LAS EMPRESAS PAGAN ENTRE 3 Y 28€ POR COCHE

Cinco pequeños pueblos tienen oficinas 'fantasma' para matricular 160.000 vehículos

En Rozas de Puerto Real tocan a 49 coches por vecino. Robledo, Patones, Colmenar de Arroyo y Venturada facilitan locales para que las empresas de 'renting' matriculen allí sus turismos

Foto: Las Rozas de Puerto Real.
Las Rozas de Puerto Real.

Las Rozas de Puerto Real es un pequeño municipio madrileño de 527 habitantes a 81 kilómetros de Madrid, en la frontera con Ávila. Tiene una antiquísima fuente (al parecer, de origen árabe) bautizada Las Pimpollas. Y una iglesia, San Juan Bautista, del siglo XVII, que además cuenta con una torre románica del siglo XI. La localidad destaca por sus exuberantes castañares. Pero sin duda el edificio más importante para el ayuntamiento, gobernado desde hace muchos años por el PP, es el centro cultural, que hace las veces de biblioteca. Importante, porque en uno de sus locales están domiciliadas algunas firmas de 'renting', 'leasing', flotas de empresa y alquiler temporal de coches.

Las Rozas de Puerto Real descubrió hace años que la matriculación de vehículos podría ser un buen negocio. Los últimos datos, analizados por Automovilistas Europeos Asociados (AEA), señalan que 2018 cerró con 26.297 coches matriculados en esta localidad. Con la calculadora en la mano, tocan a una media de 49 vehículos por vecino. Es el tercer municipio de España (tras los valencianos Sarratella y Puebla de San Miguel) en encabezar este curioso 'ranking'. La baja fiscalidad diseñada por Las Rozas para atraer turismos y que paguen allí el impuesto de tracción mecánica ha ido mejorando sus cifras año tras año.

En 2015, según el mismo informe, estaban matriculados en esta pequeña localidad 18.177 vehículos, lo que supone un incremento de matriculaciones del 44% en cuatro ejercicios. Javier Bedia, el alcalde popular (que inicia este curso su cuarta legislatura al frente del consistorio con su hijo de concejal y su mujer de suplente en la lista electoral), asegura que los datos no están actualizados. "Yo los que manejo son los de diciembre de 2017, y desde entonces hemos perdido muchas matriculaciones. Ya no hay las de antes. Ni mucho menos". ¿Cuántos coches están entonces matriculados?, se le pregunta. "No tengo los datos actualizados. No lo sé". Otra estadística elaborada por Foro-Ciudad con los datos de septiembre de 2019 habla de 32.887, una subida del 13% en un año.

Bedia quiere se prudente, aunque asegura que mantiene las bonificaciones que le permite la ley. Esta establece un mínimo y un máximo legal para el impuesto de circulación en función del tipo de vehículo y de su potencia fiscal, que oscila, en el caso de los turismos, entre los 12,62 euros y los 112 euros. Luego los ayuntamientos, en sus ordenanzas fiscales, pueden duplicar estas tarifas o establecer bonificaciones de entre el 75% y el 100% en función de la clase de carburante que consuman y su incidencia en el medio ambiente, las características de los motores de los vehículos y la antigüedad de los coches.

Patones, en el norte de Madrid.
Patones, en el norte de Madrid.

Los descuentos, obviamente, atraen a las empresas. En Madrid capital, por ejemplo, un vehículo de más de 20 caballos paga de media 224 euros. En Las Rozas de Puerto Real, solo 28 euros. El turismo más barato, el de menos de ocho caballos fiscales, abona 3,16 euros en Las Rozas, cuando en Madrid abona 20 euros. "Yo pago, por ejemplo, 17,99 euros por un Skoda de 10 años [tiene entre 12 y 16 caballos]", señala Luis De la Cruz, el único edil de la oposición en el municipio, del PSOE. "No tenemos información por parte del alcalde. No sabemos cuánto ingresa el municipio por este impuesto". Con una media de 17,99 euros por coche (el tipo medio), Las Rozas ingresaría en 2018 unos 473.000 euros. No está nada mal teniendo en cuenta que el presupuesto de la localidad fue de 1,8 millones de euros el año pasado.

La localidad ofrece unas oficinas a las empresas de coches, el centro cultural, que estas alquilan al consistorio. "Generalmente, nunca hay nadie allí. Es simplemente un domicilio fiscal para que estas compañías puedan matricular sus vehículos, una especie de oficina fantasma", explica el concejal Luis De la Cruz.

Óscar García es el alcalde socialista de Patones, en el norte de la comunidad. García reconoce que también alquila un local a estas empresas en un edificio municipal para que puedan matricular vehículos. Según AEA, hay 11.725 coches en Patones. Teniendo en cuenta que en la localidad residen 523 vecinos, tocan a 22 por habitante.

Patones es el segundo municipio de Madrid en encabezar este 'ranking' de paraísos fiscales según Automovilistas Europeos. "Somos un pueblo pequeño y tenemos unos presupuestos ajustados. Nuestros ingresos principales son el impuesto de circulación y el IBI, gracias a que el embalse del Atazar está en nuestro término municipal y tiene un impuesto alto", señala el regidor. El presupuesto de Patones es de 2,4 millones de euros. En el listado, también aparecen Colmenar del Arroyo y Venturada. El primero tiene matriculados 31.940 vehículos para 1.685 vecinos (18,9 turismos por habitante) y el segundo 34.990 coches por 2.081 residentes (16,8 por vecino). El Confidencial ha intentado hablar con sus alcaldes. Sin éxito.

El último puesto es para un habitual de este tipo de estadísticas: Robledo de Chavela, con 4.159 habitantes. Es el que más vehículos matriculados tiene, 54.647, aunque 'solo' tocan a 13 por vecino. Desde Robledo, también tienen oficinas para estas empresas. "Algunas municipales que alquilamos y otras propias suyas", explica un portavoz municipal. Robledo empezó a mantener esta política fiscal hace muchos años, cuando las matrículas españolas abandonaron el distintivo provincial que permitía identificar su procedencia. De esta manera, muchos ayuntamientos, sobre todo pequeños y con escasos recursos, empezaron a competir entre ellos en el impuesto sobre vehículos de tracción mecánica para generar ingresos. Estas cinco localidades de Madrid suman 130.000 vehículos.

La plaza principal de Robledo de Chavela.
La plaza principal de Robledo de Chavela.

Robledo reconoce que sus matriculaciones crecen cada año, "entre un 5% y un 6% en este último ejercicio". Para 2019, este municipio ha aprobado unos presupuestos de 8,5 millones de euros. Y es que la diferencia entre tener un coche matriculado en Madrid o tenerlo en Robledo no es baladí. Por ejemplo, por un Seat León estándar de menos de 12 caballos fiscales, en la capital se pagarían 59 euros, mientras que en este pueblo solo cobrarían 8,52 euros. Si los 54.647 turismos matriculados fueran de este tipo, abonarían 465.000 euros, cuando en Madrid les exigirían 3,22 millones de euros, un ahorro más que considerable.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios