las fórmulas autodeterminista o confederal vuelve a situarse en torno a una cuarta parte de los vascos (25%).

El informe también interpela por el sentimiento constitucionalista en Euskadi. Así, de celebrarse un nuevo referéndum constitucional, un 37% de los ciudadanos vascos se opondría a la Carta Magna, frente al 27% que le daría su respaldo. Estos datos implican un incremento del rechazo en Euskadi al texto constitucional, lo que apuntala el cambio de tendencia experimentado en el último año, con un avance de diez puntos de los contrarios a la Constitución y el retroceso correlativo de los favorables a la misma. Resulta significativo que uno de cada cinco ciudadanos que no son nacionalistas se opondrían a día de hoy al texto aprobado en 1978.

El lendakari del Gobierno Vasco, Iñigo Urkullu (Reuters)
El lendakari del Gobierno Vasco, Iñigo Urkullu (Reuters)

Tres cuartas partes, contentas con el Estatuto

En plena oleada en Euskadi para modificar el Estatuto de Gernika con vistas a ganar en autogobierno, el Euskobarómetro determina que una mayoría cualificada de tres cuartas partes de la ciudadanía vasca (el 74%) "sigue mostrándose, relativamente, satisfecha" con el texto, mientras que los insatisfechos no llegan al 19%. Estos resultados se mantienen en una "relativa estabilidad" durante los últimos nueve meses a pesar de que el PNV y el Gobierno vasco llevan inmersos este año en una campaña para incidir en la necesidad de introducir cambios en el Estatuto, algo que, según el informe, no parece calar entre la población. Urkullu ha sumado en este objetivo al PSE, su ahora socio de gobierno, que apoya modificar el Estatuto. Ambas partes se han dado un plazo de ocho meses para presentar sus propuestas en el Parlamento Vasco, donde es mayoría el sentir a que se incluya el derecho a decidir del pueblo vasco en el texto que sustituya al aprobado en 1979.

En cuanto a identidad, tres de cada cinco vascos mantienen la compatibilidad de sentimiento español y vasco. La identidad exclusivamente vasquista sólo afecta al 32% de la población. La compatibilidad de identidades oscila entre el 12% de los votantes de EHB y el 76% del PSE, siendo el 62% en el caso del PNV, el 67% en el PP y el 70% en Ciudadanos. A este respecto, la mayoría de la sociedad vasca dice tener pocos (22%) o ningún (37%) deseo de independencia. Este rechazo es mayoría entre los votantes del PNV, que se posiciona en contra de la soberanía vasca en un 63%, el mismo porcentaje que en las bases de Podemos Euskadi, partido que apuesta por el derecho a decidir de Euskadi. A nivel general, sólo el 29% de la población manifiesta tener "deseos grandes" de independencia, en su mayoría votantes de EH Bildu.

A nivel general, sólo el 29% de la población manifiesta tener "deseos grandes" de independencia

El último informe concluye de forma contundente que la sociedad vasca "endurece su posición ante el perdón y la reinserción de los presos por delitos de terrorismo". Así, determina que existen "muestras de fatiga" ante la cuestión de los etarras encarcelados. Destaca el incremento de diez puntos en apenas nueve meses de los ciudadanos que consideran que los presos deben cumplir íntegramente sus penas por delitos de terrorismo al implicar al 29% de la población. Las bases socialistas se muestran divididas ante esta cuestión aunque "se inclinan preferentemente por el cumplimiento íntegro" de las condenas. Asimismo, ha caído otros diez puntos, del 50 al 40%, el porcentaje de personas que apoya que los terroristas que se arrepientan y expresen su decisión de abandonar las armas se beneficien de las medidas de reinserción social.

Cinco años después de que ETA decretase el fin de la actividad armada, todo lo relacionado con el proceso de pacificación en Euskadi, la 'resolución del conflicto' que denominan los 'abertzales' o la situación de los presos de la banda terrorista apenas suscita el preocupación en el 1% de la población, que sitúa al empleo entre sus principales inquietudes. En todo caso, Llera ha resaltado que la preocupación por el empleo acumula un "significativo" retroceso de 14 puntos en los últimos nueve meses. Por primera vez desde el inicio de la crisis se da esta relevante caída.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios