la cronología del máster genera sospechas

La URJC cambió las notas de Cifuentes al límite: la aprobaba o perdía el máster

La universidad dejó de impartir el polémico máster en el curso 2012-2013. En 2014, tras cambiarle las notas, fue extinguido. Si los alumnos no tenían todas las asignaturas, perdían lo ya hecho

Foto: Ilustración: Raúl Arias.
Ilustración: Raúl Arias.

La Universidad Rey Juan Carlos dejó de impartir el polémico máster de Cristina Cifuentes en el curso 2012-2013. Fue el último año. En el siguiente curso, 2013-2014, ya no estaba entre su oferta de estudios. La fecha es significativa, ya que la primera información publicada por 'eldiario.es' reveló que en 2014 una funcionaria universitaria entró en el sistema informático y cambió dos notas de la alumna Cifuentes Cuencas, que en teoría ya había terminado el máster dos años antes, en julio de 2012. Dos no presentados (que correspondían a una asignatura y al trabajo de fin de máster) se modificaron a dos notables.

[Última hora: Cristina Cifuentes dimite]

Si no se cambiaban las notas en 2014, Cifuentes corría el riesgo de perder el máster. ¿Por qué? El Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) del 12 de diciembre de 2014 publica la decisión de la universidad de extinguir siete másteres, entre ellos el de Derecho Público del Estado Autonómico (el de Cifuentes). Lo del BOCM suponía la certificación oficial, pero el Consejo de Gobierno de la universidad debió tomar la decisión mucho antes, seguramente durante el último curso impartido, entre 2012 y 2013. "Según las normas, hay dos años desde el acuerdo de extinción para que los alumnos intenten terminar el máster si tienen asignaturas pendientes, si no, pierden todos los derechos", explican fuentes universitarias.

El cambio de notas se produjo por tanto prácticamente en el límite de tiempo para Cifuentes. Si en 2014 no aparecía con todo aprobado en su expediente académico, podría perder todo lo hecho ya con anterioridad. Cifuentes ha insistido en sus comparecencias públicas en que terminó estos estudios en julio de 2012, cuando defendió su TFM y fue evaluada por tres profesoras. Y que el cambio de sus notas se produjo en 2014 porque había que corregir un error, al detectar ella que aparecían dos no presentados cuando debían aparecer sendos notables. Pero como adelantó El Confidencial, el acta que certificaba ese TFM fue falsificada y elaborada en 2018 (no en 2012). Es más, una de las profesoras que firmaba en esa acta ha declarado que no formó parte del tribunal y que la rúbrica que aparece no es la suya.

La URJC cambió las notas de Cifuentes al límite: la aprobaba o perdía el máster

Sin embargo, la cronología de vida del máster genera sospechas fundadas. El máster fue creado en julio de 2009. La política del PP se matriculó en el curso 2011-2012 y pagó las correspondientes tasas: 1.586,39 euros. Lo hizo en diciembre de 2011, cuando las clases ya llevaba tres meses. Entre la documentación que Cifuentes ha aportado a los medios (facilitada por la universidad) hay un acta del trabajo fin de máster, supuestamente realizado el 2 de julio de 2012. Un acta que este diario mantiene que es falsa. En junio de 2013 finaliza el último curso impartido por la universidad. Como las decisiones del Consejo de Gobierno de la universidad no son públicas, no se sabe cuándo el centro tomó la decisión de extinguir el máster. Pudo ser durante la celebración del último curso o con posterioridad, a finales de 2013.

Fotografías de los documentos que presentó Cifuentes en el pleno extraordinario de la Asamblea regional.
Fotografías de los documentos que presentó Cifuentes en el pleno extraordinario de la Asamblea regional.

En octubre de 2014, dos años después de la matrícula oficial, la funcionaria Amalia Calonge le cambia las dos notas. Según 'eldiario.es', lo hace de manera irregular. Días después, en noviembre de 2014, Cifuentes paga las tasas del título. Ese mismo mes, el día 21, la Comunidad de Madrid firma la extinción del título, un acuerdo que se visibiliza en el BOCM en diciembre. "Es decir, el máster había dejado de impartirse en 2013 y aunque no es público cuándo la comisión de titulaciones de la universidad tomó la decisión de extinguirlo, estaba claro que había comenzado la cuenta atrás para terminarlo o todo lo que se había hecho se perdía", explican las mismas fuentes.

Una vez extinguido el máster, se acaban todos los derechos de los estudiantes. "Da igual que tengas todos los créditos y te falte solo uno. No tienes el título. El alumno tiene unas asignaturas aprobadas y puede pedir la convalidación para que se las reconozcan en otros másteres o no. Pero no tienes este máster en concreto". ¿Qué tiene que hacer un estudiante en esos dos años de margen desde que se decide extinguir el curso si este encima ha dejado de impartirse? "Si el alumno quiere hacer bien las cosas, aunque no tenga clases hay exámenes extraordinarios. El alumno se matricula en esos exámenes para concluir las asignaturas. Y también hay que realizar el TFM y defenderlo".

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
11 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios