"Es una auténtica venganza", denuncia

Mas tacha de "aberración" y "chapuza" la sentencia del "tribunal de ajuste de cuentas"

El 'expresident' anuncia que recurrirán la sentencia que le condena a él, a Rigau, a Ortega y a Homs a devolver casi cinco millones por la consulta del 9-N. "Están yendo a saco a por nosotros", dice

Foto: El expresidente de la Generalitat Artur Mas. (EFE)
El expresidente de la Generalitat Artur Mas. (EFE)

"Estamos serenos, estamos firmes. Nos hacen daño pero no nos dan miedo". Con esta frase, el 'expresident' de la Generalitat, Artur Mas, responde al sentencia del Tribunal de Cuentas que le ha condenado a él y a los 'exconsellers' Irene Rigau, Joana Ortega y Francesc Homs a devolver casi cinco millones de euros por la organización de la consulta del 9-N.

Mas tacha de "aberración" y "chapuza" la sentencia del "tribunal de ajuste de cuentas"

En rueda de prensa, Mas ha anunciado que recurrirán una sentencia que ha calificado de una "aberración" y una "chapuza" y ha cargado con dureza contra un tribunal que ha calificado de "tribunal de ajuste de cuentas", ya que considera se trata de una "auténtica venganza" de la justicia española, que vio que como la consulta del 9-N "salió demasiado bien" es ahora cuando "estamos sufriendo las consecuencias".

Acompañado de varios diputados de JxCAT pero ni rastro de miembros de ERC, Mas ha dejado claro que ninguno de ellos daría un paso atrás ya que lo que hicieron aquel 9 de noviembre de 2014 tenía "sentido democrático" y eran totalmente "conscientes" de que era un "buen servicio" para Cataluña. "Lo volveríamos a hacer", ha insistido para denunciar que existe un "abuso total de poder" por parte de los tribunales españoles que tienen como objetivo "castigarnos".

"El 9-N dimos la cara. No es un delito"

"Quiero recordar que el 9-N dimos la cara por muchas personas, queríamos consultar a la gente y esta era la manera más digna de servir a una democracia", ha añadido, dejando claro que seguirán "luchando" y defendiéndose porque "lo que hicimos no es pecado ni delito". "Positivamente impactados por la respuesta de la gente", Mas ha desvelado que en las últimas horas tanto él como el resto de acusados han recibido la llamada de Carles Puigdemont y Quim Torra, que les han trasladado que "están a nuestro lado más que nunca".

Sobre la condena económica impuesta por el Tribunal de Cuentas, que asciende a 4,9 millones de euros, Mas ha asegurado que la cantidad es superior y estará por encima de los 5,2 milones porque "hay intereses y una serie de cosas que hay que añadir". El Tribunal de Cuentas dividió el coste que considera que supuso la celebración del 9-N en varios bloques para calcular esta cantidad y concluyó que Artur Mas figuraba en todos ellos, por lo que tendrá que responder por los 4,9 millones si los demás no pueden hacer frente al reembolso.

En lo que se refiere al resto de condenados, el tribunal solo les considera responsables de algunos bloques y el pago que les exige es menor: Ortega 865.674 euros por la web institucional, la fabricación del material de la votación, el pago de un seguro para los voluntarios y el soporte informático construido; Homs 1.979.063 por la campaña de publicidad institucional, el soporte informático, el envío de correos a los ciudadanos y el centro de prensa que montó el Govern, y Rigau 2.800.735 por la compra de ordenadores.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
42 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios