Es noticia
Menú
Donde el voto independentista crece... el unionista lo hace el doble
  1. España
  2. Cataluña
ante el récord de participación

Donde el voto independentista crece... el unionista lo hace el doble

Con respecto a las elecciones de 2015, el voto a las formaciones no independentistas ha crecido el doble que el apoyo al bloque soberanista

Foto: Simpatizantes de Ciudadanos festejan el resultado de las elecciones del 21-D, en Barcelona.
Simpatizantes de Ciudadanos festejan el resultado de las elecciones del 21-D, en Barcelona.

La apuesta por seguir siendo parte del Estado español ha ganado el pulso de la movilización en Cataluña. Con respecto a las elecciones de 2015, el voto a las formaciones no independentistas ha crecido el doble que el apoyo al bloque soberanista. Los independentistas han aprovechado la masiva participación (récord histórico incluido), pero han sido los partidos unionistas los que más han conseguido subir en apoyos si se comparan los datos con los últimos comicios. Se han llevado el 70% de los votos nuevos.

[Siga aquí la última hora de lo que está pasando en Cataluña]

Junts per Catalunya (JxCAT), Esquerra Republicana (ERC) y la CUP, partidos que han dejado clara su apuesta por la Independencia, han conseguido en la jornada de ayer 2,06 millones de papeletas. Con una postura contraria a la ruptura unilateral con España se situaban Ciudadanos, PSC, En Comú (marca de Podemos) y el PP. Este bloque se ha llevado 2,21 millones de votos. Con respecto a los comicios de hace dos años, el grupo de partidos independentistas ha crecido cerca de un 5%, pero el conjunto de sus adversarios lo ha hecho en un 12%.

placeholder

En los dos bloques (que solo sirven de cara al análisis, cabe recordar que cada partido no iba en coalición con ningún otro) ha habido claros vencedores y vencidos, además de diferencias territoriales. En Tarragona, la diferencia se quedaba en tan solo 2.000 votos, frente a los casi 10.000 de ventaja con los que contaban los soberanistas hace dos años. En la provincia de Barcelona, la brecha ha aumentado. Los unionistas eran en 2015 unos 220.000 votantes más que sus adversarios políticos. Este 21-D, ha aumentado la diferencia y ya cuentan con 330.000 votantes más que los partidos a favor de la independencia.

La nueva combinación de fuerzas —Puigdemont por un lado y Junqueras con sus siglas de siempre, ERC— sí ha servido para conseguir más votos. Junts per Catalunya y los republicanos han cosechado 241.000 votos más que hace dos años. La CUP, que como en 2015 concurría sin ninguna coalición, ha visto mermar sus votos en casi 150.000 papeletas. Solo el PP (-165.000) ha perdido más.

En el lado opuesto, la formación naranja ha sido la gran impulsora del avance en votos. Los de Arrimadas han conseguido 365.000 votos más que en las últimas elecciones, pasando así de 25 a 37 escaños. El efecto Iceta, por su parte, ha servido a los socialistas para conseguir cerca de 80.000 votos más, que se han convertido en un escaño. Las dos formaciones, juntas, sumarían 54 escaños, lejos de los 68 necesarios para la mayoría absoluta.

placeholder

La apuesta por seguir siendo parte del Estado español ha ganado el pulso de la movilización en Cataluña. Con respecto a las elecciones de 2015, el voto a las formaciones no independentistas ha crecido el doble que el apoyo al bloque soberanista. Los independentistas han aprovechado la masiva participación (récord histórico incluido), pero han sido los partidos unionistas los que más han conseguido subir en apoyos si se comparan los datos con los últimos comicios. Se han llevado el 70% de los votos nuevos.

Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Independentismo Nacionalismo Ciudadanos Tarragona PSC
El redactor recomienda