por el "mayor apoyo institucional"

El Orgullo Gay prefiere a Manuela Carmena

Los organizadores del evento reconocen haber encontrado un mayor respaldo. Esperan que la semana próxima llegue el "estatus especial" que reclaman para la fiesta

Foto: Participantes en la manifestación del Orgullo Gay de Madrid en 2015. (Reuters)
Participantes en la manifestación del Orgullo Gay de Madrid en 2015. (Reuters)

El próximo miércoles arrancan en Madrid los festejos del Orgullo Gay, que se prolongarán durante cinco días hasta el domingo y que están llamados a ser una importante reivindicación del colectivo LGTB tras la matanza de Orlando, que se saldó con 50 fallecidos en un club gay del estado norteamericano. Un evento que según comerciantes, hosteleros y organizadores supone atraer a una media de 300.000 turistas a la capital española y un impacto económico que oscila entre los 140 y 150 millones de euros.

Los hoteles en la almendra central rozan el 100% de ocupación y las calles rebosan de gente. La fiesta, que se propone en esta ocasión ser la antesala de lo que espera el año que viene cuando Madrid se convierta en la sede mundial del Orgullo, no es la misma que la de años anteriores. Y mucho tiene que ver con el cambio en el equipo de Gobierno municipal que, aunque en la pasada edición acababa de aterrizar en el Palacio de Cibeles, ha sido en ésta cuando ha debutado en su implicación institucional.

Los principales organizadores del evento, la Federación Estatal LGTB y el Colectivo de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales de Madrid (COGAM) aseguran que con la corporación que lidera Manuela Carmena ha regresado el verdadero espíritu del Orgullo, más allá de los enormes beneficios económicos que supone para la ciudad. "Está claro que hay otra ideología en el Ayuntamiento que cree en la diversidad y que valora la reivindicación del Orgullo", afirma Jesús Generelo, presidente de la FELGTB. Las dos principales organizaciones destacan que con la llegada de Ahora Madrid al consistorio se ha vuelto a poner en valor que "las administraciones están para facilitar iniciativas ciudadanas, como es el Orgullo, en el que intervienen tantos movimientos sociales". "Esto con el cambio ha mejorado claramente", explican.

Participantes en el tradicional desfile del Orgullo Gay durante el recorrido por Madrid en 2015. (EFE)
Participantes en el tradicional desfile del Orgullo Gay durante el recorrido por Madrid en 2015. (EFE)

El convenio de 250.000 euros firmado con el Ayuntamiento de Carmena hace apenas unos días supone un balón de oxígeno para los preparativos del festejo. Del montante, 200.000 euros los gestionará AEGAL, la principal asociación de comercio, turismo, ocio y cultura 'gayfriendly' y los 50.000 restantes irán a parar a otras asociaciones. Las ayudas públicas en las ediciones anteriores con los últimos gobiernos del PP se fueron viendo reducidas a causa de los recortes de la administración. El presidente de la FELGTB asegura que los conservadores valoraban los beneficios económicos del evento aunque la relación era un continuo tira y afloja.

"En realidad los beneficios podrían ser realmente extraordinarios si se organizara con más tiempo y se dieran mayores recursos", explica Jesús Generelo. "La gente que habla de subvenciones no se da cuenta de que en realidad es una inversión en toda regla. El anterior Gobierno estaba dividido entre los 140 millones de euros de beneficio que se estima que genera el evento y el disgusto de tener que promocionar el Orgullo", asegura el presidente de la FELGTB. Los organizadores aseguran que la "bipolaridad" de la corporación liderada por Ana Botella "no prohibía, pero ponía zancadillas".

Además de la ayuda económica, los organizadores valoran otras facilidades concedidas por el actual Gobierno que el anterior... parecía haber olvidado. "La puesta de vallas en los recorridos de la manifestación, el escenario, agilizar los permisos, más recursos de seguridad y limpieza... Todas esas cosas repercuten en el desarrollo del evento y en este Ayuntamiento hemos encontrado respaldo", insisten los organizadores.

El Orgullo Gay prefiere a Manuela Carmena

Las multas y el estatus específico

Más allá de celebrar "el cambio político" que se ajusta más a la reivindicación del colectivo LGTB, los festejos del Orgullo también han sufrido contratiempos en los últimos meses....y en los últimos días. El consistorio de Ahora Madrid multó con 12.400 euros a la FELGTB y a COGAM por sobrepasar los niveles de ruido permitidos en el escenario donde se celebró en 2015 el fin de la manifestación, en el que por cierto también se encontraba la propia Manuela Carmena. El problema se reducía a que el evento incumplió la ordenanza acústica de la ciudad. Y a esa sanción, se unen otras tantas por el resto de escenarios repartidos por el centro que ascienden a 180.000 euros, según el coordinador de Aegal, Juan Manuel Alonso, la otra asociación afectada.

