Para reducir las emisiones de Co2

Barcelona plantea que la DGT retire puntos a los conductores de vehículos contaminantes

El concejal de Emergencia Climática y Transición Energética ha recordado que la entrada de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) el 1 de enero de 2020 "no es un plan renove"

Foto: Atasco en el centro de una ciudad.
Atasco en el centro de una ciudad.

El concejal de Emergencia Climática y Transición Energética de Barcelona, Eloi Badia, ha planteado este lunes que la Dirección General de Tráfico (DGT) regularice nuevos delitos en el código de tráfico y que se puedan retirar puntos del carné por cuestiones ambientales. En declaraciones a la prensa, ha lamentado que en el reglamento no hay "agravantes" por temas ambientales y de salud como el uso de vehículos contaminantes, medida que a su juicio ayudaría a reducir las emisiones de CO2.

En este sentido, el concejal ha recordado que la entrada de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) el 1 de enero de 2020 "no es un plan renove" y que el consistorio quiere dar respuesta a retos ambientales y de salud, así como reducir un 50% el tráfico en la ciudad a largo plazo.

"Sin restricciones" para las familias vulnerables

Por su parte, el concejal de ERC en Barcelona Max Zañartu ha asegurado que negocian con el Gobierno municipal de Ada Colau una exención para que familias con rentas bajas y algunos autónomos puedan circular por la ZBE aunque no dispongan de etiqueta ambiental. En una rueda de prensa este lunes, Zañartu ha concretado que, con esta exención, "se podría beneficiar a pocos miles" de personas, que se sumarían a otros vehículos que podrán seguir circulando, como los de personas con movilidad reducida y emergencias.

"Sería lanzar un mensaje político de que la lucha contra el cambio climático no la deben llevar las familias con menos recursos", ha dicho el republicano, que ha asegurado que están en conversaciones con el concejal de Emergencia Climática, Eloi Badia. Actualmente, la medida prevé que todos los propietarios de vehículos sin etiqueta ambiental de la Dirección General de Tráfico (DGT) puedan pedir hasta diez autorizaciones al año para poder circular, cada una de las cuales tendrá un coste de dos euros.

ERC también ha presentado una proposición en la próxima comisión de Ecología, Urbanismo y Movilidad para pedir al Gobierno municipal el pago mensual fraccionado de la T-Jove, así como la emisión de duplicados de este título en caso de pérdida o rotura. En otro orden temático, advierten de que seguirán "sin aceptar una inversión pública del tranvía para beneficiar a los privados" y avisan de que la unión de los tranvías haría doblar los viajeros, lo que generaría aún más desequilibrio.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios