No es solo Granada: Cs asume que no tomará su gran alcaldía en Madrid antes de septiembre
  1. España
  2. Madrid
EL CARAJAL FRENA SU LLEGADA

No es solo Granada: Cs asume que no tomará su gran alcaldía en Madrid antes de septiembre

El partido mantiene sus disputas internas y empieza a dar por hecho que no estará en disposición de llegar a la alcaldía, como pactó con el PSOE, antes de septiembre

placeholder Foto: La coordinadora regional de Cs en Madrid, Begoña Villacís. (EFE)
La coordinadora regional de Cs en Madrid, Begoña Villacís. (EFE)

En pleno derrumbe de Ciudadanos en Andalucía tras perder el Ayuntamiento de Granada, su embrollo en Alcobendas (Madrid) continúa. Entre sus filas, las versiones siguen sin encajar después de que el partido decidiera dar un golpe sobre la mesa y cambiar su liderazgo en el municipio del norte de la Comunidad de Madrid a tan solo unos días de que, supuestamente, pasara a ocupar la alcaldía, tal y como había pactado con el PSOE. Con los votos justos para poder afrontar una sesión de investidura con garantías, los naranjas han pospuesto su llegada al poder y fuentes cercanas a su actual portavoz, Aitor Retolaza, asumen que esto no se producirá antes de septiembre.

Foto: Begoña Villacís, coordinadora regional de Cs. (EFE)

Con alrededor de 120.000 habitantes, la ciudad fue vista en Cs como un gran escaparate para poner en marcha sus políticas. Acordó con el socialista Rafael Sánchez Acera un Gobierno de coalición, para echar al PP, en el que este sería el jefe del Ejecutivo los dos primeros años y ellos harían lo propio los dos siguientes. Cuando se llegó al ecuador del mandato, el pasado 15 de junio, el partido dio un volantazo y decidió relegar a un cargo menor a quien hasta entonces era vicealcalde, Miguel Ángel Arranz, para aupar a Retolaza, que es hoy el líder 'de facto' en la localidad.

El movimiento, que distintas fuentes municipales veían venir desde hace más de un año, no sentó bien a quien había sido hasta entonces número dos de la corporación municipal. Arranz se pronunció públicamente asegurando en su perfil de Twitter que, pese a la decisión, era él quien tiene derecho a ser alcalde los dos próximos años. Fuentes de su entorno consideran que esto sigue vigente, pero han variado su posición sustancialmente en los últimos días. Si hace una semana aseguraban que no iba a tolerar "chantajes" ni nada que no fuera la alcaldía, ahora confirman que estaría dispuesto a no ser el candidato si se acuerdan unas condiciones que garanticen que continuará en el equipo de gobierno como ahora.

Cs no puede perder ni un voto

Estas mismas fuentes amenazaban hace unos días incluso con que Arranz podría dejar Ciudadanos si se opta por otra persona para hacerse con el poder y que no tendría ningún problema con pasar al grupo de no adscritos. Todos los votos de Cs, incluido el suyo, son clave para garantizar la viabilidad de una investidura: PSOE (9) y Ciudadanos (5) suman los 14 escaños que marcan la mayoría absoluta.

Si uno de sus votos les bailara, tendrían que tratar de seducir al edil de Podemos en el municipio, ya que en caso de no alcanzarse esos 14 votos, el consistorio pasaría a manos del PP, por ser la lista más votada. En las filas naranjas, se muestran convencidos de que Arranz será fiel y aseguran que les ha confirmado que votará al candidato si el designado por la formación es Retolaza, aunque desde el entorno del primero lo niegan y afirman que hay mucho que negociar y deslizan que no es el único que no tiene claro qué hacer. Los otros tres ediles evitan hacer declaraciones y se circunscriben a la línea oficial de Retolaza.

Foto: Juan Marín e Inés Arrimadas. (EFE)

En este contexto, Ciudadanos aún no ha confirmado quién será su alcaldable, pero desde la dirección regional que dirige Begoña Villacís se remiten a Retolaza. Distintas fuentes municipales dan por hecho que será él, nuevo portavoz y vicealcalde, pero consideran que no lo han comunicado aún ante la "incógnita" de lo que hará Arranz. Lo que tienen claro las fuentes consultadas, del Ejecutivo y de la oposición, es que Sánchez Acera no convocará un pleno de investidura si no se cuenta con los votos necesarios para que Cs lo supere. "No va a ir a una investidura para dar la alcaldía al PP...", aseguran sobre la formación que había estado en el poder entre 2007 y 2019.

Entre los populares, ofrecen a los naranjas que dejen el pacto con el PSOE, pero su presidente local, Luis Miguel Torres, cree que solo tendría sentido si lo hiciera Ciudadanos en bloque y no ve con buenos ojos otra opción. La fuerza mayoritaria entiende que la coalición gobernante debe tomar una decisión cuanto antes para que el municipio deje de estar en el "bloqueo" en el que, a su juicio, se encuentra.

En este contexto, fuentes cercanas a Retolaza, actual portavoz de Cs, asumen que será muy complicado cambiar de alcalde antes de septiembre. Se escudan en las complejidades técnicas por encontrarse en verano, con menos recursos en el ámbito de funcionariado, y en que una concejala socialista está de baja por maternidad. Desde el PSOE, rechazan este último factor y lo enmarcan todo en los tiempos y movimientos internos de los naranjas.

Fuentes socialistas sostienen que siguen a la espera de que Ciudadanos resuelva su coyuntura y reclame un pleno de investidura para hacerse con la alcaldía, como habían pactado. No pondrán problemas, insisten, porque todo ha funcionado bien y la coalición está engrasada. Salvo sorpresa de última hora, esto no ocurrirá hasta el próximo mes de septiembre. Alcobendas es, a día de hoy, un brote verde rodeado de escombros, pero no son pocos los que dudan viendo las últimas gestiones de la dirección nacional.

Ciudadanos Madrid
El redactor recomienda