se han incautado 9.000 euros

Desarticulada una banda en Barcelona que obligaba a prostituirse a mujeres con vudú

La banda sometía a vudú a las mujeres en sus países de origen para crearles temor y obligarles a prostituirse tras su llegada a España

Foto: Un grupo de prostitutas en la calle - Archivo. (EFE)
Un grupo de prostitutas en la calle - Archivo. (EFE)

La Policía Nacional ha desarticulado en Barcelona una banda integrada por siete personas dedicada a captar a chicas con dificultades económicas en Nigeria, a las que sometían a vudú en sus países para crearles temor, que eran obligadas a prostituirse tras su llegada a España.

Según ha informado la policía en un comunicado, los miembros de la banda han sido detenidos en Barcelona y poblaciones del área metropolitana, y en los registros efectuados se han incautado 9.000 euros en efectivo, equipos informáticos, tabletas, móviles sustraídos a los clientes, documentación falsificada y un machete de grandes dimensiones.

La organización, ha detallado la policía, comenzaba su actividad en Nigeria, donde los denominados "captadores" seleccionaban a mujeres jóvenes que vivieran en una situación económica precaria, a las que prometían oficios bien remunerados en Barcelona.

Antes de salir del país, los miembros sometían a las seleccionadas a vudú, yuyu y magia negra para atemorizarlas y manipularlas con mayor facilidad para que cumplieran sus deseos.

La red se extendía por Italia y los llamados países de "paso", como Níger, Libia y Argelia, en los que los llamados "connection-man" de la organización realizaban los pagos fronterizos pertinentes para facilitar el acceso clandestino de las víctimas.

Una vez asentadas en Libia o Marruecos, las víctimas eran internadas en campamentos, en los que tenían que esperar a que un miembro de la organización criminal se hiciera cargo de su custodia y les facilitara el acceso a Europa por vía marítima en pateras.

Una vez llegadas a España, las chicas nigerianas eran obligadas a ejercer la prostitución y a robar a sus clientes teléfonos móviles u otros objetos de valor para poder pagar así la "deuda" contraída con la organización por haberles gestionado su llegada a Europa.

Una de las dos víctimas que ha sido liberada en la operación ha explicado cómo su "mami" explotadora la controlaba las 24 horas del día y tenía un sicario, miembro de la organización criminal, que le propinaba palizas.

Esta operación se ha enmarcado dentro del Plan de la Policía Nacional contra la Trata de Seres Humanos con Fines de Explotación Sexual, puesto en marcha en 2013, y que dio lugar a la creación de la Brigada Central contra la Trata de Seres Humanos.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios