con antiguos convergentes y de la SCC

Nace la Lliga Democràtica, nuevo partido catalanista para superar el independentismo

Cuenta con una ejecutiva provisional presidida por Astrid Barrio y con Josep Ramón Bosch —cofundador de SCC— como secretario general

Foto: Josep Ramon Bosch. (EFE)
Josep Ramon Bosch. (EFE)

Se acaba de pr,esentar en Cataluña la Lliga Democràtica, el nuevo partido que pretende recoger todo el sentimiento catalanista y defender la singularidad de esa autonomía dentro de la Constitución y superando toda la decepción y los choques provocados por el 'procés'. Heredero político de Societat Civil Catalana (SCC) cuenta con una ejecutiva provisional presidida por Astrid Barrio y con Josep Ramon Boschcofundador de SCC— como secretario general.

Con una firma ante notario, la Lliga Democràtica se ha constituido como partido político que, según sus impulsores, "es el resultado de un largo proceso de reflexión entre personas de diferentes sensibilidades y procedencias diversas vinculadas por el convencimiento de que solo desde el respecto al Estado de derecho es posible el progreso y el mantenimiento de la cohesión social".

Una de las razones que llevan a presentar el partido en este momento —a un mes de la Diada, a la espera de la sentencia del Supremo sobre el 'procés' y con los partidos políticos independentistas en plena bronca entre ellos y con sus asociaciones civiles afines— es que sus promotores creen que "ha llegado la hora de ofrecer a los catalanes descontentos, desconcertados y desilusionados con los estériles resultados del proceso independentista una opción política catalanista sin complejos que haga del diálogo, el pactismo y el buen gobierno su razón de ser".

La intención de la Lliga es "aglutinar las diversas sensibilidades e iniciativas que buscan superar la política de bloques, construir los máximos consensos y gestionar los conflictos sociales sin más exclusiones ni límites que el respecto a las reglas de juego". Reivindican el catalanismo, una corriente que entienden que se ha quedado huérfana de dirigentes políticos en la Cataluña actual. Un catalanismo, insisten, que "con pleno respecto a la Constitución trabaje por el desarrollo de la singularidad de Cataluña, que despliegue su máxima capacidad de autogobierno con una financiación justa y equitativa y que contribuya lealmente al adelanto del conjunto de España como fuerza de gobierno".

Además, fuera de Cataluña reclaman el máximo respeto al marco de la Unión Europea, "el espacio de democracia, libertad y justicia social más desarrollado del mundo. Solo mirando hacia adelante lograremos los hitos que la mayoría de los catalanes queremos".

La ejecutiva provisional que dirigirá la formación hasta la celebración de su congreso constituyente tiene a Astrid Barrio como presidenta. Barrio es profesora de Ciencia Política en la Universidad de Valencia y lleva años intentando "rescatar el catalanismo de los dominios del independentismo". Codirige la revista 'Política y Prosa'. El vicepresidente será José Nicolás de Salas, exdiputado de CiU y abogado. Josep Ramon Bosch es el secretario general, Aitor Agea, el secretario de Organización y Alex Miró, el secretario de Finanzas.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios