se juegan la mayoría en el parlament

Puigdemont, Turull, Sánchez y Rull no renunciarán al escaño (ni a su sueldo)

"Si cedemos y renunciamos al escaño, abriríamos la puerta a que el Tribunal Supremo y no el pueblo de Cataluña sea el que escoja a sus representantes", dice el 'exconseller' y diputado de JxCAT

Foto: El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y el diputado de JxCAT, Josep Rull. (EFE)
El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y el diputado de JxCAT, Josep Rull. (EFE)

Nuevo desafío soberanista en el horizonte. La decisión del juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena de suspender a seis diputados del Parlament acusados de rebeldía abre un nuevo frente entre el Gobierno y la Generalitat, ya que cuatro de ellos han confirmado que no renunciarán a su escaño: Carles Puigdemont, Josep Rull, Jordi Turull y Jordi Sànchez.

[Alemania decide extraditar a Carles Puigdemont, pero solo por malversación]

El 'expresident' de la Generalitat ha sido el primero en dar un paso al frente y lo ha hecho a través de su abogado, Jaume Alonso Cuevillas, que denuncia que es la "enésima" injerencia del poder judicial en el legislativo. Sin embargo, ha sido el 'exconseller' y diputado de JxCAT Josep Rull el que lo ha confirmado a viva voz a través de una entrevista desde prisión. "Si cedemos y renunciamos al escaño, abriríamos la puerta a que el Tribunal Supremo y no el pueblo de Cataluña sea el que escoja a sus representantes", ha dicho en una entrevista en 'El Punt Avui'.

Rull considera, además, que es una "infamia" la decisión del magistrado Llarena porque tiene como objetivo "alterar las mayorías democráticas del Parlament", y ha dejado muy claro que no prevé renunciar a su acta de diputado ni tan siquiera si eso aumenta sus posibilidades de salir de la cárcel. "En nuestro caso, la prisión preventiva está concebida como un castigo, como un anticipo de una condena que se considera como cierta, independientemente del juicio oral", ha añadido.

A lo largo de la mañana, el 'president' Quim Forn ha confirmado que tampoco renunciarán a su escaño los diputados Jordi Sànchez y Jordi Turull, a los que ha ido a vistar a la prisión de Lledoners.

Se juegan la mayoría en el Parlament

Este anuncio coincide con la reunión este jueves de la Mesa del Parlament, que ha abordado la suspensión de los seis diputados -Puigdemont, Junqueras, Turull, Rull, Romeva y Sànchez- aunque no esté en el orden del día. Los grupos independentistas, con mayoría en la Mesa, abogan por desobedecer la decisión del Supremo llevando esta cuestión al pleno y solicitar a los letrados de la cámara que puedan delegar su voto mientras elaboran un dictamen sobre la petición de Llarena. Y es que los soberanistas se juegan la mayoría absoluta en el Parlament y el 'president' de la Generalitat, Quim Torra, lo sabe. Sin embargo, y a pesar de ello, ayer ya dejó claro que no pedirá a ninguno de los seis diputados que renuncien al acta.

La suspensión de cargo público no equivale a la pérdida del acta, pero sí la imposibilidad de ejercer funciones públicas aparejadas a su cargo, como participar en las votaciones de iniciativas parlamentarias o futuras investiduras. De ahí la petición de que los seis diputados pueda delegar su voto y saltarse la decisión de Llarena, que incluye la posibilidad de que Puigdemont y los otros cinco diputados sean sustituidos temporalmente por otros integrantes de sus candidaturas.

JxCAT, ERC y la CUP sumaron entre los tres 70 diputados en las elecciones del 21-D, de los que actualmente disponen de 69, ya que el diputado de ERC Toni Comín reside en Bélgica y renunció a mantener su delegación de voto, por lo que no vota en los plenos. La mayoría absoluta del Parlament está fijada en 68 parlamentarios, por lo que si los seis suspendidos no renuncian al acta o no aceptan ser sustituidos, la mayoría independentista quedaría en 63 y sería superada por los grupos contrarios a la independencia, que tienen 65 escaños -Ciudadanos, PSC, 'comuns' y PP-.

Sus sueldos, entre 5.757 y 2.871 euros

Con la mayoría soberanistas en juego y si los letrados no les permiten delegar el voto, la última opción sería renunciar al acta. De hacerlo, quedará comprometida su capacidad económica mientras están en el exilio o en prisión. Puigdemont dejará de cobrar los 2.871,57 euros que percibe al mes un diputado del Parlament de Cataluña, misma cantidad que perderán otros cuatro diputados:Jordi Turull, Josep Rull, Raül Romeva y Oriol Junqueras, todos ellos encarcelados en la prisión catalana de Lledoners.

Sin embargo, el más perjudicado será el expresidente de la ANC, Jordi Sànchez, que además de cobrar el sueldo base de diputado cobra un complemento como presidente del grupo parlamentario Junts Per Catalunya que, según el Régimen Económico de los diputados del Parlament, asciende a 2.885,80 euros. En total al mes Sànchez ingresa 5.757,37 euros.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios