Es noticia
Menú
Alcalá construirá un eje verde de 10 km... pero los vecinos quieren un anillo circular para la ciudad
  1. España
  2. Madrid
urbanismo

Alcalá construirá un eje verde de 10 km... pero los vecinos quieren un anillo circular para la ciudad

La travesía recorrerá hasta cinco barrios del municipio. El peatón tendrá la prioridad. La iniciativa también prevé la plantación de 100 árboles y su adecuación para que cualquier persona con movilidad reducida tenga acceso

Foto: Así será el proyecto. (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)
Así será el proyecto. (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)

Alcalá de Henares es una de esas ciudades que ha crecido desmesuradamente desde los años 80. En total, cuatro décadas en las que los barrios se han levantado sin una uniformidad clara y aislados entre sí. Por eso, desde la concejalía de Medio Ambiente de la ciudad complutense han puesto en marcha un proyecto para homogeneizar las zonas verdes de los barrios más nuevos, numerosas, pero también aisladas unas de otras. En total, habrá 10 kilómetros conectados por travesías verdes en las que el peatón tendrá la prioridad. Por otra parte, organizaciones vecinales y otras entidades también reclaman que se haga realidad un anillo verde para el municipio, cuyo proyecto ya han presentado al Ayuntamiento.

Foto: Pachi señala la zona donde no le dejan instalar (G.M)

Queremos compactar la ciudad, generar recorridos para que el vecindario sepa claramente cómo cruzar el norte de la ciudad a través de sus zonas verdes, que son el 90% del total”, explican fuentes internas de la concejalía. El 10% restante, añaden, se trata de conexiones urbanas, como aceras y pasos de peatones. Asimismo, el proyecto recoge la mejora de los caminos para dotarlos de la accesibilidad necesaria, la plantación de 100 árboles y la elevación del nivel de algunas aceras para que los peatones sean prioridad respecto a los coches.

Desde la concejalía de Medio Ambiente aseguran que el millón y medio de euros que costará la adecuación de estos caminos saldrá únicamente de las arcas públicas municipales. “La ejecución durará unos cuatro meses, y aunque parezca una cantidad elevada, la superficie a cubrir asciende a unos 10 kilómetros. Por eso, las actuaciones son técnicamente sencillas, pero se llevarán a cabo a lo largo de una extensa superficie”, aclaran desde el Consistorio alcalaíno.

Foto: Pintadas en la valla de la obra. (G.M.)

A estas acutaciones se suma la plantación de un centenar de árboles. Dado que las zonas por las que discurre el eje norte verde de Alcalá ya cuenta con parques consolidados, debido a que, en algunos casos, son barrios construidos hace décadas, la plantación del arbolado es algo complementario. De hecho, sin ir más lejos, el pasado año la concejalía de Medio Ambiente promovió la plantación de 1.200 árboles en la Ciudad del Aire, una de las áreas que se beneficiarán de la iniciativa.

La prioridad, para los peatones

Este eje verde norte, tal y como lo han denominado desde el Ayuntamiento, atravesará distintos barrios, desde La Garena hasta el Real Jardín Botánico, cerca del campus externo de la Universidad de Alcalá, pasando por el Iviasa, el Chorrillo, el Ensanche y la ya mencionada Ciudad del Aire. “La gente sabrá que transita por ese eje cuando vea una franja verde longitudinal en el suelo, de una anchura cercana a dos baldosas”, explican desde la concejalía.

placeholder Un render del proyecto. (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)
Un render del proyecto. (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)

De esta forma, pretenden guiar al peatón, pero también advertir a los conductores de vehículos. Tal y como resaltan, “esa franja verde se ensanchará cuando te vayas acercando a un sitio de interés, como un colegio o un cruce, para advertir de que hay que prestar más atención de la habitual”. Se trata, al fin y al cabo, de un proyecto para fomentar la movilidad peatonal. “Queremos una ciudad más amable con los vecinos, que desde pequeños hasta mayores con problemas de movilidad puedan disfrutar de ella, para moverse con total libertad sin utilizar el coche, que era lo prioritario hace medio siglo”, sostienen desde el Ayuntamiento.

