dos fallecidos y 17 heridos, el triste balance

Puñaladas, tiroteos, atropellos y peleas de bandas: fin de semana negro en Madrid

Fin de semana complicado en la Comunidad de Madrid, donde hasta seis casos de violencia extrema han tenido lugar a lo largo de dos días cargados de violencia

Foto: Hospital de campaña montado por los servicios de emergencia tras la batalla campal en Sol. (EFE)
Hospital de campaña montado por los servicios de emergencia tras la batalla campal en Sol. (EFE)

Fin de semana negro en la Comunidad de Madrid por culpa de la violencia. Peleas mortales entre bandas, tiroteos, agresiones a policías o atropellos se han convertido en noticia en la capital, en dos días cargados de tristes sucesos. Son habituales las informaciones de diverso calado por culpa de la violencia, pero lo que no es tan común es ver cómo, en cuestión de dos días, hasta seis situaciones muy graves se producen en la misma ciudad. 

Y es que Madrid ha cerrado un fin de semana para el olvido, donde la violencia ha sido la nota dominante, con un gris balance de 2 fallecidos, 5 heridos graves y otros 19 de diversa consideración por culpa de la violencia. Reyertas con armas blancas, ataques con pistolas, agresiones a policías de paisano y atropellos a viandantes han dado lugar a dos días de caos en Madrid: y todo ello sin sumar otros muchos sucesos de menor importancia.

Pelea de bandas latinas en Sol

Todo comenzaba en la madrugada del sábado, cuando tuvo lugar uno de los sucesos más graves. Ocurría en la estación de Renfe de Sol, cuando más de un centenar de jóvenes sudamericanos pertenecientes a distintas bandas latinas -Latin King, Ñetas y Trinitarios- se encontraban en esta céntrica zona. Tras los primeros golpes bajo tierra, la brutal batalla campal se trasladó a la superficie, donde la pelea tuvo lugar alrededor de las calles más cercanas a la zona.

Rápidamente actuó la Policía, pero sin éxito para evitar males mayores. Primero, a la entrada a Montera, un joven de 18 años recibía tres puñaladas en el abdomen, a quien los servicios de emergencia consiguieron estabilizar. Pero menos suerte tuvo minutos después otro muchacho de 20, que fue herido por arma blanca en el hemitórax izquierdo, alcanzándole en el corazón, y falleciendo en el instante pese a la intervención del Samur.

Puñaladas, tiroteos, atropellos y peleas de bandas: fin de semana negro en Madrid

Trece policías heridos en Tetuán

Casi a la misma hora, otro triste suceso tenía lugar en Tetuán. Cinco policías nacionales fuera de servicio salían de cenar de un restaurante tras realizar el examen de ascenso a oficiales. Uno de ellos se dirigía a su coche, sobre el que estaban bebiendo varias personas de origen dominicano. Tras pedirles que se retiraran y, sin mediar palabra, uno de ellos le estrelló un vaso contra la cabeza: a partir de ese momento, el lío estaba servido.

Sus cuatro compañeros vieron lo ocurrido y acudieron en su ayuda pero, a su vez, empezaron a bajar la calle más dominicanos que la emprendieron a golpes con palos y bates de béisbol. Hasta la zona tuvieron que acudir varias patrullas policiales, en otra multitudinaria pelea que se saldó con trece policías heridos y con seis detenidos. El más grave, el policía al que le estrellaron el vaso, al que le tuvieron que poner 9 grapas en la cabeza.

Neonazis que salieron de 'caza'

Como si se tratarán de hechos ocurridos casi simultáneamente, en la madrugada del sábado tuvo lugar otro deleznable suceso. Esta vez ocurrió en San Sebastián de los Reyes, donde testigos presenciales aseguran que una banda de seis neonazis 'patrullaba' por las calles en busca de un grupo de antifascistas al que tenían localizado. Y sería bien avanzada la noche cuando encontrarían a sus objetivos, hiriendo gravemente a dos personas.

Tras localizar a la primera víctima, al grito de "guarro" y "rojo de mierda" se abalanzaron contra él con cuchillos y navajas. El joven se defendió como pudo, recibiendo un grave corte en la mano por el que le tuvieron que dar 30 puntos de sutura. Peor suerte corrió otro joven que acudió en su ayuda, quien sufrió un corte en la cara desde una de las orejas hasta la boca y una puñalada en el costado que le llegó a perforar un pulmón.

Un tiroteo en Villaverde

Ocurrió el domingo por la mañana en el polígono residencial Butarque. Según testigos presenciales, un grupo de sudamericanos entró por la fuerza en la vivienda y la emprendió a tiros contra sus cuatro inquilinos, que tuvieron que ser atendidos por los servicios de emergencia tras sufrir diversas heridas. El más grave fue un hombre de 24 años que fue herido de bala tanto en el hemitórax izquierdo -con afectación pulmonar- como por debajo del diafragma.

Las otras tres personas que se encontraban en la vivienda también fueron heridos. Un joven de 23 años presentaba una herida de bala en una de sus piernas; una mujer de 30, una herida por arma blanca en uno de sus pies; y otro joven más también fue alcanzado por dos proyectiles, uno de ellos en el estómago y otro en el cuello. De esta grave reyerta todavía no hay detenidos.

Puñalada mortal en Hoyo de Manzanares

También este domingo por la mañana tuvo lugar otro terrible suceso en Hoyo de Manzanares. Los vecinos llamaron a los servicios de emergencias tras escuchar una fuerte discusión dentro de una de las viviendas situadas en pleno centro de la localidad. Cuando llegaron allí, se encontraron con una mujer de 35 años tirada en el suelo sobre un charco de sangre, producido tras sufrir diversas cuchilladas en todo su cuerpo.

Se apreciaron al menos cinco puñaladas, la más grave y que acabó con su vida en el tórax, más otras tres en el cuello y una última en una de las manos. Escasas horas después, otra mujer de nacionalidad paraguaya se presentaba en el hospital Puerta de Hierro de Majadahonda con diversas heridas. Curiosamente se trataba de la hermana de la fallecida, que fue detenida por la policía para analizar lo sucedido.

Un atropello en Ciudad Lineal

Sucedió sobre las 21:00 horas en Ciudad Lineal, cuando un vehículo que se dio a la fuga provocó una grave atropello. Fue tras incorporarse a la Avenida de Arturo Soria: primero, se estrelló contra un vehículo que circulaba en dirección contraria para, posteriormente, hacer lo propio contra otro que estaba detenido en el mismo sentido de la marcha. Tras ello, tomó una calle lateral, donde perdió el control y terminó por subirse a la acera.

Allí, se llevaría por delante a dos ancianos que caminaban por la calle y que nada pudieron hacer por evitar el atropello. El hombre de 76 años se encuentra muy grave, al encontrarle los servicios de emergencia inconsciente y con un traumatismo craneoencefálico; su mujer, de 70 años, se encuentra grave aunque estable, también con un traumatismo craneoencefálico aunque leve y tras sufrir una fractura en una de sus caderas.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios