POR LA CONDENA DE 1,4M POR DELITO FISCAL

El juez cree que Carlos Fabra y su familia ocultaron bienes para no pagar a Hacienda

El mismo juez que inició las primeras investigaciones al exlíder del PP de Castellón investiga ahora si Fabra puso a resguardo patrimonio para no cumplir con su condena de delito fiscal

Foto: Carlos Fabra, en una comparecencia en los juzgados. (EFE)
Carlos Fabra, en una comparecencia en los juzgados. (EFE)

El expresidente de la Diputación de Castellón y antiguo líder del Partido Popular en esta provincia, Carlos Fabra, está siendo investigado por un presunto ocultamiento de bienes dirigido a evitar el pago de sanciones por su condena por delito fiscal y elusión de pagos la Agencia Tributaria. El Juzgado de Instrucción número 4 de Castellón levantó este jueves el secreto de sumario de la causa que propició el pasado martes el registro policial en la vivienda de Fabra en les Platgetes de Orpesa del Mar. El trinunal abrió la causa en 2017 tras una denuncia de Fiscalía por la posible comisión de delitos de frustración de la ejecución, tráfico de influencias, blanqueo de capitales, cohecho y negociaciones prohibidas a los funcionarios, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV).

El instructor investiga si el expresidente de la Diputación castellonense ocultó bienes de su patrimonio para dificultar la ejecución de la sentencia de la Audiencia de Castellón del año 2013 (confimada en 2014 por el Tribunal Supremo) por la que fue condenado a cuatro años de prisión y al pago de una multa de 1,4 millones de euros como autor de cuatro delitos fiscales, señalaron las mismas fuentes. Es decir, tanto la Fiscalía como el magistrado creen que pudo producirse una frustración de la ejecución del fallo, similar al alzamiento de bienes, para no atender la sanción económica impuesta añadida a la pena de prisión por la elusión fiscal a la Agencia Tributaria. Ese importe tiene que ser recaudado por la Administración de Justicia y revierte posteriormente en la Hacienda pública.

El juez que investiga a Fabra es Jacobo Pin, el mismo que inició en 2004 las primeras pesquisas en torno al político conservador en el llamado caso Naranjax. En aquella ocasión lo hizo desde un modesto juzgado de Nules. Con apenas 23 abrió una causa contra una de las personas más poderosas de la provincia que, tras muchas diligencias, terminó en sentencia confirmada por el Tribunal Supremo por delito fiscal. Sin embargo, Pin no es el juez que abrió en 2017 la nueva investigación por alzamiento de bienes. El magistrado ocupó la plaza en el juzgado 4 de Castellón en julio de 2020 tras ser designado magistrado de adscripción territorial del TSJ de la Comunidad Valenciana en 2018. Se encontró un procedimiento declarado secreto por su antecesor, el que ahora se ha conocido tras la práctica de registros domiciliarios.

Además de Carlos Fabra, figuran como investigados en este procedimiento, su mujer, su hijo y una cuarta persona cuya identidad no ha trascendido. El propio exdirigente popular, que cumplió tres años en la cárcel, dijo sentirse "sorprendido" por los registros de esta semana. «Vinieron con dos perros, uno de ellos especializado en buscar droga y otro, en encontrar dinero», relató a el periódico 'Mediterráneo' de Castellón. Fabra ha sido citado para declarar los próximos días 28 y 29 de octubre en el juzgado.

Su hija Andrea Fabra, que fue diputada popular en el Congreso la pasada legislatura, declaró al mismo periódico que "desde el punto de vista jurídico" su padre está "tranquilo". "Esto nos remueve tiempos muy largos y muy duros. Veo cada día fraudes al fisco por cantidades muy superiores y los condenados no van a prisión. Él cumplió con creces. Después de liquidar todos sus bienes, mi padre no pudo cumplir con todo lo que tenía con Hacienda. Mi madre, sí", sostuvo la hija de Carlos Fabra.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios