Madrid pasa el primer filtro a la Operación Chamartín y al 'agujero' de las Cuatro Torres
  1. España
  2. Madrid
LA JUNTA DE GOBIERNO DARÁ SU VISTO BUENO HOY

Madrid pasa el primer filtro a la Operación Chamartín y al 'agujero' de las Cuatro Torres

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid aprobará hoy los dos planes. Después, los temas pasarán al Pleno y se someterá a información pública antes de recoger alegaciones.

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, quiere dejar atados algunos de los proyectos estrella de la capital antes de que se convoquen elecciones el 24 de mayo y abandone definitivamente el Palacio de Cibeles. Dos de los más esperados, la Operación Chamartín y el “agujero” bajo las Cuatro Torres, recibirán el visto bueno de la Junta de Gobierno local, que se reúne este jueves. Es el primer trámite que necesitan para su aprobación definitiva. Además, aprovecharán la reunión oficial para el Palacio de Congresos de Madrid, ubicado frente al Santiago Bernabéu y cerrado a cal y canto desde 2012.

Según ha podido saber El Confidencialde fuentes no oficiales del Ayuntamiento,la Junta de Gobierno dará luz verde al plan especial de la Operación Chamartín, un megaproyecto que supondrá el desarrollo de la ciudad por el norte, con una prolongación de la Castellana en 3,7 kilómetros. Una vez que el equipo de Botella dé el visto bueno hoy al trámite, el asunto se elevará a Pleno –sólo quedan tres plenos ordinarios antes de que finalice la legislatura: febrero, marzo y abril– para, después, someterlo a información pública. Para su aprobación definitiva todavía faltarían dos pasos más: estudiar las alegaciones y recoger las que procedan y que otro pleno dé su bendición definitiva. Solo entonces el proyecto volverá a la Comunidad de Madrid, que será la institución que tendrá que dar el visto bueno definitivo. A continuación, las empresas privadas podrán empezar a trabajar para un proyecto que tardará en desarrollarse veinte años.

Otro plan especial que pasará el filtro de la Junta de Gobierno de hoy es dar alguna utilidad práctica al suelo vacío y sin uso que hay en el centro de las Cuatro Torres. El gigantesco socavón se quedó así en 2009, cuando la crisis estalló en el seno del Ayuntamiento de Madrid –el más endeudado de España– y las inversiones se redujeron drásticamente. Con las cuatro torres más altas de Madrid ya levantadas, el Gobierno local paralizó por completo las obras adyacentes, en las que se invirtieron 100 millones de euros.

Cinco años después, el Consistorio madrileño ha aprobado un plan especial para cambiar los usos previstos en esta parcela de más de 66.000 metros cuadrados. A partir de ahora, en ese terreno se podrá instalar una dotación pública municipal, se podrán dar usos recreativos y de ocio, se relanzará el pequeño y mediano comercio y también podrán ocuparlo oficinas.

Según ha adelantado El País, el Ministerio de Industria, propietario del Palacio de Congresos, ha puesto en macha un plan para construir un rascacielos de 23 plantas que aloje un hotel de cinco estrellas. El edificio lleva vacío desde que la crisis del Madrid Arena en Madrid provocara una avalancha de cierres de inmuebles por fallos de seguridad. La administración quiere ahora reabrirlo, y lo hará a lo grande.

Todo por decidir

Campamento, Valdebebas o la Operación Calderón son otros ejemplos de grandes desarrollos que han dado auténticos pasos de gigante en los últimos seis meses pero que, sin embargo, corren el riesgo de volver a estar en el limbo si no logran todos los parabienes antes de las elecciones.La amenaza de parlamentos fragmentados y obligados a llegar a acuerdos entre las distintas formaciones aparece, al menos en la teoría, como una auténtica losa para impulsar desarrollos urbanísticos, ya que estos proyectos, de por sí complejos, son históricamente carne de polémica, pelotazos y estrategias políticas.

A menos de cien días de las elecciones, el tablero de juego es tan imprevisible como el resultado electoral: los populares aún no han elegido al candidato que encabezará la lista electoral al Ayuntamiento de Madrid. De momento, sólo el socialista Antonio Miguel Carmona y el portavoz de UPyD, David Ortega, son los candidatos oficiales confirmados. En Izquierda Unida sigue siendo cabeza de cartel Mauricio Valiente, pero amaga con abandonar el partido como hace menos de un mes hizo su compañera Tania Sánchez. Ciudadanos, inmerso en un proceso de primarias, podría ser el partido revelación de estas elecciones.

El redactor recomienda