Es noticia
La saturación de la atención primaria deja en casa a docentes ya recuperados del covid
  1. España
  2. Madrid
algunos sustitutos no han llegado

La saturación de la atención primaria deja en casa a docentes ya recuperados del covid

Madrid pide a la Seguridad Social que los médicos puedan emitir los partes de baja y alta laboral a la vez mientras los profesores esperan llamadas de la administración para gestionar su caso

Foto: Medidas de seguridad en los colegios. (EFE/Ángel Medina G.)
Medidas de seguridad en los colegios. (EFE/Ángel Medina G.)

El profesor Rubén Barbera, de 35 años, se contagió de covid el cuatro de enero. Apenas supo que era positivo se aisló con su pareja y reportaron al número habilitado por la Comunidad de Madrid su contagio. Les llegó un mensaje de texto diciendo que su situación clínica había sido registrada y que contactarían con él para tramitar la baja laboral desde el inicio del aislamiento. Han pasado diez días desde aquel mensaje y sigue esperando que lo llamen. “Sin el alta de mi médico no me puedo incorporar a trabajar, y las clases ya empezaron”, asegura Barbera.

En teoría, este profesor de Educación infantil del colegio Félix Rodríguez de la Fuente, del municipio madrileño de Coslada, debió incorporarse el martes, cuando se acababan sus siete días de aislamiento. No lo ha hecho esperando indicaciones de su médico, pues todavía tiene síntomas: “Me da miedo volver al cole y crear un brote, porque los pequeños no llevan mascarilla”, asegura por teléfono. Cuando está cerca de acabar la primera semana de clase posterior a las vacaciones de Navidad, sigue esperando.

Foto: Algunos directores han notificado 10 bajas de profesores. (EFE/Marcial Guillén)

Como el suyo hay al menos cientos de casos en la Comunidad de Madrid, donde la saturación de la atención primaria está dejando en casa a trabajadores que o bien están ya recuperados o bien, en el camino de estarlo, tienen dudas sobre si pueden incorporarse a unos puestos que no admiten el teletrabajo. Mientras esperan, en el caso de los centros educativos, los docentes se quedan sin alumnos y los alumnos sin sus profesores.

Como posible solución transitoria al colapso que se vive estos días, la Dirección General de Inspección y Ordenación Sanitaria de la Comunidad de Madrid entiende que los médicos deberían poder emitir a la vez el parte de alta y de baja al menos para trabajadores asintomáticos con test covid positivo una vez pasados los 7 días de cuarentena y siempre y cuando no aparezcan complicaciones derivadas de la enfermedad.

placeholder  Los alumnos volvieron a las aulas este lunes. (EFE/Ángel Medina G.)
Los alumnos volvieron a las aulas este lunes. (EFE/Ángel Medina G.)

En la práctica, esto significaría que, ante casos sin síntomas, los facultativos podrían entregar en una misma gestión el documento de baja y el de alta de los pacientes: “Se evita así una segunda consulta con el médico, lo que supone ahorro de tiempo al ciudadano y reduce la carga de trabajo que están soportando los centros de salud. Las bajas tendrían una duración exacta y se elude su prolongación innecesaria por causas no clínicas ni de salud pública”, aseguran desde Sanidad.

El consejero de Educación y portavoz del Gobierno regional, Enrique Ossorio, ha precisado este miércoles en rueda de prensa que, aunque el Ministerio de Sanidad ha dicho que esto depende de las Comunidades Autónomas y que esto ya se está haciendo en otras como Cataluña, la directiva vigente solo permite que se tramite la baja y el alta al mismo tiempo en casos de bajas de cuatro días, y no de siete, como se pide para el aislamiento del covid.

Foto: Vuelta al cole. (EFE/Enric Fontcuberta)

En concreto, Ossorio habla del Real Decreto 625/2014, de 18 de julio, que establece que, tanto el parte de baja como el de alta, han de ser emitidos tras reconocimiento del paciente por parte del médico, lo que requiere al menos dos actos médicos, con una excepción: los procesos muy cortos de Incapacidad Temporal, que son aquellos que, en efecto, tienen una duración de entre uno y cuatro días.

“Siendo conscientes del volumen de bajas que, en este momento de la pandemia, se están generando, entendemos que es muy complicado realizar un reconocimiento médico previo al parte de baja y alta en todos los casos”, ha afirmado en una carta al ministerio el Consejero de Sanidad, Enrique Escudero.

Esta cifra representa el 4,7% de los docentes en los centros públicos y concertados

En el caso de los docentes esto es especialmente preocupante, ya que los centros de la Comunidad han tenido que empezar las clases tras el parón de Navidad con la ausencia de 3.741 profesores que se encuentran de baja laboral por covid, según datos de la Consejería de Educación. Esta cifra representa el 4,7% del total de los docentes en los centros públicos y concertados de la región.

Pero no todo el debate se está centrando en la capacidad de los médicos de entregar altas y bajas en un solo acto. La líder de la oposición, Mónica García, de Más Madrid, asegura que esta situación se podía haber previsto. “Nos volvemos a encontrar con unas escuelas en donde faltan docentes, casi 4.000, y resulta que el año pasado la Comunidad de Madrid ya despidió a otros 4.000. Hace tiempo le pedimos a la presidenta Ayuso que los volviera a contratar porque son más que necesarios, como se está demostrando”, ha afirmado García, que ha reclamado además la contratación de más sanitarios que sirvan para reforzar la atención primaria, algo que, a su juicio, ayudaría a aliviar el atasco que viven estos días las administraciones y a prevenir que vuelvan a darse en futuras olas.

Foto: Los alumnos vuelven al cole. (Getty/Pablo Blázquez)

“Tenemos un problema porque no sabemos cuándo podremos volver a trabajar”, asegura Ignacio Blanco, profesor de 40 años de un colegio concertado. Al igual que su compañero Barbera, se contagió de covid durante las vacaciones de Navidad y este miércoles ha cumplido su séptimo día de aislamiento.

En teoría, debe incorporarse este jueves a su centro, pero sigue sin recibir su alta médica: “Como nadie me ha llamado, he llamado yo varias veces, para ser más exacto cinco, para que alguien me diga qué debo hacer”. A última hora de la tarde del miércoles todavía no había recibido respuesta.

placeholder (EFE/Mariscal)
(EFE/Mariscal)

Blanco todavía tiene algunos síntomas como mucosidad, fatiga muscular y tos, pero lo que más le preocupa es que nadie contacte con él. “No puedo ir a trabajar sin el permiso de un médico, y me necesitan en mi cole”, afirma.

Según los últimos datos de la consejería de Educación, esta semana está previsto que se cubran 2.000 suplencias; 1.300 que ya se han realizado y 700 se completarán este jueves. “Los relevos se están haciendo con carácter inmediato. Asimismo, algunos directores han preferido reorganizar su equipo para suplir 1.369 bajas”, asegura un portavoz de la Consejería de Educación.

"Aunque este lunes faltasen 3.000, cada día los centros nos notifican nuevas bajas", explica Galvín

Por su parte, la secretaria general de la Federación de Enseñanza de Comisiones Obreras, Isabel Galvín, asegura que no están llegando los sustitutos como deberían. “Van con mucho retraso. Aunque este lunes faltasen 3.000 profesores, cada día los centros nos notifican nuevas bajas que ni se han sustituido ni parece que se vayan a sustituir”.

Mientras tanto, muchos profesores y profesoras ya han cumplido su aislamiento obligatorio y, ya recuperados, andan a la espera de poder volver a trabajar. Para Barbera, esta falta de información está afectando psicológicamente a él y a sus compañeros: “Da impotencia, porque no sabes a quién recurrir o qué hacer”.

Alumnos Ministerio de Sanidad