Soledad Jiménez es la tesorera de la Asociación Vecinal del Distrito III de Alcalá, la del Iviasa. Lleva viviendo en la ciudad 36 años y desde hace algún tiempo su entidad se ha organizado con otras para proyectar un anillo verde en el municipio, del que este eje norte ya aprobado por el Consistorio sería un ramal. En su barrio, las intervenciones por parte de la Administración se hacen de rogar: “Lo que siempre le decimos al Ayuntamiento es que creen mesas de trabajo en las que los vecinos podamos explicar nuestras demandas y trabajar conjuntamente con los concejales. ¿Quién va a saber mejor de su casa que los propios vecinos, que somos los que padecemos los problemas?”, se pregunta.

El incivismo contra la naturaleza

Se refiere, en su caso, al problema de ratas que han sufrido en el Iviasa dada la suciedad del arroyo Camarmilla, que atraviesa la zona. “El arroyo tiene un deterioro importante en cuanto a limpieza. La gente, en ese sentido, es muy insolidaria y no respeta la naturaleza. Esa es la base, pero es que luego el Ayuntamiento hace poco para que ese arroyo esté en condiciones óptimas, aunque sí han trabajado en ello últimamente”, precisa la tesorera de la asociación vecinal.

placeholder (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)
(Ayuntamiento de Alcalá de Henares)

En el Iviasa, a su vez, también existe una vía pecuaria que conecta el lugar con el barrio de El Olivar. “Ya se ha hecho un puente, que está muy bien, pero queremos asegurarnos de que esa vía pecuaria la van a respetar, que no urbanicen alrededor”, señala Jiménez. Pese a alegrarse por el proyecto del eje norte verde que ha efectuado el Ayuntamiento y resaltar que en Alcalá será el primer entramado peatonal de tal longitud, desde su asociación vecinal apuestan por un proyecto que ya está en manos del Ayuntamiento: el anillo verde de Alcalá.

Conectar toda la ciudad

Javier Travieso, presidente de la asociación Un millón de árboles y vecino de la ciudad complutense, conoce bien la iniciativa. “Todo esto surge de la necesidad de hacer algo por el medio ambiente. Nos juntamos asociaciones de madres y padres de alumnos, asociaciones vecinales y diversos colectivos y nos reunimos con los partidos políticos de la ciudad. De ahí salió una declaración institucional del Ayuntamiento mediante la cual, de alguna forma, apoyan nuestras pretensiones y suman así un granito de arena en pro del medio ambiente”, aclara este activista.

Su propuesta, a diferencia de la ya en ejecución, se basa en la creación de una gran zona natural alrededor de la ciudad desde la que se generan una serie de arterias, siendo una de ellas el eje norte verde. “Este eje ya aprobado está muy bien, pero pensamos que como ciudad podemos aspirar a más. Podemos crear un anillo y también arterias verdes —enumera Travieso— que lleven a puntos culturales de la ciudad, como la antigua ciudad romana de Complutum o la casa de Hippolitus”.

placeholder (Ayuntamiento de Alcalá de Henares)
(Ayuntamiento de Alcalá de Henares)

Por el momento, el Ayuntamiento no se ha pronunciado sobre esta reclamación por parte de la plataforma Un millón de árboles. “Esperamos una valoración de la parte técnica porque yo entiendo que habrá alguna objeción en ese sentido, y tendremos que modificar alguna cosa, pero lo normal en un diseño de estas características”, añade este activista.

La creación de anillos verde alrededor de ciudades no es algo nuevo en España. Ya ha sucedido en muchos otros municipios y capitales de provincia, como Vitoria, el lugar que ha servido de referencia a los promotores del anillo verde alcalaíno. Tal y como concluye Travieso, “el de allí ya está consolidado, por eso nos hemos fijado en él, y eso es lo que queremos que ocurra en nuestra ciudad para así también poder ser un ejemplo para otras ciudades”.

Alcalá de Henares es una de esas ciudades que ha crecido desmesuradamente desde los años 80. En total, cuatro décadas en las que los barrios se han levantado sin una uniformidad clara y aislados entre sí. Por eso, desde la concejalía de Medio Ambiente de la ciudad complutense han puesto en marcha un proyecto para homogeneizar las zonas verdes de los barrios más nuevos, numerosas, pero también aisladas unas de otras. En total, habrá 10 kilómetros conectados por travesías verdes en las que el peatón tendrá la prioridad. Por otra parte, organizaciones vecinales y otras entidades también reclaman que se haga realidad un anillo verde para el municipio, cuyo proyecto ya han presentado al Ayuntamiento.

Madrid