NÚRIA DE GISPERT CONVOCA UNA COMIDA

Operación rehabilitar a Pujol: exconsejeros se suman a la campaña para lavar su imagen

La presidenta de Caixa de Solidaritat, la organización que paga las fianzas y multas de los independentistas, está preparando contrarreloj una comida restringida solo a exconsejeros

Foto:  El expresident de la Generalitat, Jordi Pujol, junto a su esposa, Marta Ferrusola. (EFE)
El expresident de la Generalitat, Jordi Pujol, junto a su esposa, Marta Ferrusola. (EFE)
Adelantado en

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol ya vuelve a tener quien le quiera. La expresidenta del Parlament, Núria de Gispert, también presidenta de Caixa de Solidaritat (la que paga las fianzas y multas de los independentistas) está preparando contrarreloj un homenaje al exmandatario para este mes de marzo, según ha podido conocer El Confidencial de diversas fuentes. Este homenaje tendrá la forma de una comida restringida solo a exconsejeros de los sucesivos gobiernos de Pujol. La comida se enmarca en un movimiento mayor para rehabilitar la figura de Pujol con apariciones en TV3 y otros actos.

"A mí me llamó la propia Núria de Gispert para invitarme y quedamos con que me daría los datos concretos más adelante. Yo dije que sí, porque no me parece mal y mi relación con Jordi Pujol siempre fue muy correcta, discreta y concreta. En su momento, no lo hizo mal como presidente. Otra cosa es luego la circunstancia personal que afloró y que estropeó su imagen. Pero durante su mandato, la actuación política fue muy correcta", explica a este diario uno de los exconsejeros que acudirán al homenaje.

Otra fuente cuenta que "esta comida es un intento de rehabilitarle. De todos es conocido que, últimamente, a Pujol le invitan a muchos actos y conferencias. Se trata de que se olvide lo de la herencia. Pero en este caso, el homenaje se hace con gente que hemos trabajado con él, muchos de los cuales ni siquiera militaban en Convergència. Por tanto, no es exactamente lo mismo que otros actos abiertos a la ciudadanía".

La expresidenta del Parlament Núria de Gispert declarando como testigo en el juicio del 'procés'. (EFE)
La expresidenta del Parlament Núria de Gispert declarando como testigo en el juicio del 'procés'. (EFE)

Pero no todo son 'flors i violes' en esta comida: un grupo de exconsejeros no acudirá al evento, aunque las causas no están relacionadas con el homenajeado: se trata de un grupo de consejeros que procedían de las filas de Unió Democràtica (UDC), encabezados por Josep Antoni Duran i Lleida. Estos altos cargos están enfrentados con Núria de Gispert, que de las filas democristianas pasó a convertirse en una de las figuras independentistas más radicales del panorama político catalán, renegando de los principios de Unió y adoptando posicionamientos ultraindependentistas.

Declaraciones altisonantes

De Gispert se ha distinguido los últimos años en sus irrupciones en la actualidad política con opiniones o declaraciones revestidas en muchas ocasiones de tintes xenófobos. Uno de sus últimos escándalos fue la emisión de un tuit comparando a sus rivales políticos de Ciudadanos con cerdos, lo que levantó un encendido debate político y forzó que tuviese que renunciar, en mayo del año pasado, a la Cruz de Sant Jordi (el máximo galardón de la Generalitat) que le acababa de conceder el 'president' Quim Torra.

A uno de los que tenía que asistir a la comida de Pujol, por ejemplo, el actual diputado Ramon Espadaler, lo llegó a tildar de 'botifler' (traidor). Espadaler fue consejero de Medio Ambiente con Pujol en 2001 y actualmente es diputado del PSC, con quien se presentó a las elecciones tras el pacto de los socialistas con Units per Avançar, la formación sucesora de UDC.

La comida se suma a varias actuaciones más relacionadas con la 'resurrección pública' de Jordi Pujol, que también ha aparecido en dos reportajes de TV3 hablando de cooperación y de los Mossos d’Esquadra, pero no de corrupción, lo que ha levantado acusaciones de 'blanqueo' de su persona por parte de la oposición.

Hace unos días, la plataforma Tagamanent-Construir Catalunya le hizo otro homenaje. Asistía al acto el exconsejero Felip Puig. En primera fila, Jordi Pujol y su esposa, Marta Ferrusola. "Este grupo fue creado por un grupo de jóvenes hace 25 años y aún seguimos funcionando —admite a El Confidencial uno de sus integrantes—. Hace unas semanas, alguien propuso realizar un homenaje con motivo del aniversario del discurso de Tagamanent y así se hizo. No fue nada organizado desde fuera, sino fruto de la dinámica interna del grupo".

El pasado mes de diciembre, Pujol y Ferrusola acudieron a otra comida en el restaurante Les Voltes con militantes de la antigua CDC en Tarragona, en la que también estuvieron el exalcalde de Barcelona, Xavier Trias, el expresidente de la Diputación tarraconense, Josep Mariné, o el exconsejero de Gobernación Josep Gomis. El exclusivo Círculo Ecuestre de Barcelona lo recibió también el pasado mes de septiembre, en una comida organizada por la peña Las Alforjas, donde hubo un tema tabú impuesto por el propio invitado: los asuntos judiciales de su familia. Algunos socios de este selecto club (por cierto, nadie de su junta directiva acudió a la comida) dejaron patente su protesta por la presencia del exmandatario en las instalaciones y amenazaron con darse de baja. Allí dejó, no obstante, dos frases para la reflexión. Una: "Siempre he sido un admirador de España". Y otra: "Nunca he sido independentista y ahora ya no sé si lo soy".

Invitado en programas de TV3

Más polvareda levantó la inclusión de Pujol en un programa sobre cooperación y en otro sobre los Mossos d’Esquadra. El propio Parlament aprobó una resolución parlamentaria para que TV3 respete el "rigor informativo" y se garantice la "credibilidad de nuestros medios públicos".

El diputado de Ciudadanos Nacho Martín Blanco saltó a la yugular del director de TV3, Vicent Sanchís, por dar voz a Pujol en temas que no tienen nada que ver con la corrupción y con los escándalos familiares. Fue en la comisión de control de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA) de este viernes 21 de febrero. "Enfocar a Pujol en un reportaje sobre cooperación al desarrollo es exactamente igual que si Canal Sur entrevistase a Manuel Chaves para hablar de transparencia y buen gobierno o que TVE entrevistase a Bárcenas para hablar de transparencia y rendimiento de cuentas. Yo puedo entender su voluntad de blanquear al señor Pujol, pero creo que desde el punto de vista de la ética y la moralidad, el hecho de que TV3 se aboque en la defensa de un personaje como el señor Pujol no es razonable y demuestra cómo conciben ustedes los medios públicos de Cataluña. Es inmoral el hecho de intentar blanquear al señor Pujol".

Sanchís se exculpó asegurando que a Pujol no se le entrevistó hablando de sus escándalos "porque no quiere". Aseguró también que "es como si hacemos un reportaje sobre el pacto del Majestic y no entrevistásemos al señor Aznar porque nunca antes lo habíamos podido entrevistar sobre la trama Gürtel".

Las críticas de la oposición son unánimes: TV3 está inmersa en una campaña de blanqueo de la figura de Pujol. Para la diputada socialista Beatriz Silva, "han pasado más de cinco años desde que Pujol confesó que tenía una fortuna oculta y a TV3 no se le pasó por la cabeza hacer una cobertura especial sobre este tema y ahora le comienzan a entrevistar sobre otras cosas". Silva criticó también que el presentador del 'Telenotícies Vespre', el informativo de las tardes, dijese públicamente "que Pujol ha sido objeto de un linchamiento mediático injustificado. ¿Es esta también la opinión de TV3? Como usted sabe, el libro de estilo de TV3 prohíbe a los profesionales de la casa hacer declaraciones que comprometan la imparcialidad de TV3".

Estos asertos fueron contestados por Núria Llorach, presidenta de la CCMA: en los telediarios se trató el caso Pujol en más de 180 ocasiones. Y ha habido más de 250 piezas de informativos. "Si se ha de hacer una programación especial, ya se hará. Que no haya habido un monográfico, no quiere decir que TV3 o Catalunya Ràdio no hayan cumplido con su obligación".

Una crítica similar a la de Silva surge de boca de la diputada de los comunes Marta Ribas: "No ha habido ni un solo programa sobre los escándalos de la familia Pujol". Y a los directivos de los medios públicos les espetó en la comisión de control de la CCMA este viernes: "No hace falta que hable el señor Pujol si no quiere hablar. ¿Cuántas veces se han hecho informaciones sobre casos intentando que una fuente hable y, si no habla ella, hablan los demás?". Sanchís le contestó que tiene "una lista de 35 folios sobre las veces que se ha hablado de este tema en TV3. Me parece injusto que porque no haya habido un documental se diga que no se ha hablado del tema. Haremos el documental cuando se den las condiciones que marca el libro de estilo para hacerlo o cuando una productora de fuera nos venga con este producto y se hayan podido superar estos condicionamientos".

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
35 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios