primer dividendo de 30 millones en esmalglass

Lone Star hace caja con el azulejo español: se embolsa un dividendo de 30 millones

El fondo americano se apunta un primer dividendo de 30 millones en Esmalglass, la enseña de esmaltes de Vila-real que compró al árabe Investcorp y que controla desde las islas vía Luxemburgo

Foto: La sede de Esmalglass en Villarreal. (sanahujapartners)
La sede de Esmalglass en Villarreal. (sanahujapartners)

Cuando parecía que daba portazo a España tras la jugosa plusvalía obtenida tras la salida del accionariado de Neinor en enero del año pasado, el fondo estadounidense Lone Star demostró que sigue teniendo un pie dentro del mercado español del ladrillo haciéndose con carteras inmobiliarias de entidades financieras del país. La última de ellas, compuesta de activos físicos y créditos de dudoso cobro valorados contablemente en 3.000 millones de euros, fue traspasada en diciembre desde el balance de Bankia.

Sin embargo, no todas las apuestas de Lone Star en España están vinculadas al sector inmobiliario o a la ejecución de impagados. El instrumento de inversión también se lanzó en el verano de 2017 a una operación ligada al segmento industrial, protagonizando la mayor operación del sector cerámico de los últimos años, como fue la compra al grupo árabe Investcorp de Esmalglass y Fritta, conglomerado líder en la fabricación de esmaltes, resinas y fritas para el azulejo.

En su primer ejercicio de Lone Star en el accionariado, Esmalglass ingresó 30 millones en dividendos de sus participadas

La adquisición fue un negocio redondo para Investcorp. El inversor de Bahréin se embolsó alrededor de 200 millones de euros de plusvalía al haberse valorado el grupo azulejero de Vila-real (Castellón) en 606 millones de euros. Para financiar la operación, Lone Star recurrió a financiación bancaria e hizo uso de recursos propios. La adquisición supuso un pago en efectivo de 335.024 miles de euros, así como la amortización del préstamo que se mantenía con los antiguos accionistas por 78.003 miles de euros.

Lone Star cerró en diciembre la compra de activos y fallidos valorados en 3.000 millones a Bankia. (Reuters)
Lone Star cerró en diciembre la compra de activos y fallidos valorados en 3.000 millones a Bankia. (Reuters)

Año y medio después de esta aventura, Lone Star mantiene la posición en una compañía que factura cerca de 400 millones y que el primer año comenzó a generar flujos de efectivo positivos. Esmalglass lidera filiales comerciales en países como China, Perú, Indonesia, Italia, Brasil, Turquía, Portugal, México o Rusia. Los estados contables reflejan que a cierre de 2017 se apuntó un dividendo conjunto de 30 millones de euros procedente de sus participadas. Un buen aperitivo para Lone Star, que apenas llevaba seis meses como propietario.

Para sostener su inversión azulejera en España, el fondo emplea una arquitectura societaria que va desde la población castellonense hasta las Islas Bermudas con escala en Luxemburgo, donde aprovecha las ventajas fiscales para los holdings internacionales. Esmalglass está participada al 100% por Pigments Spain, una mercantil con la misma sede en Vila-Real que tiene como dueña a una sucesión de sociedades que conduce a LSFX Flavum Topco, en el Paseo de la Castellana de Madrid. A su vez, esta última tiene como matriz a LS10 Flavum Holdings, con domicilio social en Luxemburgo, que se integra en el holding internacional Lone Star Management Co. con base en las Islas Bermudas, según admite el mismo fondo estadounidense en sus memorias de gestión.
Pigments Spain cerró el año con un resultado de explotación de más de 27 millones de euros (11,4 millones netos tras abonar intereses por préstamos al fondo) y revela la relativa buena salud por la que atraviesa el clúster cerámico español, concentrado fundamentalmente en la provincia de Castellón. La tendencia a la concentración para ganar en eficiencia y el contexto de procesos sucesorios en la gestión han favorecido la atracción de fondos de inversión y operaciones corporativas, como la compra que la británica Victoria PLC realizó de Keraben en noviembre de 2017 por 274 millones; y la segunda adquisición más reciente, el pasado mes de agosto, por la misma compañía de Saloni a Obinesa, el grupo controlado por Atitlán.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios