2 DE MAYO, DÍA DE LA COMUNIDAD DE MADRID

Ignacio González se despacha a gusto: “La ingratitud es hija de la soberbia”

El presidente de la Comunidad de Madrid aprovecha su intervención de cierre de legislatura para sacar pecho de su gestión y advertir a los que vienen: "Espero que el futuro sepa estar a la altura"

Foto: El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, en un acto en abril. (EFE)
El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, en un acto en abril. (EFE)

Ha sido el último acto institucional del presidente Ignacio González, y este año no ha faltado nadie a la Real Casa de Correos, sede de la Comunidad de Madrid, este 2 de mayo festivo en Madrid. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría y las candidatas del PP en Madrid, Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes, escuchaban atentas el cierre de legislatura del delfín de la presidenta del PP de Madrid, que se descolgó de la carrera electoral tras salir a la luz una conversación en la que pedía a varios mandos policiales que no trascendiera que era el inquilino de un ático en Estepona adquirido por un testaferro.

El todavía presidente de la Comunidad de Madrid se dirigió en primer lugar a los madrileños, a quien agradeció “su contribución, apoyo y sacrificio” para que Madrid continúe siendo en la actualidad la región que más crece, con los mejores servicios públicos y las mejores perspectivas para el futuro. En este punto, recordó las palabras de Cervantes: la ingratitud es hija de la soberbia, en una clara alusión a las malas formas que utilizó Mariano Rajoy para deshacerse de su candidatura. González utilizó las palabras del dramaturgo español para agradecer el sacrificio y apoyo de todos los madrileños, y mandó un recado a su compañera de partido: “Espero que el futuro, que está por escribir, sepa también estar a la altura y agradecer los esfuerzos que se han hecho estos años”.

González volvió a sacar pecho de su gestión y reivindicó “las señas de identidad, la libertad y los principios”, que ha defendido la Comunidad de Madrid durante los años de crisis y gracias a los cuales la región sigue siendo la más pujante. En su intervención, que fue seguida también por la nueva delegada del Gobierno, Concepción Dancausa, el líder de los socialistas, Pedro Sánchez, y sus candidatos en Madrid, Ángel Gabilondo y Antonio Miguel Carmona, el presidente regional rindió tributo a los “héroes” del 2 de mayo de 1808 y subrayó la importancia en la actualidad de los valores de unidad, libertad, justicia y solidaridad entre los españoles que comenzaron a germinar en este acontecimiento histórico.

En este sentido, insistió en un mensaje de unidad porque para el progreso es necesario “contar con todos y reconocer el esfuerzo de todos, procedan de donde procedan”. Y recordó las palabras de Ortega y Gasset: “Solo se aguanta una civilización si muchos aportan al esfuerzo colectivo. Si todos prefieren solo gozar de sus frutos, la civilización se hunde”.

Galardón a Vargas Llosa y el Teatro Real

El escritor Mario Vargas Llosa, Medalla de Oro de la Comunidad de Madrid. (EFE)
El escritor Mario Vargas Llosa, Medalla de Oro de la Comunidad de Madrid. (EFE)

En el acto, la Comunidad galardonó a personas e instituciones que han contribuido al progreso político, económico, cultural o social de la región. El presidente madrileño entregó al escritor y Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa, la Medalla de Oro de la Comunidad de Madrid, por su inmensa y brillante trayectoria con importantísimos reconocimientos, entre los que se encuentran el Nobel de Literatura, el Cervantes o el Premio Príncipe de Asturias. “Hoy los madrileños quieren reconocer a Mario Vargas Llosa, que su obra es una muestra de la mejor literatura de todos los tiempos y que su vida es un ejemplo de compromiso con la libertad, la coherencia y la divulgación de la cultura en español”, remarcó González.

Asimismo, el presidente regional entregó la Medalla de Oro al Teatro Real en reconocimiento a su esfuerzo por atraer a Madrid a los mejores creadores, a su difusión del arte a través de su dilatada historia y a su destacada labor en favor de la cultura prestigiando nuestra región en todo el mundo.

Además, la Comunidad de Madrid ha concedido la Gran Cruz de la Orden del Dos de Mayo al político Jaime Lissavetzky, a deportistas como el jugador del Real Madrid de baloncesto Felipe Reyes, y el patinador madrileño y Campeón del Mundo Javier Fernández, o a actores como Antonio Resines.  

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios