El diálogo con Pedro Sánchez descarrila

Torra rechaza el gesto de la Abogacía del Estado y sigue cuestionando la Justicia

Para Torra, que la Abogacía del Estado acuse de sedición y no de rebelión "no es un gesto, sino un menosprecio absoluto a demócratas encarcelados". "El Gobierno ha perdido una oportunidad de oro"

Foto: Declaración institucional de Torra y Torrent. (EFE)
Declaración institucional de Torra y Torrent. (EFE)

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha rechazado cualquier gesto de la Abogacía del Estado y ha calificado a Pedro Sánchez de “cómplice de la represión” porque “ha decidido no actuar”. Para Torra, que la Abogacía del Estado haya rebajado los cargos de rebelión a sedición “no es un gesto, es un desprecio absoluto. Hoy el Gobierno español ha perdido una oportunidad de oro para sacar este conflicto de la Justicia y devolverlo a la política”. Por tanto, otro nuevo portazo del presidente catalán al marco de diálogo que se quiere impulsar desde la Moncloa.

Torra incluso ha asegurado que “no hay rebelión”, no hay ningún delito” y que la Fiscalía yerra en comparación con la opinión de diversos juristas. Torra ha contrapuesto el, a su juicio, pacífico intento de secesión de hace un año a “la única violencia, que fue la de la Guardia Civil y la Policía Nacional pegando a gente pacífica que solo quería votar”. A juicio de Quim Torra, “convocar un referéndum no es ningún delito, es democracia”. Que no tuviera cobertura legal y que fuese unilateral, se ha obviado.

“¿Cuánta represión puede aguantar la democracia española? ¿Alguien cree que pidiendo más de 200 años de prisión desaparecerán los dos millones de catalanes que quieren la república catalana?”, se ha preguntado hoy Torra, en una declaración conjunta en el Parlament, junto al presidente de la cámara, Roger Torrent.

Torra rechaza el gesto de la Abogacía del Estado y sigue cuestionando la Justicia

Torra ha seguido advirtiendo de una nuevo choque político en Cataluña ya que “persistiremos, como lo hacen todos los presos políticos y exiliados, como lo hacen lo más de mil represaliados que hay en todo el país. Trabajaremos sin descanso. Apelamos al espíritu del 3 de octubre para que Cataluña encuentre los grandes consensos que nos unan”.

Por su parte, Roger Torrrent ha lamentado que las penas “suman más de 200 años de prisión, 200 años contra demócratas, contra gente de paz, que en ningún caso han cometido ningún delito. Es inaceptable. Se trata de políticos y dirigentes sociales honorables que actuaron de acuerdo con la libertad de expresión”.

Causa general

Torrent ha calificado la actuación de la Fiscalía de causa general contra Cataluña porque “en la práctica se acusa a la inmensa mayoría de la ciudadanía de este país. En este proceso no se persiguen personas, se persiguen ideas. Pero no claudicaremos delante la de la represión. El escrito de acusación se basa en un relato perverso”. La Fiscalía no actúa con anhelo de Justicia sino de venganza”

Momento de la intervención. (EFE)
Momento de la intervención. (EFE)

“La euroórdenes fueron rechazadas en Europa y por eso el resto de acusados son ciudadanos libres en todo el Estado menos en España”, ha recordado Torrent para evidenciar el que, en su opinión, es el desfase entre la Justicia europea y la española. El presidente del Parlament también ha criticado que “hay, además, más de un año de prisión preventiva, una condena avanzada, injustificada que demuestra que la causa está basada en la venganza”.

Desde Òmnium

Por su parte, en unas declaraciones previas, el presidente de Òmnium, Marcel Mauri, se ha mostrado en contra de la pena de prisión para su predecesor Jordi Cuixart, para quien la Fiscalía pide 17 años: “Es el momento más grave de la democracia”. A su juicio, “el Estado español está criminalizando la movilización pacífica” y se ha mostrado convincente al asegurar que “el estado de derecho hace agua”.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
36 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios