Es noticia
Menú
Císcar defiende la autenticidad de la obra "póstuma" de Rueda comprada por el IVAM
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
Indemnización de 3.5 millones de euros

Císcar defiende la autenticidad de la obra "póstuma" de Rueda comprada por el IVAM

Ha defendido que muchos museos tienen "obras póstumas que son perfectamente auténticas, legales y válidas", en referencia a las piezas del escultor Gerardo Rueda

Foto: La exdirectora del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) . (EFE)
La exdirectora del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) . (EFE)

El juicio contra la exdirectora del Institut Valencià d'Art Modern (IVAM) Consuelo Císcar por haber comprado supuestamente reproducciones no originales de obras del escultor madrileño Gerardo Rueda por unos 4 millones de euros arranca este martes con peticiones de informes y de nulidad. Císcar ha defendido que este museo, como muchos otros, "tiene obras póstumas que son perfectamente auténticas, legales y válidas", en referencia a las piezas del escultor Gerardo Rueda.

Císcar ha declarado este martes como acusada en la primera sesión del segundo juicio por supuestas irregularidades en la gestión del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM), en un proceso en que también son juzgados el ex director financiero del museo Juan Carlos Lledó y José Luis Rueda, hijo adoptivo del escultor fallecido, por delitos continuados de prevaricación administrativa, falsedad documental y malversación de caudales públicos en su modalidad agravada.

La exresponsable del IVAM ya fue condenada -admitió su responsabilidad- este verano a un año y seis meses de prisión por haber cometido prevaricación y malversación de caudales públicos al utilizar los recursos del museo para favorecer la carrera artística como escultor de su hijo -y del exconseller del Gobierno valenciano condenado varias veces por corrupción Rafael Blasco (PP)- Rafael Blasco Císcar, alias "Rablaci".

"Obras póstumas y legales"

“Yo sabía que eran obras póstumas (las de Rueda), como todos los que estábamos en los departamentos de responsabilidad del IVAM. El responsable de la fundición -donde se realizaron las reproducciones- fue amigo del artista y tuvo indicaciones precisas de cómo hacerlas”, ha declarado Císcar a su abogado, ya que se ha negado a responder a ninguna otra parte.

“El IVAM, como todos los museos del mundo, tiene obra póstuma; y es auténtica, legal y válida. Es imposible que el IVAM se diferencie en este sentido de otros museos de Dallas, Viena o del Reina Sofía. El IVAM tiene muchas obras póstumas de Julio González y jamás nadie ha dicho que no fuesen originales”, ha agregado Císcar, quien ha lamentado “el deterioro que está sufriendo el nombre de Gerardo Rueda” por este proceso judicial.

placeholder Jose Luis Rueda (i), hijastro del escultor madrileño, Gerardo Rueda, en el juicio. (EFE)
Jose Luis Rueda (i), hijastro del escultor madrileño, Gerardo Rueda, en el juicio. (EFE)

Ha defendido que no era preceptivo legalmente que en el contrato de compraventa y donación de las referidas obras se hiciese constar que eran póstumas, porque “eso no lo dice ninguna ley”, y ha insistido en que la legalidad permitía que se firmase un contrato privado entre el hijastro del artista y la dirección del IVAM. Tanto la Fiscalía como la Abogacía de la Generalitat piden para la acusada -ex alto cargo con los gobiernos del PP en la Comunitat Valenciana y esposa del exconseller Rafael Blasco, condenado por el caso Cooperación- seis años de cárcel y una multa de 144.000 euros.

Pide la nulidad de la causa

Su abogado ha reclamado la nulidad de la causa por no haberse respetado, asegura, la legalidad en el volcado de datos informáticos del museo y ha denunciado que su clienta fue objeto de una investigación "prospectiva e inquisitorial" por parte de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) y la instructora.

Por otro lado, la defensa de Lledó ha pedido el archivo de la causa respecto a su defendido por entender que estos hechos ya fueron juzgados en la primera pieza de esta misma causa. El abogado de Lledó, además, ha esgrimido varias sentencias del Tribunal Constitucional en las que se recoge el derecho a no ser castigado dos veces por unos hechos que, ha asegurado, "coinciden en las fechas y calificación jurídica". Ambas peticiones serán resueltas por el tribunal en la sentencia, según se ha anunciado en la vista.

Por su parte, el letrado del hijastro de Gerardo Rueda ha presentado, para su admisión como prueba en el juicio, la factura de una venta de una escultura "post mortem" por 800.000 dólares con la que pretende argumentar que "ese es el precio de mercado" para este tipo de obras.

Indemnización de 3.5 millones de euros

Según relata el abogado de la Generalitat en su escrito de acusación, al que ha tenido acceso Efe, "de forma sorpresiva y enigmática, en 2007, once años después de la muerte de su padre, José Luis Rueda, obviando al albacea, protocoliza mediante instrumento público notarial una adición de herencia en la que dice haber encontrado unas 600 obras de arte valoradas en más de 21 millones de euros".

Un informe de la UDEF constata que muchas de estas obras miden más de dos metros de altura, llegando incluso alguna hasta los diez metros, motivo por el cual se pregunta el letrado: "¿Cómo pudieron permanecer olvidadas y/o perdidas 600 esculturas muchas de las cuales saltaban a la vista? ¿Dónde estaban almacenadas esculturas de 10 metros durante 11 años?". "Curiosamente -añade la Abogacía de la Generalitat- 96 de las 98 obras adquiridas por el IVAM a José Luis Rueda figuran en dicha adición, 51 de las cuales no existían al tiempo de hacer la adición, pues fueron ejecutadas con posterioridad a 2007".

En concepto de responsabilidad civil, la Fiscalía Anticorrupción reclama a los tres acusados una indemnización de 3.456.876 euros, que deberán abonar de forma solidaria y conjunta. Esta cantidad se eleva hasta los 4.176.868 en el escrito de acusación que ha presentado la Abogacía de la Generalitat, al tener en consideración los gastos en los que incurrió el Ejecutivo autonómico para promocionar la adquisición de la obra de Rueda.

El juicio contra la exdirectora del Institut Valencià d'Art Modern (IVAM) Consuelo Císcar por haber comprado supuestamente reproducciones no originales de obras del escultor madrileño Gerardo Rueda por unos 4 millones de euros arranca este martes con peticiones de informes y de nulidad. Císcar ha defendido que este museo, como muchos otros, "tiene obras póstumas que son perfectamente auténticas, legales y válidas", en referencia a las piezas del escultor Gerardo Rueda.

El redactor recomienda