Es noticia
Menú
Los comunes amenazan a ERC con retirar su apoyo en el Parlament por la reforma laboral
  1. España
  2. Cataluña
Son la actual muleta de la Generalitat

Los comunes amenazan a ERC con retirar su apoyo en el Parlament por la reforma laboral

Con la CUP de espaldas, toda la legislatura de Aragonès depende de los comunes. Y ahora amenazan con retirarse si no se apoya la reforma en los términos en los que Díaz la ha pactado

Foto: El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y la líder de En Comú Podem, Jessica Albiach. (EFE/Quique García)
El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y la líder de En Comú Podem, Jessica Albiach. (EFE/Quique García)

Los comunes de Jèssica Albiach han hecho llegar a ERC la advertencia de que, si mantienen su intransigencia con la reforma laboral, que ERC se niega a votar en el Congreso en su actual formato, les retirarán su apoyo para el resto de la legislatura en el Parlament. Los comunes se habían convertido en la muleta de la Generalitat: les salvaron los presupuestos de Jaume Giró para 2022, les apoyaron en tumbar la ampliación del aeropuerto de El Prat, pactaron una rebaja fiscal para las clases bajas para 2023 y estaban negociando un impuesto para los alimentos ultraprocesados. Hasta estaban pactando con JxCAT reformar la ley de vivienda siguiendo los parámetros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca.

Es decir, con la CUP de espaldas, toda la legislatura de Pere Aragonès depende de los comunes. Y ahora los comunes amenazan con retirarse si no se apoya la reforma laboral en los términos en los que la vicepresidenta de Trabajo, Yolanda Díaz, la ha pactado con CCOO, UGT y la CEOE.

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su comparecencia ante la prensa desde Dubái, tras visitar la Exposición Universal, coincidiendo con el día dedicado a España. (EFE/EPA ALI HAIDER)

Según ha desvelado 'La Vanguardia', Jèssica Albiach ya ha expresado este futuro cambio de postura a la cúpula de ERC, incluyendo a Oriol Junqueras, Pere Aragonès, la portavoz Marta Vilalta y el 'conseller' de Empresa, Roger Torrent.

Precisamente, Torrent cenó con Yolanda Díaz la pasada semana y la vicepresidenta le expresó su petición. Mañana hay que votar en el Congreso, pero Gabriel Rufián, el líder de los republicanos en la Cámara Baja, aseguró que la reforma laboral era "un proyecto personal de la vicepresidenta" y se ha negado a votarlo.

El drama para Podemos, el socio español de Catalunya en Comú, es que el Gobierno está construyendo una mayoría ajustada, pero alternativa para sacar adelante la reforma laboral, que no pasa de mero retoque, y que incluiría a Cs y a otros grupos minoritarios, incluyendo los cuatro diputados del PDeCAT. Es decir, al final, sería la derecha la que salvaría la reforma laboral que respalda CCOO y los sindicatos mayoritarios.

Foto: La presidenta del Parlament, Laura Borràs. (EFE/Marta Pérez)

Los comunes llevaban más de una semana dando vueltas sobre cómo tirar un cable a Yolanda Díaz, que será su apuesta electoral para las elecciones españolas. Díaz se juega mucho en el envite, pero a Pedro Sánchez casi le conviene más la alternativa y que, desde un punto de vista meramente electoral, la vicepresidenta salga debilitada de la votación de mañana.

Pretensiones de ERC

ERC tiene la pretensión de incluir modificaciones en la reforma laboral, entre ellas que las CCAA puedan retomar la potestad, que anuló el PP, de ser la autoridad competente para aprobar ERE que tengan una limitación a cada uno de sus territorios.

Sin embargo, Yolanda Díaz quiere mantener el decreto sin cambiar ni una coma, por miedo a la que la patronal se descuelgue del mismo. Las presiones del PP sobre la CEOE en ese sentido han sido fuertes y desde el Ejecutivo español no se quieren dar excusas fáciles al presidente de la patronal, Antonio Garamendi.

La amenaza llega en un buen día para los comunes y pésimo para Aragonès. Hoy mismo, el presidente de la Generalitat había convocado a la CUP para su ronda de contactos con la que quiere relanzar el movimiento independentista. La CUP le ha replicado que no asistirá porque va a dar apoyo a unos activistas detenidos por los Mossos en la comisaría de Les Corts en una concentración que ha convocado. Sin la CUP ni los comunes, JxCAT y ERC no pueden gobernar. No hace falta ni que Laura Borràs les paralice el Parlament. La legislatura se parará sola.

Los comunes de Jèssica Albiach han hecho llegar a ERC la advertencia de que, si mantienen su intransigencia con la reforma laboral, que ERC se niega a votar en el Congreso en su actual formato, les retirarán su apoyo para el resto de la legislatura en el Parlament. Los comunes se habían convertido en la muleta de la Generalitat: les salvaron los presupuestos de Jaume Giró para 2022, les apoyaron en tumbar la ampliación del aeropuerto de El Prat, pactaron una rebaja fiscal para las clases bajas para 2023 y estaban negociando un impuesto para los alimentos ultraprocesados. Hasta estaban pactando con JxCAT reformar la ley de vivienda siguiendo los parámetros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca.

Yolanda Díaz Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Parlamento de Cataluña Reforma laboral
El redactor recomienda