podría obtener uno por pontevedra

El CIS augura el fracaso de Rivera en Galicia y País Vasco al no garantizarle ni un escaño

La próxima cita en las urnas el 25 de septiembre en dos de las regiones más hostiles para el partido de centro puede suponer un verdadero revés para Albert Rivera según el CIS

Foto: El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera (3d), acompaña en un acto de precampaña a la candidata a la presidencia de la Xunta, Cristina Losada (3i). (EFE)
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera (3d), acompaña en un acto de precampaña a la candidata a la presidencia de la Xunta, Cristina Losada (3i). (EFE)

Ciudadanos enfrentará una doble jornada electoral difícil el próximo 25 de septiembre. Según la encuesta preelectoral del CIS, la formación de centro corre el riesgo de seguir sin representación en ambos parlamentos autonómicos. El objetivo marcado por la ejecutiva nacional que encabeza Albert Rivera era conseguir al menos un diputado en cada comunidad autónoma para garantizar sin entrada tanto en Galicia como en País Vasco, pero el CIS hecho público este jueves lo deja en el aire. Concretamente, Ciudadanos no obtendría ni un sólo escaño en el caso de Euskadi y sólo podría sacar un diputado por Pontevedra, si consiguiera arrebatárselo al PP de Alberto Núñez Feijóo.

La formación de centro es consciente de que los comicios se celebran en dos de las regiones más hostiles para su partido y por eso Rivera y otros de los ‘pesos pesados’ naranjas se volcarán las próximas semanas en sendas campañas electorales. En el caso gallego, Ciudadanos tenía muchas expectativas en su candidata a la Xunta, la periodista Cristina Losada, y aspiraba incluso a obtener dos escaños, uno por la provincia de Coruña y otro por Pontevedra. El estudio sólo divisa la posibilidad de que C’s consiga un diputado por Pontevedra, el mismo que perdería el PP (al que el CIS garantiza la mayoría absoluta). Y a pesar de los números reflejados en la encuesta, Losada aseguró estar satisfecha, "ya que el CIS normalmente muestra el suelo de Ciudadanos".

Más complicado es el caso vasco, ya que según el CIS el partido de centro no conseguiría entrar en el parlamento autonómico al obtener sólo el 1,8 por ciento del voto, muy alejado de la siguiente formación que seria el PP liderado por Alfonso Alonso con el 8,8 por ciento de los sufragios. En realidad, Ciudadanos conoce los obstáculos que encontrará en Euskadi. Ya en las generales de junio sólo obtuvo el 3,51% del voto en todo el territorio. La única oportunidad que divisa la formación de centro pasa por el diputado autonómico del que actualmente dispone Gorka Maneiro, actual líder de UPYD. Ni siquiera Ciudadanos celebró primarias en el País Vasco por el porcentaje tan bajo de afiliados que posee y el cabeza de lista fue elegido directamente por la dirección: Nicolás de Miguel, delegado naranja en Euskadi. El partido de Rivera se volcará en hacerse con el espacio de centro existente y, en especial, con los resquicios del partido magenta, pese a los augurios del CIS.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, durante su intervención en un acto de precampaña en Coruña. (EFE)
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, durante su intervención en un acto de precampaña en Coruña. (EFE)

El PP arrasaría en Galicia y el PNV gana en Euskadi

Los datos arrojados por el CIS gallego otorga al PP el 44,9% de la intención de voto y entre 40 y 41 escaños (actualmente tiene 41) cuando necesita 38 para la mayoría absoluta. El segundo lugar se lo disputan el PSG, que perdería dos escaños (de 18 a 16) y las Mareas (Podemos-Anova-Eu-Equo) que irrumpe con 15-17 escaños. El nacionalismo gallego sería uno de los grandes derrotados: el BNG pasaría de los 7 escaños actuales a sólo 2, mientras Ciudadanos pugna por entrar con un escaño en la nueva Cámara gallega.

En cuanto al barómetro vasco, el PNV ganaría los comicios autonómicos, con un 37,9% de los votos (obtuvo un 34,61% en 2012), sentando a 27-28 diputados en la Cámara -ahora tiene 27-. Los socialistas conseguirían un 10,8% de las papeletas, frente a un 19,14% de hace cuatro años. De la misma forma, el PP también sufriría con las elecciones, aunque menos que el PSE. Del 11,75% y 10 actas de las últimas autonómicas pasaría al 8,8% y ocho asientos en el parlamento vasco. EH Bildu y Podemos empatarían, aunque con los abertzales por delante. Los primeros lograrían un 20,2% de las papeletas y 16 escaños, por el 25% y los 21 diputados que cosechó en las vascas de octubre de 2012. Podemos, primera fuerza en votos en las generales de diciembre y en votos y en escaños en las de junio, debuta en las autonómicas como tercera fuerza con entre 15 y 16 escaños y un 18,9% de los sufragios. 

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios