El toque de queda no es suficiente: Valencia escala al grupo con más hospitalizaciones
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
LA GENERALITAT PREPARA MÁS MEDIDAS

El toque de queda no es suficiente: Valencia escala al grupo con más hospitalizaciones

La restricción de movimientos nocturnos no frena los contagios y la presión sobre los centros sanitarios. La Generalitat se prepara para tomar nuevas medidas, pero se resiste a confinar en casa

Foto: El toque de queda no es suficiente: Valencia escala al grupo con más hospitalizaciones
El toque de queda no es suficiente: Valencia escala al grupo con más hospitalizaciones

La Comunidad Valenciana se enfrenta a una escalada en las hospitalizaciones de personas contagiadas por coronavirus que cuestiona la suficiencia del toque de queda nocturno decretado por la Generalitat para tratar de controlar la transmisión de la enfermedad. La autonomía acumula ya doce días desde que el pasado sábado 24 de octubre entrase en vigor la restricción de movimientos desde las doce de la noche hasta las seis de la mañana. Con luz verde del Tribunal Superior de Justicia, además de limitar la actividad hostelera, prohibió las reuniones sociales en espacios públicos y privados de más de seis personas que no fueran convivientes. Uno de los principales objetivos era acabar con los encuentros entre jóvenes, que según la Conselleria de Sanidad se habían identificado como uno de los principales focos de contagio.

A lo largo de los doce días desde la entrada en vigor, el toque de queda no solamente no ha logrado reducir la presión sobre su red asistencial, sino que esta ha ido en aumento. Los epidemiólogos creen que la incubación del virus oscila entre los cinco y catorce días, así que, en teoría, ya debería haberse producido una cierta estabilización, teniendo en cuenta, además, que desde el pasado viernes se ha implementado un cierre perimetral en la Comunidad Valenciana para reducir la movilidad de entrada y salida de otros territorios.

¿Ha sido así? ¿Ha comenzado la Comunidad Valenciana a reducir sus contagios y, sobre todo, las hospitalizaciones? La respuesta es no. La autonomía acumula varias jornadas a un ritmo de más de nuevos casos confirmados (1.196 este mismo viernes). Pero el problema ya no es solamente el diagnóstico de enfermos, sino su impacto sobre los hospitales. Sigue siendo un territorio con una incidencia acumulada (IA) en los últimos 14 días por debajo de la media, con 262,5 casos. Solamente Canarias y Baleares están por debajo. Pero lo que cuestiona la eficacia del toque de queda y pone encima de la mesa la necesidad de plantear nuevas alternativas para contener la pandemia es el ritmo de ingresos en los centros sanitarios.

Según los datos que difunde el área de Salud Pública del Ministerio de Sanidad, la Comunidad Valenciana, con 368 nuevas hospitalizaciones en los últimos siete días, es la cuarta autonomía con más entradas registradas de enfermos de covid en los hospitales, por detrás de Andalucía, Castilla y León y Aragón. Por debajo quedan territorios con una marcada incidencia de la enfermedad, como Madrid, Cataluña o Navarra. La cifra es superior a la del día anterior al toque de queda, el 23 de octubre, cuando el acumulado semanal de ingresos fue de 323 personas diagnosticadas con coronavirus.

El ritmo de ingresos en la Comunidad Valenciana es mayor que el de Madrid, Cataluña o Navarra, pese a estar en la cola en incidencia de contagios

Un análisis a partir de la ocupación diaria de los hospitales públicos revela que la autonomía, con 1.333 ingresados por covid a fecha de este jueves 5 de noviembre, está en niveles de principios de la última semana de marzo, cuando la primera ola del virus impactaba con toda su fuerza y el Gobierno tuvo que decretar el estado de alarma en todo el país con un confinamiento general que se extendió hasta junio. El pico de ocupación se alcanzó el 1 de abril, con 2.189 enfermos ocupando camas. A partir de ahí la curva comenzó a descender gracias al encierro ciudadano.

Por contra, la curva no ha dejado de crecer en la actual segunda ola, desde los algo más de 400 ingresados a principios de octubre hasta los 1.333 de ayer jueves. Esto explica que el presidente de la Generalitat tenga previsto anunciar más medidas de contención suplementarias al toque de queda y el confinamiento perimetral. La Generalitat cree que no es necesario todavía proceder a un confinamiento domiciliario, como han solicitado territorios como Asturias, Ceuta, Melilla o País Vasco. La previsión es ampliar los cierres perimetrales a los municipios más afectados. Ximo Puig anunciará este viernes 6 de noviembre las nuevas medidas.

Noticias de Comunidad Valenciana Coronavirus Ximo Puig Sanidad
El redactor recomienda