no descartan una huelga indefinida

Bases cerradas, 70.000 horas extras, falta de personal... El Samur para por primera vez

Los trabajadores del Samur han convocado paros por primera vez en sus 25 años de historia. Reclaman 150 incorporaciones. Los tiempos de respuesta han aumentado

Foto: Samur y summa ensayan un simulacro conjunto para mostrar su coordinación. (EFE)
Samur y summa ensayan un simulacro conjunto para mostrar su coordinación. (EFE)

Los trabajadores del Samur han dicho basta. La 'joya de la corona' del Ayuntamiento de Madrid, su servicio sanitario de emergencias, uno de los más valorados por los madrileños, no da más de sí. Hacen falta 150 nuevos empleados, según los sindicatos, para renovar y actualizar la plantilla. Hartos de incumplimientos, CSIF, UGT y CCOO han convocado paros por primera vez en los 25 años de historia del Samur. Este sábado, el primero, de diez de la noche a dos de la madrugada, justo en el turno de noche, cuando el servicio es más deficitario. Como ya publicó El Confidencial, ocho de las 22 bases no tienen personal asignado desde las 12 de la noche hasta las ocho de la mañana, lo que hace que los avisos en esa franja horaria tengan que ser atendidos por la base abierta más cercana.

El segundo paro se producirá el 22 de diciembre, entre las 12 y las 14 horas y de 18 a 20 horas. Los sindicatos no descartan una huelga indefinida si el Ayuntamiento que dirige Manuela Carmena no aporta soluciones al problema. Según los datos oficiales aportados por el Consistorio, la plantilla está formada por 722 profesionales: 494 técnicos de transporte sanitario (TATS), 88 enfermeros, 94 médicos, 37 administrativos y nueve psicólogos, farmacéuticos y sociólogos. Pero es insuficiente. Así lo revela otro dato bastante esclarecedor: la partida presupuestaria destinada a pagar horas extras. De 277.000 euros en 2016 pasará a 1,8 millones en 2017, una subida del 549%.

Las horas extras dejan entrever que hace falta personal. Los facultativos del Samur trabajan jornadas de 17 horas (luego descansan tres días) en tres turnos: de siete de la mañana a doce de la noche, de tres de la tarde a ocho de la mañana del día siguiente, y de once de la noche a las cuatro de la tarde del día siguiente. Fuera de su jornada, los médicos cobran 32 euros por cada hora extra (45 si es por la noche o en festivo), los enfermeros reciben 23 euros (32 en noche o festivo) y los técnicos en transporte sanitario, 20 euros (28). Los 1,8 millones que reserva el Ayuntamiento para horas extras revela que la Concejalía de Salud y Seguridad espera que los trabajadores del Samur tengan que hacer entre 70.000 y 100.000 horas extras.

"No queremos hacer hora extras sino solucionar un problema estructura. La plantilla tiene entre 45 y 52 años. Hace un falta un plan de empleo que prepare un relevo generacional", explica Eduardo Granizo, portavoz de UGT. "Estos días solo cuatro equipos UVI están trabajando por la noche en Madrid. Si se produjera, por ejemplo, un accidente múltiple de tráfico con tres o cuatro heridos graves, algo que no es descabellado que pase en estas fiestas navideñas, deberíamos decretar el nivel de alerta según el plan de emergencias, porque el 80% de los servicios estarían comprometidos en un solo siniestro", señala Granizo.

Begoña Villacís, portavoz de Ciudadanos, hablando con los trabajadores del Samur.
Begoña Villacís, portavoz de Ciudadanos, hablando con los trabajadores del Samur.

Juan Carlos Redondo, delegado de CSIF en SAMUR, explica que el problema fundamental es "la falta de personal especializado: médicos, enfermeros y técnicos de emergencias", un déficit que arrastran desde el comienzo de la crisis. "Esta semana el Ayuntamiento nos ha presentado un nuevo plan de empleo para los próximos tres años, pero no han cuantificado el número de efectivos que se contratarán ni cuándo se incorporarán. Es una broma", señala Redondo, que recalca que las horas extras se hacen en las jornadas de descanso. No es adecuado para los pacientes atenderles cuando estamos molidos, con estrés y cansancio".

El Consistorio dirigido por Ahora Madrid se comprometió a contratar a 70 trabajadores este año, pero solo se han incorporado 54. Son interinos, ya que sus plazas se vincularán a la oferta de empleo público de 2017. "La tasa de reposición tampoco se ha cubierto. Hay otras 19 plazas por bajas, jubilaciones o fallecimientos que no se han renovado y lo tenían que estar desde enero de este año", afirman desde UGT. Hacen falta como mínimo 66 técnicos de transporte sanitario. En total, unas 150 nuevos trabajadores, destacan desde CSIF.

Aumenta el tiempo de respuesta

La flota de vehículos del Samur está formada en su núcleo duro por 33 ambulancias de soporte vital avanzado (en las que van un médico, un enfermero y un técnico) y 71 ambulancias de soporte vital básico (con dos técnicos). Los sindicatos señalan que al haber pocos trabajadores han aumentado los tiempos de respuesta. Según UGT, aunque el número de avisos se ha mantenido en los últimos tres años, en este periodo la flota del Samur ha recorrido 800.000 kilómetros más porque al ser menos tienen que cubrir más kilómetros.

Para el PSOE, "los tiempos de respuesta son fundamentales en un servicio de emergencias como el Samur". Cada minuto que tarda en ser atendido un ciudadano que ha sufrido un infarto, se eleva un 5% la posibilidad de sufrir secuelas y aumenta el riesgo de fallecimiento. El Ayuntamiento informaba mensualmente del tiempo de respuesta de las unidades a los grupos de la oposición en la comisión de seguridad, algo que se dejó de hacer, según el PSOE a principios de 2015, con la anterior corporación municipal del PP. "Se produjo un apagón informativo. La razón es muy evidente. Los tiempos de respuesta empeoran y no tienen nada que ver con lo previsto en los presupuestos.

Efectivos del Samur en una actuación en Madrid. (EFE)
Efectivos del Samur en una actuación en Madrid. (EFE)

En 2015 (último año completo), Samur preveía un tiempo de respuesta (tiempo que transcurre desde que se recibe el aviso hasta que la unidad llega al ciudadano) de 7,5 minutos en las unidades de soporte vital básico, las que mantienen el mayor volumen de actividad. Según el grupo municipal socialista, los tiempos se han disparado a los 8,7 minutos en los turnos de noche y a los 9,20 minutos en los turnos de mañana. En el caso de las unidades de soporte vital avanzado, las uvis, el tiempo de respuesta cobra todavía mayor importancia. La previsión era dar respuesta en 7 minutos y 45 segundos. "Y la realidad es que transcurre hasta un minuto y medio más de lo previsto como media".

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios