Clave para el plan: el apoyo de la ANC

Junts per Catalunya, la marca con la que Puigdemont quiere plantar cara a ERC

Mas y el resto de los líderes del partido que se vieron con Puigdemont querían que diera un paso al lado o que encabezase una lista del propio PDeCAT. No ha sido posible

Foto: El expresidente catalán, Carles Puigdemont, en una rueda de prensa desde Bruselas. (Reuters)
El expresidente catalán, Carles Puigdemont, en una rueda de prensa desde Bruselas. (Reuters)

El cónclave de Bruselas ya tiene 'fumata blanca'. Tras reunirse con el presidente del PDeCAT, Artur Mas, en Bruselas, Carles Puigdemont ha impuesto su tesis: una "lista de país", que liderará él mismo. Artur Mas y el resto de los líderes del partido que se vieron con Puigdemont, como Marta Pascal o David Bonvehí, querían que el expresidente diera un paso al lado o que, en su defecto encabezase una lista del propio PDeCAT. No ha sido posible. Artur Mas no ha podido imponerse al hombre que él mismo designó como delfín.

[Siga aquí en directo la última información sobre Cataluña]

El miércoles el PDeCAT celebra su consejo nacional para definir las listas. Pero lo que propondrán Marta Pascal y Artur Mas a sus militantes deja al partido sin margen político operativo real en un futuro inmediato, tal y como lamentan fuentes de esta formación. Con Puigdemont más fuera que dentro del PDeCAT y una lista “de país”, trufada de independientes, la presencia de miembros del partido en sus escaños será más bien testimonial. Incluso las siglas del PDeCAT desaparecen de la candidatura.

La nueva marca Junts X Catalunya (JuntsxCat) quiere seguir la idea de Miquel Iceta, una lista de amplio espectro. Tan amplia que Puigdemont incluso ha invitado a la secretaria general de ERC, Marta Rovira, como hoy ha adelantado El Confidencial. Pero Rovira no está interesada, según fuentes de ERC, ni siquiera que fuera de cabeza de lista, pese a estar abiertamente enfrentada al líder de ERC, Oriol Junqueras, encarcelado en la prisión de Estremera. Rovira hubiera querido una defensa firme de la Generalitat tras declarar la independencia el 27 de octubre y también no haberse presentado a las elecciones del 21 de diciembre por considerar a Puigdemont el presidente legítimo. Pero al final Marta Rovira ha preferido a Junqueras, a quien las encuestas son favorables.

Pese a ser una “lista de país”, Mas y Pascal le han advertido a Puigdemont que tiene que haber una campaña a cara de perro con ERC. Puigdemont ha aceptado, en parte porque no se habla con Junqueras desde antes de su fuga a Bruselas. El viernes acaba el plazo para que el PDeCAT se sume a esta “lista del president”.

Resulta difícil entender qué partido van a reconstruir si su presencia acaba siendo marginal en el Parlament que salga del 21-D

Puigdemont, en definitiva, ha lanzado una OPA sobre el PDeCAT y se ha quedado las únicas opciones que tenía el partido a precio de derribo. De hecho, es significativo que en esta lista del 'expresident' no vayan a concurrir ni Mas ni Pascal ni Bonvehí, quienes aseguran que se apartan para centrarse en reconstruir el partido. Todos con el 'president', pero no ellos. Además, resulta difícil entender qué partido van a reconstruir si su presencia acaba siendo marginal en el Parlament que salga del 21-D. Todo apunta a que ni Mas, ni Pascal ni Bonvehí quieren acompañar a Puigdemont en su aventura. Aunque en las encuestas, el 'expresident', sigue siendo el mayor activo del partido, si el resultado es un descalabro, Puigdemont será un cadáver político, da igual que se encuentre en Barcelona o en Bruselas.

Eje de la campaña

El eje de la campaña del PDeCAT ha de ser, según explican conocedores de las conversaciones en Bruselas, acusar a ERC de traición. De traición por no haber tenido listas las estructuras de Estado, por haber entregado la Generalitat sin lucha tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución y por haber impedido que Puigdemont convocase las elecciones y evitase así la suspensión de la autonomía en Cataluña, tal y como Puigdemont estuvo a punto de hacer el 26 de octubre, y como le pedía el lehendakari Íñigo Urkullu.

El 'expresident' Oriol Junqueras sale de declarar de la Audiencia Nacional. (Reuters)
El 'expresident' Oriol Junqueras sale de declarar de la Audiencia Nacional. (Reuters)

Carles Puigdemont sabe que las encuestas le son contrarias. Ha prometido al PDeCAT que conseguirá el apoyo de la ANC. Pero la propia ANC se encuentra muy dividida y es una incógnita saber qué hará si tiene que escoger entre ERC y Puigdemont. El objetivo de Puigdemont es doblar los diputados que les da las encuestas al PDeCAT, pasar de 14 a 30, y conseguir que el independentismo mantenga la mayoría absoluta en parlamentarios y consiguiendo más del 50% de los votos. También pretende Puigdemont con esta fórmula quedarse al margen de la sentencia del Palau de la Música, que se espera para mediados de noviembre.

Dilema para los independientes

Además, esto supondrá un verdadero dilema para los independientes. ¿Con qué lista irá el cantante Lluís Llach, quien ya ha dicho que intentará repetir como parlamentario para llevar a buen puerto la independencia? Los manifestantes de ayer en Barcelona quieren unidad. Pero no la van a tener. Y algunos, como la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, prefieran no presentarse en lugar de tener que hacer un feo a unos u otros.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
34 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios