Atlético de Madrid: Así fue el crimen de Aitor Zabaleta, el chico del gorro de la Real Sociedad, hace 20 años. Noticias de Madrid
ASESINATO A SANGRE FRÍA A LAS PUERTAS DEL CALDERÓN

Así fue el crimen de Aitor Zabaleta, el 'chico del gorro' de la Real Sociedad, hace 20 años

Este miércoles se produjo un apuñalamiento en las puertas del Wanda Metropolitano, un caso cuyo principal sospechoso está vinculado con el fallecimiento de Aitor Zabaleta

Foto: Aitor Zabaleta, el aficionado de la Real Sociedad que fue asesinado en 1998. (EFE)
Aitor Zabaleta, el aficionado de la Real Sociedad que fue asesinado en 1998. (EFE)

Este miércoles se volvieron a revivir los viejos fantasmas del pasado en las inmediaciones del Wanda Metropolitano. Quedaban pocos minutos para el comienzo del partido de Copa del Rey que iba a enfrentar al Atlético de Madrid con el Sevilla cuando saltaba la noticia: un joven de 22 años, seguidor 'colchonero', había sido apuñalado a las afueras del feudo rojiblanco. Instantáneamente, a la mente venía el caso Aitor Zabaleta. Pero lo que todavía nadie sabía es que guardaban relación.

Sobre las 18:30 horas de este miércoles, un joven era apuñalado cerca del estadio rojiblanco. Tras recibir tres cuchilladas, la más grave en la espalda y que tenía afectación en algunos órganos, las autoridades comenzaron las investigaciones para esclarecer lo sucedido: según confirman a El Confidencial fuentes policiales, de madrugada detuvieron en su domicilio al sospechoso de los hechos, Ignacio Racionero, un radical del Atlético de Madrid relacionado con el caso Zabaleta.

Ocurrió un frío 8 de diciembre de 1998. El Atlético había ganado 1 a 2 a la Real Sociedad en la ida de los octavos de Copa y llegaba el partido de vuelta marcado por la polémica, pues la afición más radical del conjunto madrileño se había encargado de calentar el partido, asegurando que en la ida no habían sido tratados corectamente. Ante el miedo de que pudiera haber incidentes, la policía se encargó de escoltar los autobuses de la hinchada 'txuri urdin'. Pero la mala fortuna se cruzó con Zabaleta.

Tras llegar al estadio con tiempo suficiente, decidieron tomar algo antes del pitido inicial. Preguntaron a los agentes que custodiaban la zona, quienes les indicaron un bar cercano al Calderón: lo que ese grupo reducido de aficionado de la Real es que era el local donde los ultras rojiblancos se reunían. Pese a ser avisados por una estanquera cuando se dirigían hacía allí, fue demasiado tarde: un grupo de radicales del Frente Atlético vieron las bufandas rivales y salieron tras ellos.

Según cuentan los testigos cercanos, los radicales -unos vestidos con los colores rojiblancos, otros con ropa negra- se abalanzaron contra este grupo visitante, simples aficionados al fútbol que querían ver a su equipo. Los ultras comenzaron a golpear violenta y repetidamente a este grupo de jóvenes vascos, a base de patadas y puñetazos, pero Aitor Zabaleta iba a recibir una puñalada mortal en la refriega: pese a ser atendido por el Samur, horas después fallecía en la Fundación Jiménez Díaz.

Las autoridades detuvieron a siete ultras del Atlético de Madrid -parte del ya extinto grupo 'Bastión 1903'- por su vinvulación con los hechos, tanto con la muerte de Zabaleta como de la paliza propinada a sus acompañantes. Aunque Ricardo Guerra fue señalado como el autor de los hechos y condenado a 17 años, Ignacio Racionero, conocido como 'Nachito', fue uno de los detenidos por su participación en la trifulca mortal. Ahora, ha vuelto a ser detenido por apuñalar a un joven de 22 años.

Conocido de las autoridades

Racionero estuvo 11 días en la cárcel por el caso Zabaleta, pero quedó en libertad tras quedar probado que Guerra era el autor material del apuñalamiento. Ha pasado más veces a disposición judicial por su comportamiento, como aquella vez que destrozó una valla metálica del Cerro del Espino e insultó y amenazó de muerte a los jugadores por sus malos resultados en la Liga. Pero sí pasó por prisión "por otros hechos similares" y por "trapicheos por drogas", según confirman fuentes policiales a este diario. Otras fuentes incluso afirman que ha estado más de cinco años en prisión por sucesos de diferente índole.

Casi veinte años después del fallecimiento de Aitor Zabaleta, uno de los implicados en aquel caso ha sido detenido por el apuñalamiento de otro joven, en lo que las autoridades consideran que podría haber sido "un ajuste de cuentas". Otro triste acontecimiento delictivo en el que se han visto implicados los más radicales del Atlético de Madrid, quienes no hace mucho también mancharon el nombre de su equipo tras el caso 'Jimmy', hincha del Deportivo de la Coruña que perdió su vida en noviembre de 2014 tras haber sido agredido y arrojado al río Manzanares en una reyerta junto al Calderón.

Madrid
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios