La Eurocámara se desvincula

El PE desautoriza a los eurodiputados que se presentaron como 'observadores' en el 1-O

“El Parlamento Europeo no envió una delegación para observar los acontecimientos del 1 de octubre ni autorizó a ninguno de sus miembros a hacer comentarios o declaraciones en su nombre”

Foto: Eurodiputados escuchan el discurso del vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans. (EFE)
Eurodiputados escuchan el discurso del vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans. (EFE)

No hubo observadores de la Eurocámara en el 1-O. Lo ha dejado claro el propio Parlamento Europeo, en una declaración en la que ha desautorizado a los eurodiputados que acudieron al referendo inconstitucional celebrado el pasado domingo en Cataluña como supuestos observadores.

“El Parlamento Europeo no envió una delegación para observar los acontecimientos del 1 de octubre ni autorizó a ninguno de sus miembros a hacer comentarios o declaraciones en su nombre”, ha afirmado la institución. Por lo tanto, cualquiera de sus nueve miembros presentes el 1-O que valoraran lo sucedido durante la votación lo hizo a título personal.

El PE desautoriza a los eurodiputados que se presentaron como 'observadores' en el 1-O

“Ningún eurodiputado ha recibido mandato para hablar en nombre de la cámara en lo relativo a estos acontecimientos”, recalca la institución. Da igual que fuera un “comentario, observación o declaración emitida oralmente o por escrito”, la Eurocámara se desvincula de ellas.

Independentistas de Gales y Flandes con Bildu

Los eurodiputados que acudieron a Barcelona para seguir de primera mano el 1-O forman parte de diversos partidos de izquierda y de derecha, muchos de ellos independentistas. Este es el caso de los flamencos Mark Demesmaeker y Helga Stevens, que forman parte del N-VA, el partido más votado en Bélgica y miembro mayoritario de la coalición gubernamental.

También estuvieron presentes dos eurodiputadas del Sinn Féin irlandés, Martina Anderson y Lynn Boylan; Jill Evans, de los independentistas galeses del Plaid Cymru; Stylianos Kouloglou, del griego Syriza, y Bodil Valero, del Partido Verde sueco. Junto a Josu Juaristi, de Bildu, y Maria Lidia Senra Rodríguez, de Anova, firmaron una “delegación parlamentaria internacional” de la que la Eurocámara se ha desvinculado.

Además, Mario Borghezio, de la Liga Norte italiana, se presentó como un observador acreditado de la comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, pese a no haber recibido ningún mandato de la misma.

Tras el 1-O, varios han proseguido su apoyo a los independentistas catalanes. Anderson participó junto a otros diputados europeos en una protesta “contra la violencia de España en Cataluña” durante el pleno, en el que algunos representantes internacionales sacaron señeras.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios