Es noticia
Menú
No más "venta de droga": el Ayuntamiento quiere cambiar el rumbo de las Casitas Rosas de Valencia
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
barrio de la malvarrosa

No más "venta de droga": el Ayuntamiento quiere cambiar el rumbo de las Casitas Rosas de Valencia

Gómez insiste en la necesidad de solventar el "problema" de este entorno y defiende la posibilidad de derribar "determinados bloques"

Foto: Casitas Rosas de Valencia. (EFE/Juan Carlos Cárdenas)
Casitas Rosas de Valencia. (EFE/Juan Carlos Cárdenas)

El Ayuntamiento de Valencia, a través de la Concejalía de Desarrollo y Renovación Urbana, ha encargado un estudio para fijar la "hoja de ruta" que marque el futuro del conjunto de edificios conocido como las Casitas Rosas, en el barrio de la Malvarrosa. Así lo ha anunciado este martes la vicealcaldesa y titular de la citada delegación, Sandra Gómez, que ha insistido en la necesidad de solventar el "problema" de este entorno y ha defendido la posibilidad de derribar "determinados bloques".

"Creo que hay determinados bloques que sería necesario derribar, pero hemos encargado un estudio para que nos marque la hoja de ruta adecuada", ha declarado, además de apuntar que "hay una parte de difícil recuperación desde el punto de vista de estado de la construcción y de lo social".

Foto: Barrio de El Cabanyal. (EFE/Manuel Bruque)

Gómez ha señalado que las Casitas Rosas conforman un enclave "degradado" que genera una "conflictividad social" que "perturba la convivencia" en la Malvarrosa, al tiempo que ha resaltado que se trata de un "punto de venta de droga". "Los vecinos tienen derecho a que las Casitas Rosas no sean un punto de referencia de droga" ni "un problema de convivencia que afecta e irradia a todo el barrio", ha agregado.

Así, ha valorado la decisión de impulsar "un plan de estudio" que asesore y ayude "a resolver el problema". La responsable municipal ha detallado que el estudio se ha contratado con un estudio que posee "experiencia acreditada" al haber "trabajado en casos similares" y contar "con una metodología a aplicar". Sandra Gómez ha precisado que se trata de la Fundación Ecodes, junto al Observatorio Ciutat 3R (Rehabilitación, Regeneración y Renovación), y ha resaltado que en los últimos años "han realizado en los últimos años numerosos estudios e investigaciones sobre rehabilitación y regeneración urbana".

Asimismo, ha concretado que la dirección de los trabajos se encargará al arquitecto y urbanista Juan Rubio del Val, actual director del mencionado observatorio, y ha apuntado que se contará con la coordinación de César Jiménez Alcañiz, arquitecto y profesor del Máster de Regeneración Urbana de la Universitat Politécnica de València.

La titular de Desarrollo y Renovación Urbana ha asegurado que los plazos del proyecto "son bastante acelerados", con el fin de avanzar lo más posible en esta actuación. Ha expuesto que habrá dos meses para la elaboración de un primer informe de buenas prácticas; uno para el desarrollo de una jornada técnica en la que analizar otros casos y las propuestas; otros dos meses para realizar el informe de conclusiones (definitivo); y cinco más para ejecución del contrato.

"Desde prácticamente esta semana y en unos cinco meses podremos contar ya con una hoja de ruta que dé una solución al problema de las Casitas Rosas del barrio de la Malvarrosa", ha apuntado Gómez. El coste del contrato es de 14.000 euros más IVA.

"Queremos hacerlo bien. Queremos hacer un estudio, un análisis, un informe, un diagnóstico que nos ayude a resolver los diferentes retos que tiene una actuación de estas características. Tenemos que hacer un estudio para documentar cualquier intervención similar que se haya hecho en nuestro país. Son muchos los barrios o los puntos de distintas ciudades o de las principales urbes que tienen situaciones muy similares a las Casitas Rosas, que no son un fenómeno único en España", ha afirmado la vicealcaldesa.

Foto: La ex alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, en su visita al mercado del Cabanyal, en campaña. (EFE)

De este modo, ha valorado que se tenga previsto "un informe recopilatorio sobre buenas prácticas de actuaciones que se hayan realizado en áreas similares a las Casitas Rosas con el fin de recoger experiencias e intervenciones y buscar el propio camino" para este entorno, así como el desarrollo de "un informe recopilatorio de estudios de éxito" y "un estudio de conclusiones que marque la ruta" a seguir "en la estrategia de regeneración urbana" de esta zona de la Malvarrosa".

Sandra Gómez ha subrayado el "compromiso" municipal "con todos los vecinos de la Malvarrosa" para "intentar buscar una solución" y la decisión de "empezar a trabajar para dar una solución".

"Se lo merecen tras décadas de soportar puntos de conflictividad social", ha agregado, a la vez que ha señalado que de este modo su concejalía recoge la línea de trabajo iniciada a principios de los años 90 por el gobierno socialista de Valencia, con "Ricard Pérez Casado y Clementina Ródenas", en la Alcaldía, y con Ramón Vilar como edil. La también portavoz del PSPV en el Ayuntamiento ha repasado la historia de las Casitas Rosas desde su origen en 1949, cuando el consistorio compró los terrenos y los ofreció al Ministerio de Vivienda para viviendas económicas, y posteriormente en 1957, cuando se destinaron a familias damnificadas por la riada.

"En un cajón"

Asimismo, ha comentado en 1991 tras quedar degrada la zona se decidió por parte del gobierno local socialista acometer derribos para dar una "solución", pero ha aseverado que ese mismo año, al llegar el PP a la Alcaldía "se dejó en un cajón el proyecto". Ha criticado que la línea de los 'populares' fuera durante sus 24 años de gobierno "olvidar los problemas de los barrios de familias trabajadoras".

"El problema estaba casi resuelto en 1991. Luego quedó en un cajón y se olvidó y hoy, treinta años después, estamos dispuestos a solucionarlo" desde "un gobierno progresista", ha agregado. "Cumplimos lo que decimos y estamos en las cosas que de verdad importan", ha resaltado Gómez. La responsable de Desarrollo y Renovación Urbana ha comentado que a la intervención prevista en las Casitas Rosas se unen otras actuaciones previstas por esta concejalía en el barrio de la Malvarrosa para generar "nuevas infraestructuras y dotaciones" y "acabar con los problemas de seguridad y convivencia". "El año 2022 será el año de la Malvarrosa", ha declarado.

Tras ello, ha hablado de la reurbanización de la plaza Antoni Eiximeno, de acciones para mantener y mejorar el espacio público del barrio, y de iniciativas para mejorar la accesibilidad y abrir al tráfico la plaza de Hugo Zárate y la de plaza 7 de octubre. Igualmente, ha citado la nueva biblioteca, el edificio sociocultural y el nuevo centro municipal de juventud de la Malvarrosa.

El Ayuntamiento de Valencia, a través de la Concejalía de Desarrollo y Renovación Urbana, ha encargado un estudio para fijar la "hoja de ruta" que marque el futuro del conjunto de edificios conocido como las Casitas Rosas, en el barrio de la Malvarrosa. Así lo ha anunciado este martes la vicealcaldesa y titular de la citada delegación, Sandra Gómez, que ha insistido en la necesidad de solventar el "problema" de este entorno y ha defendido la posibilidad de derribar "determinados bloques".

Valencia