Precisamente los organizadores, ante lo que consideran una situación "insostenible" de sanciones, reclamaron a la actual corporación municipal "un estatus especial" para ajustar la normativa vigente a la semana de fiestas del Orgullo. "Si hay una plaza llena de gente bailando con música, claro que superas los decibelios. O se permite su realización, o no se permite. Pero pretender que en unas fiestas así no haya música, es imposible", matiza Jesús Generelo. Las organizaciones encargadas del Orgullo Gay de Madrid aseguran sentirse "jurídicamente inseguros" y temen represalias en las fiestas de la próxima semana.

Manuela Carmena en el escenario que posteriormente su Ayuntamiento multó por exceso de ruido. (Reuters)
Manuela Carmena en el escenario que posteriormente su Ayuntamiento multó por exceso de ruido. (Reuters)

El Gobierno municipal pareció entender la peculiaridad y en el pleno del día 29 de junio llevarán una propuesta al resto de grupos políticos para dotar a estos cinco días de fiesta al año con un estatus de especial relevancia cultural, que trabaje por un marco "mucho más abierto y dé mayor flexibilidad a la hora de aplicar la ordenanza", según explican las delegadas de Derechos Sociales y Medio Ambiente, Marta Higueras e Inés Sabanés. Los portavoces de las principales asociaciones insisten en que "ajustar la normativa" al Orgullo se hace ya irrenunciable especialmente para el próximo año, cuando Madrid acoja el 'World Pride'. Aunque se desconocen los detalles, según explicó Sabanés, lo que Ahora Madrid pretende trasladar al pleno es una iniciativa que contemple "un apartado diferente dentro de la ordenanza para los grandes acontecimientos de la ciudad", al entender que "no se puede tratar el desarrollo cultural de algunas fiestas que suponen un impacto muy importante de cualquier manera".

La doble polémica del pregón

Y más recientemente la polémica del Orgullo Gay se centró en el pregón. Como publicó este diario, la primera novedad llegó con el traslado del pistoletazo de salida de las fiestas de la plaza de Chueca -donde se realizaba desde hace 20 años- a la plaza Pedro Zerolo. Una sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 28 -a la que tuvo acceso este diario- confirmaba la ilegalidad de celebrar el pregón en esa ubicación por "no ser conforme a derecho". El fallo, aceptado por el consistorio de Carmena y fechado el pasado septiembre, estimaba parcialmente el recurso presentado por la Asociación de Vecinos de Chueca, que denunciaban precisamente la superación de los límites sonoros establecidos en la Ordenanza de Protección contra la Contaminación Acústica y Térmica, al existir dos residencias de ancianos a 150 metros de la plaza.

Tres participantes del desfile del Orgullo Gay que recorrió las calles de Madrid en la pasada edición. (EFE)
Tres participantes del desfile del Orgullo Gay que recorrió las calles de Madrid en la pasada edición. (EFE)

Este jueves se producía la segunda controversia en torno al pregón del miércoles próximo. El jurado de 'MasterChef' fue el elegido por los organizadores para ocuparse de dar inicio a los festejos y tras recibir una gran cantidad de críticas en las redes sociales, Aegal se vio obligada a dar marcha atrás. La decisión generó gran polémica ya que los tres elegidos son heterosexuales pero, sobre todo, por su escaso vínculo al activismo por la diversidad de orientaciones sexuales e identidades de género, que es precisamente lo que reivindica el Orgullo Gay. En la otra cara de la moneda, aparecieron las críticas de índole económica: usuarios y miembros del colectivo gay acusaban a los organizadores de existir intereses promocionales ya que el pregón coincidía con la final del exitoso programa televisivo.

El responsable de Aegal, Juan Carlos Alonso, aseguró a este diario que la decisión "se tomó con toda la buena voluntad" y precisamente decidió dar marcha atrás ante la oleada de críticas y por el riesgo de que los presentadores se vieran sometidos a una situación compleja el día de la fiesta. Alonso, que no evitó mostrar cierto disgusto, negó cualquier relación en su elección con un acuerdo promocional y recordó que "en muchas ocasiones personas heterosexuales han participado en el pregón". Finalmente, el pregón no correrá a cargo de personajes conocidos aunque se celebrará para rendir homenaje al fallecido Pedro Zerolo y a las víctimas del atentado de Orlando.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios