ENTREVISTA CON EL EDIL DE URBANISMO

J. M. Calvo: "Revalidar Madrid es llegar a 2020 con opciones de alcanzar La Moncloa"

Con un discurso transversal y carmenista, Calvo defiende la candidatura del exJemad Julio Rodríguez para liderar Podemos Madrid, frente al sector anticapitalista, como garantía de revalidar la alcaldía

Foto: El concejal de Desrrollo Urbano Sostenible en el Ayuntamiento de Madrid, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)
El concejal de Desrrollo Urbano Sostenible en el Ayuntamiento de Madrid, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)

José Manuel Calvo (Madrid, 1985), doctor en Arquitectura y concejal de Desarrollo Urbano Sostenible en el Ayuntamiento de Madrid, es uno de los pesos pesados de la candidatura liderada por el exJemad Julio Rodríguez en las primarias de Podemos Madrid. Un proceso interno que en comparación con otras contiendas internas de la formación está más fuera del foco mediático, pero que será decisivo no solo de cara a definir las listas electorales para 2019 en la capital, sino para el mismo proyecto de Ahora Madrid, que se debate entre reforma y ruptura.

Calvo se posiciona claramente entre los primeros, con un discurso transversal y carmenista, muy carmenista, lo cual no deja de estar exento de polémica entre una parte de las bases que auparon a la candidatura municipalista a la alcaldía. Su candidatura, Unidos por Madrid, fruto de un pacto de unidad entre pablistas y errejonistas, polariza con el sector anticapitalista, que encabeza la diputada Isabel Serra. Gobernistas contra movimentistas es la caricatura interesada en el inicio de la campaña interna. El propio edil desarrolla en esta entrevista el proyecto de Ahora Madrid para la próxima legislatura, los retos pendientes y las líneas maestras de su candidatura, con un profundo halo pactista y continuista.

Pregunta (P). Algunos de los proyectos urbanísticos más importantes para la ciudad se terminarían de desarrollar en la próxima legislatura y para eso necesitan mantener el Gobierno en 2019. De todos ellos, ¿cuáles destacaría?

Respuesta (R). Yo creo que lo que tenemos que hacer no es solo desarrollar los proyectos pendientes, que son algunos, sino dar continuidad a los programas estratégicos que se han puesto en marcha en esta legislatura. El programa de cambio de cultura de la movilidad con más obras, infraestructuras ciclistas y transporte público, ampliaciones de aceras y más peatonalizaciones (este programa exige esa continuidad) y el plan de rehabilitación, el plan MADRE, que pretende renovar todo el parque inmobiliario obsoleto de Madrid y que requiere de un recorrido de doce o quince años. Por supuesto hay actuaciones pendientes. En Madrid había dos ámbitos de oportunidad clarísimos. Uno es el plan Chamartín, aún le queda mucho desarrollo, y el otro es el de Campamento, que esta legislatura no se va a producir porque Defensa quiere venderlos pero no tiene voluntad de hacer esa subasta, está en 'standby'. Habrá que sentarse con Defensa y darle una salida a esos terrenos con un urbanismo sostenible e integrado. Un tema pendiente también es una revisión del Plan General.

P: Si la próxima legislatura es realmente la de modificar el Plan General de Ordenación de Madrid, ¿cuáles deben ser los rasgos fundamentales, en qué linea debe ir este cambio?

Los militantes de Podemos tienen que decidir si quieren un Podemos de Gobierno o quieren un Podemos de oposición

R: El Plan General está obsoleto, nosotros entendíamos que no tocaba en esta legislatura por dos razones. Una es material, de apoyos (somos 20 concelajes y para apoyarlo se necesitan 29) y la otra son los tiempos, que son como mínimo cuatro o cinco años. No hubiera dado tiempo en esta legislatura; requiere debate, ver qué modelo de ciudad queremos. Y gestión y medios. Peineta, Chamartin, paseo de la Dirección, Canalejas... planeamientos que había que resolver y a los que hemos destinado recursos técnicos y económicos, que eran la prioridad. Hacer un plan que defina un modelo de ciudad, ese es el gran reto. Es complejo porque no podemos conformarnos: el modelo urbano lo deciden los planes de movilidad, de calidad del aire, de regeneración urbana... todo eso.


P: ¿Cuál es la operación urbanística desbloqueada que para usted era más urgente como concejal de Urbanismo?

R: Hay una operación urbanística bastante desconocida y que era urgente, que es el paseo de la Dirección, en Tetuán. Una obra que ha estado durante diez años paralizada con una concesión que ha sido muy laxa desde el PP —con su control—. Nosotros hemos resuelto la concesión, cerrado la obra y recuperado 100.000 metros de suelo para hacer el nuevo plan (viviendas, equipamientos, zonas verdes...) para el barrio. Luego, la que más ilusión nos hace por lo limpio que ha sido el proceso y el éxito que ha tenido es Mahou-Calderón. Nos encontramos un proceso muy complejo, con una gran conflictividad vecinal, muy desafortunado por el plan en que se encontraba; le hemos dado una vuelta con todos los actores implicados y un proceso participativo, hemos sacado un plan consensuado e indiscutiblemente bueno.

P: ¿Qué grado de cumplimiento programático se ha producido en ese sentido? Porque se han producido muchas críticas internas al echar en falta remunicipalizaciones prometidas o ahí está la operación Chamartín, que muchos siguen viendo en el marco de la llamada cultura del 'pelotazo'.

"Nuestra alternativa a la operación Chamartín es leal al programa. Las críticas sin datos son eslóganes"

R: Nuestros objetivos programáticos están claramente cumplidos. Nosotros hablábamos de recuperar para una gestión pública y directa aquellos elementos o empresas que se han podido recuperar y lo hemos hecho, dos ejemplos son Bicimad y la Funeraria. Y hemos elaborado un plan de remunicipalización porque tenemos que ir a un mayor peso de gestión pública, como la limpieza o la conservación de las vías públicas. Lo que nunca dijimos es que se podía hacer todo en cuatro años. Si alguien lo ha planteado así o se ha creído esto, vive fuera de la realidad y desconoce lo que es la Administración. Yo creo que la gestión de todas las operaciones urbanísticas heredadas de la ciudad de Madrid ha sido impecable y que, por cierto, todas han salido con el apoyo unánime o mayoritario de los grupos del pleno. Pienso en Canalejas, una operación que era claramente lesiva para los intereses municipales y que se ha reconducido; la Mahou-Calderón también tuvo una conflictividad enorme y cuenta con el consenso incluso de Ecologistas en Acción; el Edificio España, resistimos a una presión mediática y política brutal para tirar el edificio. No solo no lo hicimos sino que ya está en marcha la rehabilitación del inmueble.

P: ¿También con la operación Chamartín?

R: El caso de Chamartín es muy particular por el tamaño que tiene el ámbito. Hay que decir que nosotros hemos cumplido estrictamente el programa, que decía que el Ayuntamiento se comprometía a auditar y anular en su caso la operación de Ana Botella. Y eso hicimos, auditarlo, y el 25 de mayo de 2016 llevamos la anulación al pleno presentando una propuesta alternativa que se llama Madrid Puerta Norte. Y queremos consensuarla con todos los actores implicados y fundamentalmente con dos: el Ministerio de Fomento y el Distrito Castellana Norte (DCN), que es el concesionario de los derechos del suelo. Nos sentamos a negociar la base del nuevo plan para que alguien diga, con datos —porque proclamas sabemos hacer todos—, que el plan respeta absolutamente Puerta Norte: modelo (oficinas y residencias), dividir el ámbito en cinco partes, la edificabilidad no es un ente abstracto, la densidad es buena, nos parecía negativa la que se computaba. Cuando se planteen críticas tiene que ser con datos objetivos, si no nos quedamos en eslóganes que están bien para los anuncios pero sirven muy poco para hacer política.

El edil de Desrrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)
El edil de Desrrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)


P: Y hablando de remunicipalizaciones, ¿cuáles más podrían estar sobre la mesa?

R: Sobre Calle 30, lo que dice el dictamen de la comisión es que efectivamente se puede ir a una gestión más eficaz si se hace de forma directa. Lo que pasa es que es una infraestructura muy compleja, la conservación tiene que ser muy cuidadosa y si se plantea esa universalización —que yo creo que es una posibilidad bastante razonable— hay que hacerlo bien y diseñarla adecuadamente. En todo caso sería una tarea pendiente para la próxima legislatura.

P: Las acusaciones sobre los desequilibrios norte-sur que puede generar (la operación Chamartín), ¿también entiende que son un eslogan?

Compartimos con el PSOE las cuestiones clave del programa y el modelo de ciudad hacia el que queremos ir

R: Son un argumento equivocado y desorientado de lo que es la realidad. Y te digo por qué. Hay dos maneras de equilibrar Madrid; una es coger a los habitantes del norte y llevárnoslos al sur, y otra es garantizar el acceso a todas las infraestructuras con independencia de su ubicación, transporte público... es decir, igualdad de condiciones. Por eso decíamos que si se genera un gran nodo de empleo, centro de oficinas, y Adif quiere montar su sede, no solo va a ser un centro financiero. Hay que garantizar que se genere el acceso a los 20.000 puestos de trabajo que se creen allí en transporte público y por eso decíamos que hay que apostar por la estación como centro de operación y reducir la llegada en vehículo privado a mínimos. De Puerta Norte decíamos exactamente lo mismo y nadie dijo nada. El discurso del desequilibrio es muy vacío: todos sabemos que no van a abrir grandes centros de oficinas en Aluche. Las empresas se ubican en la ciudad por unos criterios. La alternativa a un gran centro de negocios vinculado a un nodo de transporte público no es la dispersión de las oficinas por toda la ciudad. La alternativa es la ciudad de Telefónica, del Santander, del BBVA o la del Popular en la salida de la A-2. O proporcionas ese terciario de oficinas bien conectado con las demandas que tienen las empresas o se lo buscan por su cuenta y generan problemas de movilidad o sobreocupación del suelo.

P: Para sacar adelante esas actuaciones que precisan amplias mayorías, ¿apuesta por un pacto postelectoral con el PSOE?

R: Habrá que ver el resultado de las elecciones y qué ocurre en la Comunidad de Madrid. Lo que pase allí va a ser importante, y en base a ello vamos a sentarnos a hablar. Creo que compartimos con el PSOE las cuestiones clave del programa y el modelo de ciudad hacia el que queremos ir, porque venimos de una herencia de 25 años del PP. Se ha demostrado y se puede seguir demostrando que podemos ponernos de acuerdo en las cuestiones fundamentales. A partir de ahí, la fórmula de gobierno, si será mediante algún tipo de pacto o de apoyo como hasta ahora, tendrá que verse en función de los resultados.

P: ¿Cómo ve la posible candidatura de Íñigo Errejón para la Comunidad? ¿Tiene que complementarse su proyecto político con el del Ayuntamiento?

“Si alguien entiende que un gobierno o proyecto ya no se identifica con él o no cumple sus expectativas, lo honesto y razonable es salirse”

R: Sin ninguna duda Íñigo (Errejón) es un magnífico candidato para ser presidente de la Comunidad de Madrid. También es cierto que en Podemos las listas y candidatos se eligen en primarias, y ese proceso hay que respetarlo, pero nadie cuestiona que Íñigo tiene el perfil idóneo para asumir ese reto. En el Ayuntamiento a mí me encantaría que Manuela (Carmena) continuara porque su papel y figura es esencial para este proyecto de Gobierno. Ha demostrado que ya es seguramente la mejor alcaldesa de la historia de esta ciudad y espero que se vea con ganas y fuerzas para continuar con ese proyecto y consolidarlo. Todo lo que sea contribuir para que ambos proyectos en Ayuntamiento y Comunidad se consoliden y remen a favor uno de otro es bienvenido.

P: Julio Rodríguez ha asociado su candidatura para las primarias municipales, en la que usted participa, a la continuidad de Carmena. ¿Cómo se concretaría esa vinculación orgánica?

R: Podemos ha sido la parte esencial de Ahora Madrid. La candidatura surge por un acuerdo entre Podemos y lo que entonces era Ganemos, que ahora no está claro lo que es. Por tanto, Podemos tiene un papel clave y se quiere reforzar, como plantea Julio (Rodríguez) en el programa. Es esencial, al igual que mejorar la comunicación entre la parte orgánica y la institucional y, finalmente, y en ello ha sido claro Julio, el apoyo rotundo al Gobierno municipal y las políticas municipales del cambio de Ahora Madrid, y en particular a la figura de Manuela Carmena.

P: Carmena acusaba recientemente al sector de Ganemos de trabajar en contra del Ayuntamiento al no respetar ciertos acuerdos. ¿Está a favor de la disciplina de voto?

“Lo que hay que pedir es lealtad y compromiso con un proyecto de Gobierno que va a ser unitario”

R: Construimos una candidatura con diversos actores y todos debemos convivir. También dijimos que no creíamos en los partidos como iglesias, ni en la disciplina del voto. Sí que es verdad que a veces se han producido actitudes que se entienden mal por parte de la gente progresista y que nos apoyó. Como cuando recientemente se rompe el voto, por ejemplo, con el tema del taller de artillería, que en el fondo es una cuestión menor, pero que todo el mundo sabe que es un proyecto heredado que no compartimos, pero que precisamente se aprueba un proyecto de gestión que le da la vuelta para habilitar dotaciones como escuelas infantiles o disponer de suelo público. Por tanto, es una división absolutamente gratuita que nadie entiende y que sin ninguna duda perjudica al Gobierno y a las aspiraciones que tiene de cara a la próxima legislatura.

El edil de Desrrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)
El edil de Desrrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo. (Carmen Castellón)


P: ¿Pretenden establecer algún tipo de control interno?

R: Más que controlar, que es una palabra que no me gusta, lo que hay que pedir es lealtad y compromiso con un proyecto de Gobierno que va a ser unitario. Puede haber diferenciación de voto en un tema puntual o que tenga que ver con cuestiones de conciencia. Todo lo demás es anteponer agendas propias a una agenda común que es la de mantener este Gobierno y tener una posición unitaria en determinados temas y demostrar ante la ciudadanía que somos gente fiable, que sabe gobernar y que asume lo que es la institución y desarrollar labores de gobierno.

P: Carmena vincula repetir a la exigencia de configurar una lista solo con ediles leales. ¿Se ve en esa lista y qué futuro le depara a Ganemos o IU?

A mí personalmente me gusta el formato de primarias de Barcelona en Comú

En primer lugar, sobre mí, me veré donde considere Manuela. Luego, sí creo que es importante que se establezcan ciertos principios de funcionamiento, pero que son principios que rigen cualquier proyecto político u organización humana, que es la lealtad con un proyecto común. No implica que pueda haber discrepancias, sobre todo, con temas de conciencia, porque con los de gestión todos asumimos las contradicciones y los problemas y dificultades que tiene esta. Los asumen los concejales de área y de distrito cuando los vecinos y vecinas van a reclamar cuestiones que no se pueden resolver de una día para otro o no tienes las competencias para poder atenderlas. Ahí las discrepancias tienen mucha menos cabida. Si alguien entiende que un gobierno o proyecto ya no se identifica con él o no cumple sus expectativas, lo honesto y razonable es salirse de ese proyecto, y no mantenerse haciendo una oposición interna que es bastante poco comprensible.

P: ¿Cuál sería su equipo ideal en función a esos principios?

R: Todo el mundo ha quedado retratado con el comportamiento que ha tenido y la posición de voto en los temas más conflictivos y más polémicos, y a partir de ahí que cada cual haga su lectura.

P: Está a favor de repetir unas primarias para la candidatura de 2019 iguales a las del 2015, con otro formato o un modelo como el de Barcelona en Comú, que confeccionó una lista única y se ratificó posteriormente mediante votación interna.

Revalidar Madrid es llegar a 2020 con posibilidades de alcanzar el Gobierno

R: A mí personalmente me gusta el formato de Barcelona en Comú, de Ada Colau, pero es un proceso que tendremos que decidir cuando se conforme la candidatura.

P: ¿Cuál es la clave de estas primarias internas en Podemos Madrid? ¿Qué está en juego?

R: Estas primarias son muy importantes en cuanto a los militantes y la gente que se identifica con Podemos porque tiene que decidir si quiere un Podemos de gobierno o quiere un Podemos de oposición. Si quiere un partido que tenga la capacidad de asumir gestión de gobierno y de buscar mayorías, también de transversalidad, que en su momento nos definió y nos fue tan bien con ella porque nos permitió trascender los marcos tradiciones de la izquierda y su base electoral. Esa es la decisión clave, si queremos mantener y consolidar ese proyecto o queremos ir a otro minoritario y que se conforme con ser oposición y, por tanto, con cambiar pocas cosas, porque sabemos que desde la oposición hay una capacidad de gestión mucho más limitada.

P: ¿Qué importancia tiene conservar Madrid en 2019 para el proyecto estatal de Podemos?

R: Madrid es la pieza esencial. Revalidar Madrid es llegar a 2020 con posibilidades de alcanzar el Gobierno del Estado y perder Madrid es reducir mucho esas posibilidades. Nos jugamos todo en estas primarias, nos jugamos el proyecto y la posibilidad de revalidar el Gobierno municipal y de alcanzar La Moncloa en 2020.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios