consecuencias del 1-O

El alcalde 'indepe' que no reconoce la Justicia española porque "viene del extranjero"

Eudald Calvo, regidor de Argentona, se ha negado a declarar ante la Justicia española "porque la citación viene de un país extranjero"

Foto: El alcalde de Argentona (CUP) se niega a declarar ante la Justicia. (EFE)
El alcalde de Argentona (CUP) se niega a declarar ante la Justicia. (EFE)

Hay pocas dudas sobre lo que piensa la mayoría de quienes viven en el centro del pueblo. La calle principal, una cuesta más o menos empinada, que concluye en el ayuntamiento, a un lado, y la iglesia, al otro, ya avisa con un montón de bolsas de basura amarilla enlazadas por todas partes: son el símbolo que pide la libertad de los Jordis y los 'exconsellers' aún presos. Las esteladas, los carteles que imitan esquelas pidiendo 'Llibertat', los carteles del 'Sí', los del 'Nou país' y los que te avisan que aún estás a tiempo de manifestarte en Bruselas por poco más de 200 euros con viaje y hotel incluido.

Todo abundantemente representado en poco más de 400 metros. Es lógico si se tiene en consideración que, 'de facto', de 17 ediles, 14 de ellos son soberanistas (aunque seis son teóricamente de una alianza ciudadana que no incluye este punto entre sus reivindicaciones electorales). Y, por encima de todos ellos, el célebre Eudald Calvo, el alcalde de la CUP, que ayer protagonizó otro desplante a la legalidad española: "La república catalana ya no es parte de ese Estado y están actuando en un país extranjero. Los fiscales no tienen jurisdicción en Catalunya", replicó ante la reclamación de que fuera a declarar por lo sucedido el pasado 1 de octubre, día de la consulta ilegal.

No era la primera vez que el regidor, de 31 años, ocupaba espacio mediático. Ya a primeros de septiembre alcanzó cierta celebridad cuando mostró en una red social cómo trituraba la advertencia del Gobierno central de que el citado referéndum era inconstitucional. "Además, ha montado un montón de ellas, tipo quema de banderas o no dejar salir a los policías locales", advierten vecinos del municipio que prefieren no dar su nombre "por miedo a represalias".

El pueblo protagonizó otra polémica el verano pasado cuando un grupo de activistas apalearon un muñeco de Mariano Rajoy durante las fiestas populares. El vídeo del acto, difundido en redes sociales, muestra como un grupo de jóvenes suben al escenario y entre gritos de "independencia" y "votaremos", golpean el muñeco repetidas veces. Con todo, resulta que Eudald Calvo, el nieto del médico, el hijo del responsable del Museo del Càntir, "es un fenómeno como gestor, y muy serio con los números".

En las puertas de cristal del consistorio están todas las pegatinas y pasquines propios de la parafernalia independentista sin faltar ni uno solo

En esto coinciden varios regidores de la oposición, incluida Susana López, del PSC, que hasta hace muy pocas fechas era parte del equipo de gobierno municipal (fueron expulsados del núcleo de poder por el apoyo de su partido a la aplicación del artículo 155 de la Constitución): "Las cosas del día a día no tenemos ningún problema, él separa bastante bien lo que es cosa del pueblo con su ideología y sus temas y opciones personales", concede la edil, que de todos modos reconoce que "la fachada del ayuntamiento es toda una declaración de intenciones".

Las calles de Argentona están llenas de bolsas amarillas a modo de lazos. (D. B.)
Las calles de Argentona están llenas de bolsas amarillas a modo de lazos. (D. B.)

Y así es. De los cuatro mástiles, solo dos están ocupados. En uno hay una señera y en otro una enseña del pueblo. Faltan la bandera española y la de Europa. Las quitó hace mucho. En las puertas de cristal del consistorio están todas las pegatinas y pasquines propios de la parafernalia independentista sin faltar ni uno solo, aunque entre los folletos que se exhiben a la entrada ya no hay propaganda de esa clase. También en la muy cercana comisaría local hay un cartel exigiendo la libertad de 'los presos políticos', pero está mucho menos densamente decorada con este tipo de propaganda. En las casas y comercios cercanos, muchos carteles, muchos lazos y muchas banderas. Sin embargo, en los bares ya no tanto. Quizá tenga que ver con que cinco de los poco más de una decena que hay en esta zona central de la población los regenten ciudadanos chinos (incluido el que está justo en frente del ayuntamiento).

Señalan a algunos, "un grupo de 15 o así", que "son violentos y te llaman facha y traidor de manera muy amenazante"

Los vecinos consultados, además de mostrarse muy amables pero muy poco habladores al decirles el medio para el que trabaja el periodista ("no conozco ese periódico, perdona"), alaban también la gestión del alcalde y no quieren valorar sus decisiones "como ciudadano, que tiene todo el derecho del mundo a tener, como todo el mundo, ¿no?". Lo cierto es que algunas fuentes municipales sospechan que puede ser inhabilitado en breve, algo que se percibe en el lugar como "muy injusto". "El tipo es muy bueno con los presupuestos y los números, no es ningún chapuzas", asegura alguien que ha estudiado con "especialistas y con lupa sus cuentas". López, que prefiere no hablar mucho sobre la presión que deben soportar los no nacionalistas en el pueblo, también le concede "mucha seriedad".

Sin embargo, los problemas vienen cuando se habla de sus actividades como miembro activo de la CUP. Algunos vecinos lamentan que lo han distinguido, cuando ya estaba en el ayuntamiento, lanzando botellas contra casas de personas que se sabe que militan en partidos constitucionalistas. A ese respecto, señalan a algunos, "un grupo de 15 o así", que "son violentos y te llaman facha y traidor de manera muy amenazante". Eudald Calvo es partidario de la 'desobediencia', una actitud en consonancia con la que siempre ha sostenido su formación política, que el lunes mismo insistió en ese argumentario a través de su cabeza de lista, Carles Riera. Calvo también ha anunciado que no pedirá "perdón por permitir la celebración del referéndum del 1 de octubre".

Antecedentes penales

Argentona, una población de algo más de 12.500 habitantes en el Maresme, a escasos kilómetros de Mataró, también tiene sus rotondas de bienvenida, sus campos de fútbol municipales y todos los aderezos que configuran un pueblo gestionado de manera convencional. Eso sí, tiene un alcalde que —recuerdan algunos de sus adversarios políticos— "quiere ser un mártir de esto de la independencia de manera personal, no tanto en la gestión del pueblo, es una cosa suya que tiene desde que era muy joven, por eso tiene por lo menos dos antecedentes policiales", dice alguien que lo conoce pero que prefiere preservar el anonimato y, de hecho, habla a escondidas en un coche, rehusando ir a cualquier bar del pueblo: "Mejor no, que luego saben que he sido yo y no quiero tener problemas".

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
89 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios