no lo ha llamado a declarar todavía

Sumario Taula: la UCO da otro susto a Rajoy y señala ahora al diputado Gerardo Camps

El yonqui del dinero lo sitúa en el centro del saqueo de los colegios. El parlamentario lo niega y anuncia querellas. La Fiscalía no contempla por ahora llamarlo a declarar ni a él ni a Francisco Camps

Foto: Gerardo Camps, en una imagen de archivo, con Francisco Camps. (EFE)
Gerardo Camps, en una imagen de archivo, con Francisco Camps. (EFE)

El Partido Popular no gana para disgustos en cuanto al desgaste de sus parlamentarios valencianos por la investigación de casos de corrupción en la Comunidad Valenciana. Tras la polémica con la apertura de la causa contra Rita Barberá y su decisión de abandonar el partido para defenderse desde el aforamiento del Senado, el sumario de la última pieza de la operación Taula, cuyo secreto se levantó ayer, señala ahora la diputado por Alicante, Gerardo Camps. Exvicepresidente económico de la Generalitat y exsecretario de Estado de la Seguridad Social, el nombre del veterano parlamentario aparece muy concretamente en un amplio informe de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil de enero de este año, relativo a una supuesta trama para la obtención de comisiones ilegales por adjudicación de obras en la sociedad pública encargada de construir colegios e institutos. 

Sumario Taula: la UCO da otro susto a Rajoy y señala ahora al diputado Gerardo Camps

El informe se elabora a partir de las conversaciones telefónicas que registró el autodenominado 'yonqui del dinero', Marcos Benavent, y que forman parte de la denuncia que interpuso la diputada provincial de Esquerra Unida, Rosa Pérez. Su contenido y las afirmaciones que posteriormente ratifica Benavent a los agentes llevan a los investigadores a sospechar de la existencia de un sistema jerarquizado de obtención de comisiones de entre el 2% y el 3% para la financiación irregular del Partido Popular, tanto a nivel provincial como autonómico, al menos entre los años 2004 y 2007. 

Dinero en bolsas y en restaurantes

Los guardias concluyen que Benavent se convirtió en intermediario del expresidente del PP de Valencia Alfonso Rus y de Caturla para obtener comisiones a cambio de la adjudicación de colegios. El 'yonqui del dinero' apunta a toda la antigua cúpula del PP provincial, al afirmar que parte del dinero se llevaba “en bolsas” y se repartía, por ejemplo, en comidas en restaurantes en las que estaba el actual responsable del partido en Valencia, Vicente Betoret. De él dice desconocer si participaba en la trama, pero asegura que estaba al corriente. Betoret es actualmente parlamentario autonómico en las Cortes valencianas, pero no ha sido llamado a declarar ni figura como investigado, todavía.

El exgerente de Imelsa Marcos Benavent. (EFE)
El exgerente de Imelsa Marcos Benavent. (EFE)

En las conversaciones se hace referencia a que tanto Gerardo Camps como el entonces presidente de la Generalitat, Francisco Camps, querían “controlar” la empresa pública, citando además en ese operativo al 'exconseller' de Educación Alejandro Font de Mora y al exvicepresidente del Consell y persona afín a Carlos Fabra Víctor Campos. Según Benavent y Caturla, podía producirse una “guerra de colaterales” por el control de las adjudicaciones, una pugna interna por tutelar las mordidas. Así, Camps habría dado “la orden” a Gerardo Camps de ejercer ese control. “No cuesta nada que Alfonso quede con Gerardo para que decidan juntos las cosas”, afirma Caturla en uno de los fragmentos.

Aunque el informe señala claramente a Gerardo y Francisco Camps, ninguno de los dos ha sido llamado a declarar por los agentes, el fiscal o el juez

Esa presunta batalla por el control de las adjudicaciones es lo que lleva a la UCO a pensar en la existencia de varias cajas de dinero negro o en B ligadas al Partido Popular en sus distintos niveles, el de las tres provincias y el autonómico. Aunque Benavent hace referencia además a que Camps es el que hablaba con dirigentes nacionales, lo que indicaría un vínculo con la caja B del PP en Génova como publicó ayer El Confidencial, el sumario notificado a las partes no ha profundizado en esa vía de investigación.

Otro lío como el de Barberá o Gómez de la Serna

La Fiscalía Anticorrupción no contempla, de momento, llamar a declarar a Francisco Camps, según fuentes de la investigación. No hay más indicios que las afirmaciones de Benavent. A preguntas de El Confidencial, el diputado en el Congreso por Alicante, Gerardo Camps, negó ayer cualquier participación en esos hechos y advirtió de que cuando tenga conocimiento del sumario, si es cierto que Benavent ha vertido esas acusaciones, iniciará acciones legales contra él. "Desmiento absolutamente cualquier cuestión ligada al cobro de comisiones y tráfico de influencias”, manifestó a este periódico. Lo cierto es que pese a que el informe es de enero, ni él ni Francisco Camps han recibido ninguna notificación, ni han sido llamados a declarar por la UCO, la Fiscalía Anticorrupción o el juez. Gerardo Camps es aforado, pero no así el expresidente de la Generalitat desde las elecciones autonómicas de 2015. También el diputado en el Congreso perdió el fuero durante dos meses entre las elecciones generales del 20 de diciembre y las del 26 de junio, sin haber recibido ninguna llamada por parte de los investigadores.

Habrá que esperar a si, ahora que se ha levantado el secreto de sumario, el juez Víctor Gómez hace algún movimiento hacia el Tribunal Supremo con respecto a Gerardo Camps, lo que metería en otro lío político a Mariano Rajoy, tras los casos de Pedro Gómez de la Serna o Rita Barberá.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios